Publicidad
deportes

El Barça y la teoría de la conspiración

Al FC Barcelona le llueven palos por todos lados y ellos lo achacan a la mano negra del Real Madrid

por Juanjo Villalba
04 Febrero 2015, 9:26am

Ayer el presidente del Barça fue imputado por el juez Ruz por un delito fiscal en el fichaje de Neymar, delito del que también tiene que responder el Barça como persona jurídica.

En el auto dictado ayer, Ruz accedió a la petición del fiscal, José Perals, y apuntó que el Barça y Bartomeu podrían haber defraudado a Hacienda 2,8 millones de euros en 2014 en la compra de Neymar, a los que se sumarían a otros 2,4 millones no abonados en 2011 y otros 6,9 millones correspondientes al ejercicio de 2013.

Todo esto pone al presidente del Barça en una situación bastante complicada de cara a su reelección en las elecciones que se celebrarán este año cuando termine la temporada y echa más leña al fuego a la ya complicada situación del club por temas no estrictamente futbolísticos. Os recuerdo que aparte de los problemas fiscales de Messi y de estos que salen ahora por el fichaje de Neymar, el Barça fue sancionado por la FIFA debido a irregularidades en el fichaje de jugadores extranjeros menores de 18 años y no podrá incorporar nuevos jugadores hasta enero de 2016.

Por el caso de Neymar, ya dimitió el anterior presidente, Sandro Rosell, que en unos días pasó de decir que no pasaba nada a largarse de la entidad, dejándola en manos del hoy imputado Bartomeu.

Ayer, en declaraciones al programa 8 al Día de la cadena privada autonómica catalana 8TV, el presidente del Barça emprendió una curiosa estrategia de defensa que se podría resumir en que existe una conspiración contra el equipo por parte de sectores de la capital de España vinculados de alguna forma al Real Madrid, para hacerle la vida imposible al Barça recurriendo a cualquier truco legal o fiscal. El presidente del Barça incluso llegó a decir que algunas personas de Madrid le habían confirmado que esto era verdad.

La entrevista de Bartomeu en 8 al día

Según Bartomeu, el Madrid quiso en su día a Neymar y no pueden soportar que al final el chaval optase por vivir y trabajar a la orilla del Mediterráneo.

Pero la cosa no queda allí, en foros y comentarios de los diarios deportivos de la capital catalana los lectores acusan al gobierno de Rajoy e incluso al CNI de estar detrás del Barça debido a la postura del club y de algunos jugadores respecto al proceso de independencia de Cataluña. Se da el caso de que el club cedió el Nou Camp para la celebración del Concierto de la Libertad a favor de la independencia de Cataluña en junio de 2013.

El Concierto por la Libertad en el Nou Camp

La verdad es que recurrir al victimismo es algo bastante socorrido y que levante la mano quien no lo haya hecho alguna vez en su vida, pero este es un caso complicado y creo que se deberían tener en cuenta varios factores.

Messi no habría pagado más de 50 millones a Hacienda en multas si no hubiera cometido delitos fiscales y en el caso del fichaje de Neymar se trata de discrepancias en el tratamiento fiscal de algunas partidas que seguramente se resolverán pagando un dinero a Hacienda. De hecho, el Barça ya depositó nada menos que 13,5 millones de euros en Hacienda "para saldar con ellos cualquier posible deuda tributaria por el fichaje de Neymar" y eso no lo haces si estás convencido de tu inocencia, ¿no?

Pero por otro lado, lo que también es bastante raro en todo este caso es la acumulación de casos que afectan al equipo catalán. ¿En serio no hay ningún otro jugador que haga algún truquillo para no pagar a Hacienda? ¿Todos los fichajes de todos los equipos de España, excepto del Barça, cumplen a rajatabla los requisitos fiscales del estado? ¿Cómo puede ser que a un amigo mío (que el año pasado no llegó a ganar ni 25.000 euros) le hayan hecho ya tres inspecciones en tres años? ¿Cuántas le han hecho a los tíos que salen en los cromos de la Liga BBVA de Panini?

En fin, que es muy posible que el Barça la haya cagado en unas cuantas cosas y realmente es justo que pague por ellas, pero también llama la atención que los focos se centren solo en un equipo, sobre todo en un mundo tan lleno de zonas oscuras como es el del fútbol español.