Empieza a prestar atención a Young Dolph si no quieres quedar como un idiota

Este rapero de Memphis lleva 12 meses en lo más alto, pero parece que nadie quiere hablar sobre por qué está ahí.
24.1.17

La semana pasada, Young Dolph publicó un tema titulado "Bagg" que contaba con la participación de Lil Yatchy, y anunció el lanzamiento de su próximo mixtape, Gelato, su quinto proyecto en poco menos de un año. "Bagg" es todo lo que podríamos haber esperado de Dolph, y el propio artista lo describe como "el himno de un estafador de la calle que trata sobre tener lo mejor en la vida. Es una canción de club de buen rollo. Es un tema loco, esa mierda tiene mucha energía". No miente.

A pesar de estas buenas noticias— tal como demuestran casi todas las listas de lo mejor del año que se publicaron el mes pasado—muchos todavía no han escuchado el tema, ni tampoco la mitad del enorme trabajo que hizo el año pasado. Young Dolph es un rapero de Tennessee, Memphis, que ha colaborado con Gucci y cuyo fuerte es una descarga directa y contundente que hace que sobresalga en una industria actual de raperos que se inclinan más por lo melódico. Además de sus fantásticos versos en canciones donde ha participado como invitado, como "Cut It" de OT Genasis y "Bling Blaww Burr" de Gucci, publicó cuatro proyectos (King of MemphisBosses UpBosses and ShootersRich Crack Baby) que se merecen unos buenos elogios en un año que ha estado lleno de genialidades. Dolph no se limita a superar obstáculos con su música; también ofrece una perspectiva sobre las verdades del mundo. Aunque cada una de estas publicaciones recientes demuestran que se ha sido injustamente ignorado durante los últimos 12 meses, es la primera de ellas, King of Memphis, la que ilustra con más claridad el camino que nos ha preparado Dolph.

Desde "Facts", el tema de introducción producido por Mike Will Made It y Resource, nos damos cuenta de que es algo que bien merece nuestro tiempo. Es una muestra excelente de una buena composición de letras, donde cada verso destacado con un gancho que nos descubre fielmente de qué va el disco:

Publicidad

"Bendito joven negro 

Siento como si cada día Dios me pusiera a prueba 

Desde que tenía 17 años no he tenido ni un respiro 

Se acercan las facturas, y adivina quién pagará el alquiler".

El resto del disco, que cuenta con la producción de Zaytoven, Nard & B y muchos otros grandes nombres del trap como invitados, sigue la misma línea. Seguimos a Dolph mientras reflexiona sobre su pasado, se viste con su progreso y sueña con seguir triunfando todavía más en el futuro. Todo el disco tiene un rollo muy Thug Motivation:101, una muestra de confianza que a todos nos vendría muy bien aprender. Hacia la mitad del disco es difícil decir si se trata de un álbum lleno de canciones o de discursos de motivación. Las frases clave suenan más como mantras que podríamos leer en un libro de autoayuda. Nos llena el alma y aumenta el deseo de alcanzar nuestro fin como pocas otras obras de arte, ya sean de música o de otro medio.

Hay demasiados buenos temas para poder escoger solo uno. "Let Me See It" es similar a "Facts", donde el segundo verso habla del rapero yéndose de gira por clubs de striptease por todo Estados Unidos. En "Royalty", Dolph nos habla sobre cómo es ser el rey. Versos como "Mi tatarabuelo era un esclavo" y "Siempre ando en busca del dinero, ni me preguntes a dónde voy" nos ofrecen una visión amplia aunque completa de la mentalidad cotidiana de Dolph y nos ayuda a entender cómo se convirtió en la persona que es hoy. Otro de los temas más emocionantes, "USA", es otra reflexión más sobre su pasado y las oportunidades que ha conseguido con sus esfuerzos:

"¿Recuerdas todos esos días que tuvimos que comer hotdogs con papas? 

Publicidad

No hay amor en la calle, hermano 

Ven a dar un paseo con estos Givenchys que llevo en los pies, hermano

¿Nunca has tenido tanta hambre que no has podido dormir, hermano?"

