Publicidad
Listas

Once canciones que suenan a sexo

Bajémsole al romance hoy. Les mostramos canciones que hablan de cosas más divertidas que un besito francés

por THUMP Staff
14 Febrero 2017, 10:19pm

Tanto el baile como la música que lo estimula pueden ser inherentemente sexuales. Algunos artistas optan por saltarse los rodeos e ir directo al grano, armando canciones sampleando palmaditas húmedas y gemidos exagerados, y los resultados pueden ser o excitantes o muy paila. Pon la canción adecuada pero en el momento equivocado de la noche, y probablemente quedarás como un viejo verde.

Pero hay quienes lo han hecho bien, reinventando la forma en la que concebimos el sexo en la música electrónica. Hoy, el día de San Valentín, decidimos celebrar la lujuria. Por eso listamos una colección de 10 canciones que samplean sonidos sexuales realmente bien, abarcando desde el robo-erotismo del IDM, y claro, incluyendo una buena dosis de house bien húmedo. -David Gerber

1. Aphex Twin - "Windowlicker"

El track más reconocido de Richard D. James es a su vez el más arrechín. También es una instancia en donde los tonos centrados en el sexo están comprimidos y reconstruidos en formas que logran confundirnos y deleitarnos de tal forma que ni siquiera estamos seguros de lo que estamos oyendo. Durante sus seis minutos de duración hay gemidos y suspiros que salen y entran de la producción—Los nerds en los foros especulan que todas son versiones de la propia voz de James— jugando entre lo tranquilo y lo aterrador. También está el infame video... -DG

2. Disclosure - "What's In Your Head"

El álbum debut de los hermanos Lawrence demostró su agudo entendimiento acerca de cómo cortar samples hasta convertirlos en piezas irreconocibles. En "What's In Your Head," una de las canciones que sobresalen en el disco (originalmente lanzada en el EP The Face), cortan samples vocales y los vuelven gemidos y gritos que se mezclan con sintetizadores extraterrestres que nos llevan a todos derechito a la ciudad del pecado. -DG

3. Donna McGhee - "Make It Last Forever"

Originalmente lanzada por Donna McGee, y luego transformada por Inner City y Larry Lean, este clásico del disco casi que habla por sí mismo, pero sáltate hasta el minuto 4 si necesitas más pruebas. Que no se te olvide estirar antes. -DG

4. Frankie Knuckles - "Baby Wants to Ride"

Junto con otros clásicos atemporales de Knuckles y el joven vocalista de Chicago, Jamie Principle, "Baby Wants to Ride" logra mezclar la sexualidad con la conciencia política, dejando como resultado una canción que revela las ganas de la forma más fina y humana. El contribuidor de THUMP, Alex Frank, escribió el año pasado que las canciones de la discografía de Knuckles "te convocan hipnóticamente fuera de este mundo para llevarte al libre y necio espacio del club, y han sido las canciones de las primeras experiencias en las pistas para muchos jóvenes". Mientras que muchas canciones en la historia de la música de club han utilizado el sexo para tocar una variedad de puntos de placer, esta pieza en particular captura alegremente lo que todos buscamos en la pista. -DG

5. Maceo Plex - "Conjure Sex"

En una repasada rápida, uno podría estarse perdiendo el interludio orgásmico de esta versión perteneciente a una serie de EPs de 2014. Mientras que se demora unos largos cuatro minutos para que se asomen los gemidos, la estampida de instrumentación pesada se siente como un buen revolcón entre las sábanas. -DG

6. Moodymann - "Freeki Motha Fucka"

En uno de los números más aclamados de Kenny Dixon del álbum Det.riot '67 (2008), Moody evoca a alguien misterioso en alguna de sus más necias charlas con la almohada. "Amo tus shows en la habitación por las noches, son mejores que la televisión por cable," susurra Moody. -DG

7. Nymphomatriarch - "Blood on the Rope"

Muy pocos se han comprometido tanto con la idea de samplear sonidos sexuales tan intensamente como Aaron Funk y Rachel Kozak en su álbum Nymphomatriarch (2002). Los productores (quienes graban como Venetian Snares y Hecate respectivamente) fueron pareja y decidieron, en palabras de Kozak, estudiar una "pasión compartida por algunas de sus cosas favoritas; Beats y sexo". Por lo tanto la pareja se pasó todo un tour europeo grabando sonidos de sus propias experiencias sexuales, para luego curarlas en sonidos que conformarían todo un LP. Vale la pena oirla toda, pero "Blood on the Rope" es el momento más perturbador y extático del álbum. Las baterías son palmadas sutiles, dándole al ambiente esa procedencia sinuosa e incómoda que es de esperarse del dúo de experimentadores del breakbeat. -Colin Joyce

8. Omar S - "Look Here Watch"

Omar es un visionario de Detroit adorado por difuminar las líneas entre lo provocativo y lo ganador, y esta canción de su monumental álbum It Can Be Done, But Only I Can Do It, es la forma más creativa de no hacer mucho con los samples. Apareciendo a la mitad del álbum cuando tus parlantes están al tope, Omar toma prestadas escenas viejas de porno y las sitúa dentro de una melodía de house discreta y downtempo. -DG

9. Prince - "Erotic City"

El lado B de Let's Go Crazy no solamente le reveló al mundo a la colaboradora de Prince, Sheila E, sino que también incluía a algunos de los artistas más creativos de la experimentación vocal: un corto segmento de seductivos pero inolvidables gemidos. Desde las atrevidas baterías hasta las debatibles letras explícitas de Prince, no es nada más que otro track vaporoso en la discografía del Purple One. -DG

10. Squarepusher - "Red Hot Car"

¿El breakbeat de IDM hecho por un tipo con una pantalla de computador en su cara?¿Teniendo sexo? Buenas preguntas. Más allá de la confusión ocasional, algo de la canción suena como si dos máquinas estuvieran jugando con sus partes íntimas. -DG

11. TT the Artist - "Pussy Ate"

El club de Baltimore siempre ha manejado su porción de letras malpensadas, pero la dramática sordidez de la canción de 2013 de TT The Artist está lograda casi en su totalidad por gemidos que componen casi toda la melodía de los beats. Conforme TT rapea acerca de evitar aquellas relaciones que lo atrapan a uno por puro placer, llega un quejido agudo. De pronto el amor es todo lo que necesitas. -CJ

***

Sigue a THUMP Colombia en Facebook