Una persona transfeminina no binaria y una persona transmasculina no conforme con el género discuten en un sofá y miran a otro lado
Foto de Zackary Drucker para The Gender Spectrum Collection.
Salud

Cómo apoyar a tu pareja cuando pierde su trabajo

No le envíes los enlances de 87 puestos vacantes a los que crees que debería aplicar, al menos, no sin antes hablar de ello.
traducido por Laura Castro
20 Noviembre 2019, 2:14pm

Artículo publicado originalmente por VICE Estados Unidos.

En algún momento, alguien a quien amas probablemente enfrentará la pérdida de un trabajo, esto puede ser perjudicial no solo para el estado financiero y la salud de una persona, sino también para sus relaciones con los demás.

Un estudio de 2016 de la Universidad de Harvard encontró que la pérdida de empleo es el factor estresante que más contribuye a los divorcios (aunque la investigación, que analizó más de 45 años de datos, se centró en el matrimonio heterosexual). Las consecuencias del despido de uno de los miembros de una pareja pueden significar la reconfiguración de su plan para pagar los gastos compartidos —o de la cantidad asignada para gastar en salir juntos o de otros costos relacionados con las citas—, antes de que la persona en cuestión encuentre trabajo de nuevo, lo cual puede ser estresante para ambas partes. Una vez que tengas resuelta toda la logística monetaria, deberás asegurarte de apoyar a tu pareja a nivel emocional, lo que de por sí ya es difícil.

Según Sue Varma, psiquiatra certificada, consejera de parejas y educadora sexual en el Centro médico Langone de Nueva York, los problemas de pareja causados por la pérdida del empleo de una de las partes son increíblemente comunes. "[La pérdida del empleo] lo cambia todo: la autoestima de una persona, el sentido de identidad, la rutina básica y la estructura de los días", dijo Varma. "También se pierden temporalmente: el sentido de la vida junto con el de pertenencia, esto hasta que encuentran algo nuevo en qué involucrarse nuevamente de la misma manera".

Cuando Stephanie Montes, 29 años, de Sylmar, California, fue despedida de su puesto como directora de imagen, pasó de alistarse diariamente para ir al trabajo a "dejar de bañarse y vivir en pijama". El trabajo de Montes había sido una parte importante de su identidad, y perderlo también afectó su vida social. "Viví como una ermitaña durante meses e incluso evadí acudir a eventos relacionados con el trabajo porque no podía enfrentar a la gente", dijo. Su esposo la ayudó a superar esta etapa alentándola y haciendo planes para los dos. "Jerry siempre estaba allí para decirme que era hermosa (bañada o no), inteligente, valiosa y que contaba con su apoyo", nos dijo Montes, y agregó que él pasó tiempo de calidad con ella y la alentó a salir de la casa, lo que hizo una gran diferencia en su estado de ánimo. “Salíamos a caminar a mitad del día —su horario le permite salir del trabajo a las 2:30 pm— y hacíamos tiempo para tomar un poco de sol. Que Jerry se tomara el tiempo necesario para forzarme a abandonar el sofá fue lo que realmente me devolvió a la vida".

Es importante tener en cuenta que cada persona es diferente y tiene otras necesidades, así que habla directamente con tu pareja sobre qué es lo mejor para ella. Tal vez necesita motivación, o tal vez solo necesitan a alguien que le escuche. Cuando Iris, 34 años —cuyo apellido se ha omitido por su privacidad— perdió su trabajo como gerente de una oficina, no necesitó que su esposo tuviera grandes gestos hacia ella. El la ayudó brindándole un gran apoyo emocional y comodidades cotidianas. "Él estaba allí para que hablara, llorara y me desahogara", dijo. Si ella quería tomar un baño de una hora, él se aseguraba de que nada ni nadie la perturbara. Si ella necesitaba vino, él lo conseguía.

Después de la pérdida de un trabajo, el estado de ánimo y el comportamiento de tu pareja pueden ser diferentes de lo que habías visto antes. Iris dijo que ella y su esposo habían "descubierto este otro lado" de ella que nunca antes supieron que existía, porque siempre había tenido un empleo estable, hasta antes de ese despido. “Me sentí inútil e insegura. Tenía mucho miedo de que él me abandonara debido a la presión de ser el único proveedor. Fue necesario que él me demostrara su apoyo incondicional", dijo Iris. Lo que, en su caso, significaba comprender que él la amaba con o sin trabajo, sin la necesidad de remediarlo de inmediato.

