Pizza griega

No son los ingredientes, la pizza griega se crea en un sartén con mucho aceite de oliva y su base queda ligeramente frita; esto la distingue del resto.

|
08 Junio 2017, 9:20pm

Foto de Farideh Sadeghin

Rinde 2 pizzas
Preparación: 20 minutos
Total: 3 horas

Ingredientes

para la masa:
1 cucharadita de levadura seca activa
½ taza de agua, calentada a 45º C
1 taza de harina multiusos
1/2 taza de semolina
1 cucharada de aceite de oliva, un extra para engrasar
1 cucharadita de sal
1/2 cucharadita de azúcar granulado

para la salsa:
1 (795 grs) lata de tomates enteros y pelados San Marzano
2 cucharadas de aceite de oliva
1 cucharada de chile seco en polvo
2 filetes de anchoa, absorbe la humedad con una servilleta
1 diente de ajo
1 cucharada de azúcar granulado
1 cucharada de salsa de soya

para la pizza:
450 grs de queso rallado (una mezcla de mozzarella, provolone y cheddar es lo mejor)
60 grs de peperoni rebanado

Instrucciones

1. Haz la masa: disuelve la levadura en agua dentro del bol de una batidora. Deja reposar hasta que comience a crecer, alrededor de 10 minutos. Añade la harina, el aceite, la sal y el azúcar. Enciende la batidora a velocidad media hasta formar una masa adherente. Transfiere a una superficie ligeramente enharinada y trabaja la masa hasta que esté suave, unos minutos más. Transfiere a un bol engrasado y cubre con plástico de cocina. Colócalo en un lugar cálido y permite que la masa doble su tamaño, alrededor de 2 horas. No dejes que repose tanto tiempo, porque no quieres una masa con mucha levadura.

2. Prepara la salsa: coloca los tomates en un procesador de alimentos y procesa hasta conseguir una consistencia homogénea. Calienta el aceite de oliva a fuego medio alto en una olla mediana. Añade el chile en polvo y sofríe por 30 segundos. Agrega las anchoas y el ajo, continúa la cocción por 1 minuto. Añade los tomates procesados, el azúcar y la salsa de soya, permite que hierva a fuego lento durante una hora. Sazona con sal al gusto. Permite enfriar por completo.

3. Prepara la pizza: calienta el horno a 260 ºC, asegúrate de que la parrilla esté en la parte de enmedio. Cuando la masa esté lista, puedes cortarla a la mitad y formar dos bolas. Engrasa tu sartén con una buena cantidad de aceite de oliva. No tanto como para formar "lagos" en el fondo, pero sí debes cubrir la superficie entera para que la costra de la pizza se fría. Luego, coloca la masa dentro de la sartén (presiona como si quisieras formar un pay). Extiende ⅓ taza de salsa sobre la masa y espolvorea la mitad del queso (cubre los bordes también… olvídate de la cornicione, no queremos un borde marcado solo crujiente y con queso). Agrega pepperoni y un poco más de queso. Hornea durante 20 a 25 minutos, hasta que el queso comience a burbujear y los pepperonis se ricen, formando cazuelitas de carne. ¡Voila! Repite con el resto de la masa, la salsa, el queso y el pepperoni.