Trent Reznor cree que Taco Bell iba a arruinar la música en los 90

El líder de Nine Inch Nails propone un escenario alternativo en el que la empresa de comida rápida contamina a Sonic Youth.
ER
traducido por Elvira Rosales
Photos via Flickr users Plain Alicia's Photography and Mike Mozart.

De alguna manera, a principios de los 90, Taco Bell convenció a los rebeldes de la música country, Johnny Cash y Willie Nelson, de que aparecieran en sus anuncios televisivos cantando horribles canciones sobre tacos de 79 centavos. A pesar de ser conocidos por su integridad artística, estos íconos parecían felices de cobrar, presumiblemente, fuertes cantidades de dinero por vender tacos para la empresa gringa (en anuncios que son bastante incómodos de ver hoy en día, por cierto).

Publicidad

Pero una banda que no se atrevió a hacer eso fueron los rockeros de Sonic Youth, cuyas reverberaciones salvajes y camisas de franela podrían haberle generado buenas ganancias al gigante del taco a principios de los 90. Según una entrevista con Trent Reznor dirigida por Juxtapoz , Sonic Youth se salvó por tener suficiente integridad creativa y preocupación por su marca personal para evitar la oportunidad de aparecer, por ejemplo, en un comercial cursi de pizzas mexicanas.

LEE MÁS: Escucha a Nine Inch Nails y pon un poco de mayonesa en tu ensalada

"Estábamos hablando de cómo, a principios de los años 90, Sonic Youth no saldría en un anuncio de Taco Bell", dijo Reznor a Juxtapoz . "Ése hubiera sido el fin de Sonic Youth. El equivalente a Sonic Youth de hoy en día, sí podría estar en un anuncio de Taco Bell. Podrían ser patrocinados por cualquier cantidad de cosas desagradables, pero la percepción es más positiva". (Reznor parecía estar hablando hipotéticamente y no ofreció ninguna evidencia de que, de hecho, Taco Bell se acercó a Sonic Youth para hacer una campaña publicitaria).

Aquí los dolorosos ejemplos de Johnny Cash y Willie Nelson:

Reznor expresó el comentario mientras discutía la creciente presencia de "patrocinios corporativos" en la música actual, advirtiendo que modelos comerciales como los tours patrocinados podrían desencadenar lo que él llama "una mordaza de expresión" para los músicos jóvenes.

Y si bien participar en un comercial de Taco Bell no acabó con las carreras de Johnny Cash o Willie Nelson, sí podría haber afectado y reducido su credibilidad como "rebeldes". Es obvio que no estaban tan listos como Reznor, o Sonic Youth, para morder la mano que los alimenta.