Publicidad
música

Rock al Parque dejó a mis perritos vaciados

Raqueteamos a algunos de los concurrentes en busca de monedas y sólo encontramos billeteras roídas. Especial de nuestro suplemento económico.

por Fotos por Hugo Rubiano
06 Julio 2016, 9:13pm

Este artículo fue publicado originalmente en Noisey, nuestra plataforma de música.

Pelados, jodidos pero felices (y eso que hasta ahora arranca el mes).

Llega ese momento del festival en el que abres la billetera y nada. Escarbas entre los pantalones: primer bolsillo, segundo, el chiquito... nada. Jueputa, y ya no hay para los cigarros ni para el chorro, ni para el porro ni para la mazorca. Y todavía queda lo mejor de la noche.

¿Y la devuelta? No, esa vale huevo... ahí se soluciona.

En el tercer y último día de Rock al Parque le pedimos a nuestros perritos que abrieran sus billeteras. Todo para comprobar qué tan violentamente impactó el festival sus economías juveniles.

Entre las billeteras vacías de pesos oro, encontramos toda la gama de maricadas esenciales que se guardan en ellas:

El dólar de la prosperidad (que por lo visto nada que funciona):

La virgencita:

El directorio telefónico análogo, que por lo visto todavía existe:

La cartita de porno para punkeros pajuelos:

El último fósforo (hay platica, pero billetera roída entonces no vale):

Polvitos:

Y el último pasaje del Transmi...

Eso sí, poquita luca...

Muy poquita...

Ceros.

Al final todos mis perritos vaciados y ampolladitos.

Pero qué importa...

El verdadero rock no cuesta.