Intentar señalar las partes malas de  King of Memphis también es una difícil tarea. No es que no las haya, pero se pueden contar con una sola mano y aún nos sobrarían dedos. Hay algunos ejemplos en el disco que podríamos señalar como momentos decisivos, pero lo mejor de Dolph en toda la obra es que dice la Verdad. King of Memphis es una gran presentación de la Verdad, y solo eso lo convierte ya en un proyecto especial. Pero, ¿qué es exactamente la Verdad? Bueno, hay verdades que son cosas con las que nos identificamos y que podemos haber vivido nosotros mismos y de ellas nos hablan un montón de artistas. Todas ellas se basan en la perspectiva y la experiencia, lo que tú conoces puede cambiar a los ojos de otra persona, según quién sea, de dónde venga y las experiencias que haya vivido. Pero luego está la Verdad, y esta verdad es más fuerteIndependientemente de cómo se cuente o presente la verdad, todo aquel que la escucha se identifica con ella. Los detalles específicos no son importantes, la verdad no se basa en los detalles y tecnicismos, sino en el hecho de que lo que dice el emisor se puede aplicar más allá de cualquier frontera. Ni la situación económica, raza, religión o cualquier otro factor social puede alterar la verdad, y esa es una de las razones que la convierte en algo muy aterrador.

El público en general no está acostumbrado a escuchar la verdad. Normalmente, cuando se presenta de forma oral, la reacción puede ser muy diversa y, como con la mayoría de cosas que no nos resultan familiares, se recibe con un ataque de miedo y violencia. No se trata únicamente de la verdad en sí misma, sino también de lo que viene con ella. A veces, tienes que aceptar el hecho de que todo en lo que creías no cuadra y que tus ideas sobre diferentes personas, lugares y situaciones tendrán que cambiar. Mucha gente, dependiendo de varias circunstancias, tienen que enfrentarse a la verdad en momentos más o menos tempranos de su vida. Algunos nunca tendrán que aceptarla y deciden permanecer en su burbuja, negándose a ver el mundo tal y como es. Es mucho más fácil seguir siendo tal como eres y no hacer ningún esfuerzo por ser mejor. Pero a largo plazo la verdad es imbatible, porque la verdad es lo que ya está ahí fuera, es inamovible. No puedes ser tu yo más perfecto si intentas reprimir las fuerzas exteriores que se escapan de tu control. Tienes que reconocer y adaptarte al camino que tienes por delante. King of Memphis es un ejemplo de lo que ocurre cuando tu estrategia funciona muy bien.

Los detalles de King of Memphis entran dentro de un estilo de vida específico, pero la verdad es algo mucho más grande. Cuando Dolph habla sobre cómo se escapó de la pobreza, luchó contra la adicción y consiguió el éxito económico, la verdad sobre la que él habla es el homenaje a la entereza que tiene alguien para superar los obstáculos y convertirse en alguien mejor de quien era ayer, con la esperanza de convertirse algún día en la persona en la que siempre soñó. Y, ¿quién no se identifica con eso?

King of Memphis es una oda a lo que todos aspiramos, no necesariamente la versión perfecta de nosotros mismos, pero sí la más completa, con un entendimiento claro de dónde y cómo podemos mejorar. Lo más probable es que unas reflexiones sobre  King of Memphis no te cambien o solucionen la vida de forma drástica, pero sí que te harán recordar cuál es la Verdad en la vida y cómo la puedes utilizar para triunfar. Eres capaz de mover montañas y romper el cielo en dos y quizás también seas capaz de salir de la cama por la mañana y enfrentarte a toda la mierda que te cae durante el día. Hay una cierta belleza en la música que capta momentos y emociones especiales, pero ¿qué pasa con la que habla sobre lo que todo el mundo vive en el día a día? Todos tenemos diferentes experiencias con el romance, la pérdida y las emociones difíciles, pero lo que nos une es nuestra lucha, dolor y deseo de mejorar. En ocasiones simplemente conseguir existir ya es algo de lo que podemos estar orgullosos, pero nadie quiere que ese sea su punto de partida para el éxito. Lo que todo ser humano tiene en común es que todos nosotros queremos más, y de eso es de lo que van King of Memphis y Young Dolph.

Trey Smith cree que todos tienen que escuchar a Young Dolph y puedes seguirlo en Twitter  . 

Traducido por Rosa Gregori.