Publicidad

Los gatos entienden cuando los llamas por su nombre, según un estudio

Una nueva investigación encontró que tu amigo felino sabe que tiene un nombre y entiende cuando lo llamas.

por Matthew Gault; traducido por Daniela Silva
04 Abril 2019, 11:30pm

Imagen: Shutterstock

Artículo publicado originalmente por Motherboard Estados Unidos.

Estoy convencido de que mis gatos, Fade y Alucard, saben sus nombres.

Cuando estoy durmiendo y Alucard quiere que rellene su plato de agua, me muerde la cara. Grito su nombre y se emociona más, porque sabe que es hora de tomar agua fresca. Cuando llevo demasiado tiempo en la computadora, Fade entra a la oficina y me grita hasta que le hago caso. Digo su nombre y ella grita, digo su nombre más fuerte y ella grita un poco más. Luego me desconecto y ella se sienta en mi regazo. Puede que no vengan corriendo cuando les llamo (después de todo son gatos), pero sí responden. Mueven la cola, te miran rápidamente, saben que los estás llamando.

Ahora, tengo pruebas científicas para respaldar lo que yo, y muchos otros dueños de gatos, atestiguamos a través de evidencia anecdótica. Un nuevo estudio de la Sophia University en Tokio, publicado el jueves en Scientific Reports, muestra que los gatos pueden diferenciar sus propios nombres de una lista de otras palabras. En el estudio los científicos investigaron el comportamiento de varios gatos domésticos y unos gatos de cafetería.

En el transcurso de cuatro experimentos, los investigadores probaron la capacidad que tienen los gatos de distinguir sus nombres de una mezcla de palabras grabadas. Los científicos reprodujeron grabaciones de varios nombres con las voces de diferentes personas (incluidas las de sus dueños), así como nombres de otros gatos.

La mayoría de los gatos se animaron con solo escuchar el sonido de las voces humanas: sus colas se movieron, sus orejas se inclinaron hacia el sonido y algunos hicieron ruido. Pero, a medida que las grabaciones seguían con la lista de sustantivos, comenzaron a ignorar las voces hasta que oyeron su nombre.

"Estos gatos pudieron distinguir sus nombres de los sustantivos generales incluso cuando personas desconocidas los pronunciaban", escribieron los autores. "Estos resultados indican que los gatos son capaces de diferenciar sus propios nombres de otras palabras".

Si bien los gatos domésticos en el estudio parecieron reconocer su propio nombre, los autores informan que los gatos de cafetería respondieron no solo a su nombre, sino a los nombres de los gatos con los que cohabitaban.

Este es un fenómeno que veo con mis propios gatos. Cuando estoy discutiendo con Fade, generalmente esto implica decir su nombre en tono de regaño, a menudo Alucard está dormido y no hay poder humano que lo despierte. Él sabe que estoy regañando a Fade.

El estudio señala que los investigadores han pasado mucho tiempo estudiando las interacciones entre los perros y los humanos, pero no las de los gatos y los humanos. Simplemente estamos aprendiendo cómo nuestros pequeños amigos felinos se comunican con nosotros.

"Los gatos pueden distinguir las palabras pronunciadas por los humanos de otras palabras, especialmente sus propios nombres, porque el nombre de un gato es un estímulo importante, ya que puede ser la expresión humana más escuchada por los gatos domésticos y puede estar asociada con recompensas , como la comida, las caricias y el juego", escribieron los investigadores.

Esto podría muy cierto, pero estos científicos no tienen la última palabra sobre los gatos. Un estudio anterior descubrió que los gatos son amistosos e incluso se abstienen de comer si eso significa socializar con una persona.