Publicidad
Las cosas más paila del mundo

Las cinco veces que copiar a Carlos Vives salió mal

Esto es lo que pasa cuando intentas seguir una ruta hacia el éxito y te vas por el barranco.

por Noisey Colombia
09 Agosto 2016, 11:03pm


Vamos a contextualizar rápidamente lo que es obvio : Carlitos Vives es figura indiscutible de la música y, en décadas pasadas, fue un gran galán de telenovelas. Es claro que durante sus épocas como protagonista de la pantalla chica su intento con la balada pop no funcionó, pero luego de interpretar al maestro Rafael Escalona, en una telenovela de inicios de los 90, en donde apostó al vallenato con un lenguaje musical más pop, el hombre fue toda una revelación. Le sonó la flauta con aquél Clásicos de la provincia (1993) y se concretó en La tierra del olvido (1995) , trabajos que han servido como inspiración para una generación de músicos colombianos que, años después, se aglomeraron bajo la etiqueta “tropipop”. Algunos con más talento que otros, hay que decirlo.

Así las cosas, decidimos echar un rápido vistazo al pasado, para encontrar los actos que intentaron emular la ruta del éxito del samario, pero resultaron yéndose por el barranco.

Tulio Zuluaga

Al igual que Carlitos Vives, Tulio Zuluaga hizo parte del programa Pequeños Gigantes, que era algo así como la escuela actoral de la época, el Padres e Hijos de ese entonces. Tulio alcanzó la fama como locutor de 88.9 y fue reconocido por conducir la sección 'Tumbe a Tulio' de Maximini TV y además, según algunos artículos dedicados a este mechudo de aretico rebelde, fue el primer colombiano en aparecer en un video de MTV gracias a su hit "La cachucha bacana", un intento de Discos Fuentes por hacerle la competencia a Carlitos. La canción, en su momento, fue un hit total, aunque suene a puro cachaco queriendo cantar vallenato "con sentimiento". Pero lo que es triste es ver su pinta de metalero sobreactuado haciéndole ese cover al maestro Alejo Durán.

Moises Angulo

Moisés Angulo es otro de esos que lo intentó en la actuación y en la música. En la segunda incluso fue bastante perseverante y lanzó como nueve golpes buscando suerte: sacó discos como solista, discos de fusión, discos de vallenato y hasta un sencillo llamado El profeta del sabor. Lo que en verdad empezaba a predecir este personaje es que su tropicalia iba a terminar como cantos al señor luego de volverse cristiano. Aunque bueno, ¿cuántos pueden decir que tienen un disco en colaboración con Marcos Witt? Al final su esfuerzo de actor y músico vio el punto de encuentro cuando se volvió presentador de También Caerás, donde se botaba algunos cantos antes y después de comerciales. Eso es estar muy quemado.

Karoll Marquez

Karoll Márquez también hace parte de esa lista de actores que no debieron haber incursionado en la música. No solo sus expresiones faciales son en extremo exageradas, sino que su música se debate entre la balada existencial, el vallenato cursi y la música tropical que no pone a bailar a nadie. Hay un exceso de pasión en cada cosa que hace, pero ni eso lo salvó de terminar presentando realities post almuerzo, así que Karoll, amigo, vuelve a las novelas y deja la música para las veladas de chimenea, vino blanco y fondue.

Carolina Sabino

A Carolina no se le niega que cuando uno piensa en Luna Verde, se le viene a la memoria ese corito que decía "Ay qué calor, ay qué calor, laralaralalara", sin embargo lo suyo era la actuación, pelar nalga en Las Juanas y hasta ahí. Cualquier otro intento por pegar en la música era una cosa que simplemente no iba a funcionar. ¿La "reina de la cumbiamba"? ¡Mis bolas!

Danna García

Aunque su grupo Café Moreno era más un intento por hacer covers de Lucho Bermúdez, José Barros y Pacho Galán, pero con un tono que sonara más "fresco" y "contemporáneo", a decir verdad, eran bien pachucas. Con unos griticos todos infantiles, como de presentación de clausura de primaria, y un tarzan vestido de skater, la banda estuvo destinada a las risas de sus futuros espectadores. Menos mal la cosa no duró y Danna se dedicó a la pantalla chica.

***