Actualidad

Las cosas más raras que se han visto revelando cámaras desechables

"Uno de ellos había hecho caca en una almohada al lado de la cabeza de otro chico mientras dormía"
5.12.19
Fotos de cámaras desechables Emily Bowler VICE fotos raras
Fotos: Emily Bowler

A la gente le flipa la fotografía analógica.

“Es más real. Me encantan sus imperfecciones”, te dice tu novio, que trabaja de relaciones públicas pero hace unos años fue a la exposición de Wolfgang Tillmans en el museo Tate Modern y ahora tiene una segunda cuenta de Instagram donde sube fotos de su Yashica T5 (102 seguidores tiene y aproximadamente 10 millones de fotos con poca luz de mierdas de la calle).

Publicidad

Pero este tipo de fotografía no está reservado solo para ti, para mí y para todo aquel que recientemente haya comprado una cámara desechable en eBay y haya buscado en Google lo que es “la apertura”. También es para gente rarita. Quizás tiene que ver con lo fácil que es destruir una película fotográfica, comparado con las fotos digitales. Puede que sea por la posibilidad de dejar la cámara en cualquier sitio sin preocuparte de que alguien se ponga a fisgonear y vea todas las guarrerías que has estado haciendo.

Sea lo que sea, hay algo en las fotos analógicas que las hace ser el medio preferido para viejos verdes, chicas que intentan ser alternativas y populares y que solo salen con camellos, apasionados del BDSM de mediana edad y pavos de veintipico años que se obsesionaron un poquito demasiado con Jackass cuando eran pequeños.

Todo esto me hizo pensar: ¿qué mierdas depravadas se ha tenido que encontrar la gente que se dedica a revelar este tipo de fotografías? Nos hemos puesto en contacto con algunos para que nos cuentes sus peores historias y les prometimos que los mantendríamos en el anonimato para que no les echen la bronca o les despidan.

couple in bed

"Uno de ellos había hecho caca en una almohada al lado de la cabeza de otro chico mientras dormía"

“Una vez revelé a la vez unas cinco fotos de cámaras desechables de unos chicos que habían estado de vacaciones. Creo que era una despedida de soltero o algo así, porque había muchísimas fotos de borrachos. La mayoría eran cosas típicas como disfraces absurdos, fotos grupales de tíos trajeados, fotos haciendo el tonto, culos y eso”.

“Pero también había… en fin, uno de ellos había hecho caca en una almohada al lado de la cabeza de otro chico mientras dormía. Yo no estaba cuando el chico que las había traído vino a recogerlas, lo cual es una pena, porque me hubiera encantado ver su cara de vergüenza cuando se las hubiera devuelto. No es muy agradable, lo sé. Espero que su mujer no las haya visto y le haya dado una bofetada.”

Publicidad

– Angela

‘La mujer de las fotos, con su padre, claramente no era su madre’.

“La mayoría de las imágenes que revelamos son fotos típicas de vacaciones, de familias, niños, etc. Las más interesantes son cuando la gente llega con un carrete después de haberlo tenido años guardado y no recuerdan qué hay”.

“Una vez, un hombre vino con un carrete que había encontrado limpiando la casa de su padre después de que este falleciera. La mayoría eran fotos familiares, nada especial, pero pensé que a su hijo le gustarían. Cuando vino a recogerlas, se puso a verlas conmigo por si quería imprimir alguna más grande. De repente, para mi asombro, se quedó callado. Después de un rato, me dijo que no conocía a nadie de las fotos, excepto a su padre. La mujer de las fotos claramente no era su madre y él solo tenía hermanas, pero había tres niños en las imágenes. Fue un poco incómodo y se fue sin más; nunca llegué a conocer toda la historia. Una segunda familia secreta, quizás. ¡Muy raro!

– Lisa

‘He visto muchos genitales, sí, y alguna que otra escena íntima’

“No estoy seguro de si te debería contar esto, pero mi jefe todavía no ha llegado, así que… Nosotros vemos las fotos porque tenemos que ajustar la luz si están demasiado oscuras. Normalmente, no pasa nada por mirar las primeras o las últimas, pero he aquí un consejo si vas a revelar fotografías de desconocidos: ¡esconde las más raras en el medio!”.

“Puedes pensar que a la gente le daría vergüenza traer sus carretes con fotos guarras, pero no siempre es así. He visto muchos genitales, sí, y alguna que otra escena íntima. Eso es todo lo que te voy a decir”.

Publicidad

– Richard

cocaine on butt

‘Un hombre vino con carretes llenos de muñecas en diferentes posturas sexuales’.

“Trabajaba en un laboratorio de revelado cuando estaba en la universidad y veíamos todo tipo de cosas asquerosas y raras. La mayoría sexuales, pero una vez vino un tipo repelente con carretes de imágenes de mujeres jóvenes en ropa interior. Supongo que les había dicho que era un fotógrafo o un cazador de modelos o algo así. Al final, le dije a uno de mis compañeros que le atendiera; era demasiado asqueroso, el tío. Otras veces, venía un hombre que a veces venía a revelar fotos de muñecas en diferentes posturas sexuales. Francamente, ese trabajo de verdad me hizo conocer a algunos hombres de mierda”.

– Marta

‘Era un montón de fotos de vómitos’

“Donde yo trabajo, tenemos una política de no mirar las fotos privadas de la gente, y eso hacemos. Te sorprendería lo aburridas que son muchas veces: principalmente son fotos familiares, graduaciones, cumpleaños… y una vez que ves una, las has visto todas”.

“Pero donde trabajaba hace 10 o 15 años, eran mucho más relajados y veíamos cosas muy raras. Además, por aquel entonces la gente usaba cámaras desechables más a menudo. Una que no se me olvida es una persona que hacía fotos cada vez que estaba enferma, así que básicamente eran un montón de fotos de vómitos. Quiero pensar que era algún tipo de trabajo artístico, pero nunca se sabe. Siempre se ven fotos de sexo también, pero eso te lo puedes esperar, ¿no?”

– Reece

@ro_hew