VICE News

Zimbabue en vilo: el ejército toma el control del país y Mugabe resiste

El golpe militar busca poner fin al gobierno de Robert Mugabe, quien lleva 37 años al frente del país. Sin embargo, este jueves él insistió en que sigue siendo el único gobernante legítimo, aunque se encuentre bajo arresto.
16.11.17
Foto por Aaron Ufumeli/EPA.

El Ejército de Zimbabue tomó el poder en el país este miércoles, asegurando que su objetivo son los “criminales” que rodean al presidente Robert Mugabe, el único hombre que ha gobernado el país en sus 37 años de independencia.

Los soldados tomaron el control de la emisora estatal. Vehículos blindados bloqueaban las calles que conducen a las principales oficinas gubernamentales, el Parlamento y los tribunales en el centro de Harare. La atmósfera en la capital permanecía en calma.

Publicidad

Los militares dijeron que Mugabe y su familia estaban a salvo; y de hecho el líder habló por teléfono con el presidente de Sudáfrica, Jacob Zuma, y le dijo que está confinado en su casa pero bien, de acuerdo a un comunicado difundido por el Gobierno sudafricano el miércoles.

La situación es complicada, ya que el golpe militar tiene como objetivo poner fin al gobierno de Mugabe, sin embargo este jueves el presidente insistió en que sigue siendo el único gobernante legítimo de Zimbabue. Una fuente de inteligencia citada por Reuters indicó que incluso se está resistiendo a la mediación de un sacerdote católico para lograr que deje el poder.


Relacionado: En Ghana se encadena a personas con enfermedades mentales.


Mugabe, su esposa Grace y dos figuras clave de su grupo político se encuentran bajo arresto domiciliario en el complejo presidencial “Casa Azul”, de acuerdo a una fuente que dijo haber hablado con personas dentro del recinto.

La fuente de inteligencia señaló a la agencia que el sacerdote Fidelis Mukonori está actuando como intermediario entre Mugabe y los generales que encabezaron el golpe de Estado; sin embargo aún no quedó claro si el golpe militar pondrá fin de manera formal al gobierno de Mugabe, de 93 años. El principal objetivo de los generales parece ser evitar que la esposa de Mugabe, Grace, de 52 años, lo suceda en el poder.

No obstante, permanezca o no en el cargo, es probable que signifique el fin del dominio total de Mugabe, el último de la generación de fundadores de estados africanos que se mantiene en el poder.

Publicidad

Mugabe, considerado todavía por muchos africanos como un héroe anticolonial, es despreciado en Occidente por su desastroso manejo de la economía y su habitual uso de la violencia para mantener el poder.


Relacionado. Los diamantes de Zimbabue: el botín del gobierno.


La semana pasada sumió a Zimbabue en una nueva crisis política al destituir a su vicepresidente y probable sucesor. Los generales creen que la decisión busca allanar el camino para que Grace Mugabe asuma el poder y anunciaron el lunes que estaban preparados para “actuar” si no acababan las purgas de sus aliados.

“Solo estamos apuntando contra los criminales que lo rodean (a Mugabe), que están cometiendo delitos que causan sufrimiento social y económico en el país, para llevarlos ante la justicia”, dijo el general SB Moyo en televisión.

“Tan pronto como cumplamos con nuestra misión, esperamos que la situación vuelva a la normalidad”, agregó el militar.

Sigue a VICE News En Español en Twitter: @VICENewsEs