los propios

Fandango tropical y sudor: siete años de fiesta con El Freaky

Celebramos con el crew su séptimo aniversario recordando los siete momentos más brutales de su carrera

por Sebastián Narváez Núñez
27 Mayo 2016, 8:15pm


Foto por David Micolta.

No es cumbia ni dancehall. No es reggae ni moombahton. No es drum & bass ni salsa. No es kuduro ni champeta. No es rap ni afrohouse. Pero, curiosamente, lo es todo al tiempo. Como si alguien hubiera prendido la licuadora y metido un ingrediente a la vez, le hubiese dado el tiempo suficiente para que mezclaran sus sabores y le hubiese agregado un sabor diferente. El Freaky es esa licuadora, los ingredientes son cada uno de los géneros que poco a poco se convierten en protagonistas a lo largo de la noche y, finalmente, el jugo que se sirve al final son todos los asistentes a la pista. Los mismos que terminan sudados, extasiados y completamente satisfechos.

Lo que en un principio fue una fiesta de un viernes al mes, poco a poco se fue convirtiendo en un bailoteo obligatorio de cada fin de semana. En sus inicios se les conocía como El Freaky Friday, luego le mocharon el “Friday”, pero le sumaron al sabor. A lo largo de estos 7 años, el colectivo sonoro/visual integrado por Andrés Shaq, Mike Style y Kmmy Ranks en los decks y Fat Sugar Daddy en los visuales, se ha convertido en el ensamble que, de alguna manera, le ha dado cierto protagonismo a la labor del DJ en el país, por lo menos en la escena tropical. Durante este tiempo también han acompañado las presentaciones de artistas que van desde Carlos Vives y el maestro Alfredo Gutiérrez, hasta Diplo, Justin Bieber y una lista bien larga. Todo esto, desde la independencia. A pulzo. Solitos. Siendo la respuesta colombiana al creciente movimiento del Global Bass.

Aprovechando que el próximo 10 y 11 de junio estarán celebrando su séptimo aniversario en Bogotá y Medellín respectivamente, decidimos hacer una retrospectiva y pedirle al potente cuarteto una selección de los siete momentos más brutales que han vivido tanto en tarima como fuera de ella.

Vamo’

Trabajar con Young Gurú, el ingeniero de Jay Z y Rihanna, como ingeniero de “Summer Now”. Llegamos a él por un evento al que vino, le gustó el proyecto y decidió ayudarnos. Además la canción es con Gyptian que es todo un referente del reggae jamaiquino actual.

La colaboración del maestro Alfredo Gutiérrez en “Sabroso”. Lo anecdótico acá es que el maestro no entendía muy bien qué hacíamos. Para él eso era rock, sin embargo lo metimos a estudio, se gozó un montón la canción y se tiró unos buenos versos hablando de prepagos y de Elvis Presley. La canción es la favorita de nuestros papás. Mucha gente aún la escucha y se sorprende, a veces creemos que estas personas jamás aceptarán los sonidos nuevos y vea que sí, los aceptan y los disfrutan.

Tocar con Carlos Vives en el American Airlines Arena. Vives es un gran tipo, cuando nos escuchó por primera vez se emocionó con el proyecto y nos invitó a abrir varias fechas de su gira Más Corazón Profundo. Si, unos DJs, y ahí estuvimos.

El fenomeno Diplo. Diplo nos conoció cuando abrimos para él en su primer show de Colombia. Siempre nos ha demostrado su apoyo, tanto así que hemos hecho dos remixes oficiales "Aerosol Can" y "Set Me Free". En contadas ocaciones nos han referenciado como los embajadores de esta vuelta acá.

Africa, sin duda para los 4 el lugar mas lejos donde hemos llegado. Pasaron muchas cosas chistosas, por ejemplo para el show íbamos a lanzar unos tiburones inflables y resultó ser que allá es el lugar donde hay más ataques de tiburón en el mundo. Toco pedir permiso a la organización y determinar si era buena idea lanzarlos o no, al final representaban algo muy fuerte para ellos. Nos dijeron que sí y la gente terminó bailando con ellos. Otra cosa que nos pasó fue que como parte del Festival Kaloobang, en Isla Reunion, tocaba hacer un toque y una charla con los internos de la prisión de la isla. Por supuesto era algo raro, al entrar al recinto todos estaban sentados: mujeres a un lado, hombres al otro. Nos pidieron no incitarlos a bailar para no tener problemas de disciplina. Ellos se identificaban mucho con la música, se sabían canciones, sobre todo champetas africanas. Luego hablamos con ellos, lo que más agradecían era lo lejos de donde habíamos llegado, preguntaron sobre Colombia, sobre la música y sobre los dibujos del DJ set. Es raro tocar en esos lugares, había una festividad triste, al final eran seres humanos privados de la libertad. No entendían español, ni inglés, pero nos hablabamos con la música, quizá una experiencia que difícil se nos volverá a presentar.

Tocar durante por dos años consecutivos en el SXSW y, en esta última visita (2016), ser reseñados por varios medios como uno de los mejores shows, logrando la mención de medios tan importantes como The New York Times.

Tocar el mismo año en Vive Latino (México), Rock al Parque (20 años del festival y ser uno de los shows especiales a propósito de la celebración) y Estéreo Picnic (show de cierre del festival). Durante el 2014, ser parte del cartel de tres festivales importantes del continente, alternando con grandes músicos y todo tipo de propuestas fue increíble, además lograr que los DJs tengan un espacio como un show válido dentro de estos festivales. Aunque parezca la regla en el mundo, con DJs locales no había pasado.

***
Celebren con El Freaky por aquí y cáiganles al cumple para soplarle las velas y romperles la piñata.