Cultura

Guía MUNCHIES para meter alcohol en los festivales

Para ahorrarte la tortura de la cerveza tibia y filas eternas, hemos preparado una guía con los mejores trucos para llevar tu propio suministro de alcohol.

por Munchies Staff
05 Noviembre 2015, 8:21pm

*Artículo publicado originalmente en Munchies, una plataforma de VICE.

La moda de festivales está en pleno furor, además están trayendo artistas importantes cada ocho días. El sueldo está apunto de acabarse y no hay con qué pasar bueno adentro de la fiesta. Pues para ahorrarte la tortura infernal de los interminables viajes de las filas del bar (y para que ahorres algo de dinero), hemos preparado una pequeña guía con los mejores trucos para llevar, furtivamente, tu propio suministro de alcohol a un festival de música (o de lo que sea).

La cerveza que se sirve en festivales suele ser cara y desagradable, e incluso hace que te preguntes si la rebajan con agua para hacerte orinar aún más. Es momento de que cuides tu vejiga y de que metas de contrabando algunas cervezas dignas de ser llamadas así.

Para este truco, vas a necesitar una lata de cocacolá, un cuchillo, y, por supuesto, una lata de cerveza. Corta la parte inferior de la lata de refresco (lo ideal es que primero te tomes la gaseosa) luego rásgala hasta abrirla y pon la lata de cerveza en el interior. La idea es pasar con los guardias de seguridad con una lata de refresco en la mano.

Ocultar una botella de alcohol dentro de un paquete de pan es el escondite más imaginativo que le sigue. Si lo colocas justo entre un paquete de jamón y un tarro de pepinillos, el guardia de seguridad te dejará pasar, con la ventaja añadida de que pensará que eres un verdadero gourmet.

BOOZE GUIDE 2 Arnaud Deroudilhe

Éste es para las chicas. Tenemos la solución para cuando tu novio se enoja por el desastre apocalíptico que está en la parte inferior de tu bolso. Bajo las decenas de recibos, lápices labiales viejos, y tampones olvidados, y muchos otros objetos no identificados, hay una caja de vino oculta. Aunque este plan es bastante práctico y súper fácil de hacer, beber vino rosado entre todos esos tipos que se atascan con cervezas es la cosa más esnob que puedes hacer en un festival. Te lo advertimos.

Esta traviesa técnica reúne la frescura de la uva con la dulzura de tu licor favorito, que debe inyectarse de antemano en la fruta. El único momento en el que esto es difícil de controlar es cuando te das cuenta de que en realidad te estás volviendo un adicto.

El encubrimiento ha sido un verdadero arte desde el principio de los tiempos. En el Islam, la taquiya es la acción activa o pasiva de ocultar que se es parte de una determinada religión. En el Japón feudal, las técnicas de infiltración de los ninjas fueron utilizadas con fines políticos y militares para reunir información valiosa.

BOOZE GUIDE 3 Arnaud Deroudilhe

Y, en el mundo de los que asisten a festivales, el saber ocultar alcohol es una obligación. Aquí te presentamos a dos clásicos: el camello artesanal hecho con la ayuda de una bolsa de agua caliente y un tubo de plástico, y un frasco pegado con cinta adhesiva en el tobillo para evitar la inevitable revisión del cuerpo en las puertas del festival.

¿Hay algo más inocente que una bolsita con jugo de frutas? Son los recuerdos de un momento mágico cuando tenías seis años y no tenías que beber alcohol para sentirte bien. Estas pequeñas bombas azucaradas no atraerán la atención del hombre gigante cuya misión exclusiva es revisar tus pertenencias personales, él está más preocupado en buscar tu marihuana. Eso las convierte en el escondite perfecto; aunque también es un truco relativamente bien conocido por los de seguridad, así que ten cuidado.

BOOZE GUIDE 4 Arnaud Deroudilhe

Aparte de eso, es muy simple: vacía la bolsita. Si eres un verdadero profesional no romperás el sello, luego llénalo con alcohol fuerte. También tienes la oportunidad de improvisar con un coctel hecho de puré de frutas.

BOOZE GUIDE 5 Arnaud Deroudilhe

***

Exención de responsabilidad: MUNCHIES y THUMP no fomenta el consumo de alcohol fuera del marco establecido por los organizadores del festival. Sé responsable. ¡Nosotros siempre lo somos!