Súbete a un viaje melancólico con el video de Arrabalero para “Sudoku”

De Bogotá a Bojacá, pasando por Italia y Grecia hasta el Mar Egeo. Les presentamos en exclusiva el último videoclip de la agrupación bogotana.

|
10 Septiembre 2018, 3:29pm

Foto captura de pantalla de YouTube.

Arrabalero es una de las bandas que componen la efervescente escena local independiente de la capital. Un ensamble experimental que está en constante diálogo con la improvisación y cuyas canciones se sienten como un trance entre momentos explosivos de éxtasis y otros de calma e introspección. Una propuesta que desde su formación en el 2013 se ha movido juiciosa por los escenarios del circuito bogotano y que con un sonido que oscila entre el jazz y el rock experimental juntado con vocales atmosféricas y armónicas, se ha hecho su lugar en el momento álgido que vive la independiente actualmente.

Justamente bajo esa premisa de un sonido que se mueve entre la introspección y la agresividad publicaron en junio de este año Sudoku, su segundo larga duración que dividieron en un Lado A y un Lado B, cada uno con canciones que representan esa dualidad sonora de Arrabalero. Una especie de equilibrio que como explica Juan Sebastián Aguilar, guitarrista y compositor de la banda, “se hace con el fin de generar trance en varios puntos de éxtasis y varios puntos de calma”. Toda una experiencia que se encuentra en el límite entre la experimentación más compleja y algo más digerible para el oído.

Hoy, 10 de septiembre, les presentamos en exclusiva el video producido por Chiquitica para “Sudoku”, el track que le da el nombre al disco. Un recorrido melancólico con una imagen granulada lo-fi que nos lleva en avión, barco, tren y carro por Bogotá, Atenas, Santorini, Roma, Venecia, Bojacá y hasta el Mar Egeo. Una serie de lugares que conocidos o no, se sienten familiares a lo largo del videoclip mientras que el saxo tenor, bajo eléctrico y la batería de “Sudoku” explotan y nos inducen a la calma.

Véanlo aquí abajo:

***
Pendientes de todos los conciertos tremendos que Arrabalero tiene preparados para lo que queda del año por
aquí.