"Los cambios de personalidad son de esperarse", dijo Varma, porque un trabajo puede ser una parte fundamental de muchos otros aspectos de nuestras vidas. (Cuando tomas eso en consideración, ya no resulta extraño que perder un trabajo sea uno de los eventos más estresantes en la vida de acuerdo con la Escala de ajuste social de Holmes y Rahe). Según Varma, el "trastorno de adaptación" es muy común después de una pérdida o transición de cualquier tipo. Se trata de una versión suave, temporal y particularmente estresante del tipo de depresión en la que una persona puede sentirse triste o desesperada, tener problemas para dormir, ansiedad, pérdida de apetito o baja autoestima. "Las clases de reducción de estrés basadas en la práctica de la consciencia plena son muy útiles", dijo. "A veces, envío a parejas a esas clases, y les encanta". Pero si el estado de ánimo de tu pareja desempleada no mejora y muestra síntomas de depresión que no desaparecen, podría ser hora de que considere ver a un terapeuta.

A veces, la pérdida de un trabajo puede afectar el impulso y deseo sexual de una persona. "Su capacidad para involucrarse romántica y sexualmente puede reducirse", dijo Varma. Si este es el caso, hay un par de cosas de efecto inmediato que puedes sugerir para ayudar a reavivar su ánimo. "Las distracciones ayudan. Planifica una cita, alguna actividad o ir a algún lugar que le recuerde que hay más en la vida que su trabajo, o que le recuerde quién era afuera de su trabajo", dijo, sugiriendo que también alientes a tu pareja hacer una rutina de ejercicios o a ver a sus amigos o a hacer un viaje juntos. Según Varma, ayudarlos a recuperar la sensación de control también podría ayudarlos a sentirse de nuevo como ellos mismos.

Es posible que sientas el impulso de ayudar a tu pareja a encontrar un nuevo trabajo, lo cual podría ser un problema si todavía sufre por la pérdida del trabajo anterior. Iris dijo que su esposo le envió enlaces a ofertas de trabajo poco después de que perdiera el suyo, pero que aún no estaba mentalmente preparada para ello. "Aunque aprecié su gesto, realmente aún no estaba mentalmente preparada para ello, y tampoco eran el tipo de trabajos que estaba buscando para avanzar en mi carrera", dijo, y agregó que él la motivó a expandir su visión hacia otras cosas, que era algo que ella siempre había querido hacer. "Me animó a aprender la técnica del microblading, incluso me ayudó a encontrar suministros y materiales que contribuirían a mejorar mi estudio y mi marca", dijo. Otras posibles acciones de apoyo podrían ser ayudarle a tu pareja a establecer más contactos u obtener alguna habilidad nueva, mejorar su CV o ayudarle a volver a estudiar.

Es normal sentirte frustrado con tu pareja si no puede encontrar un trabajo tan rápido como esperabas, o no le dedica a su búsqueda de empleo el tiempo que tu consideras adecuado. Varma señaló que, de alguna manera, te conviertes en un cuidador, por lo que es importante crear una distancia saludable para ti. “Aún debes mantener tu rutina. Es muy fácil quedar atrapado en los problemas de tu pareja”, dijo. Si es mejor para la persona en cuestión buscar la orientación de alguien más, trata de no sentirte ofendido. "Ayuda a tu pareja a encontrar a alguien, como un coach de empleo, reclutador, mentor o ex colega que pueda ayudar", dijo Varma.

Patrice N. Douglas, terapeuta matrimonial y familiar con licencia y propietaria del sitio de consejería y asesoramiento Empire, dijo que es mejor que le preguntes a tu pareja qué le gustaría que hagas, cómo ayudarle a buscar empleo, o si quiere ayuda para encontrar opciones potenciales. "A menos que tu pareja te lo hubiera pedido, verifica únicamente cómo se encuentra en lugar de preguntarle si ya encontró otro trabajo", dijo. “Cuando se trata de una pérdida, siempre es deseable darle a la persona el control del apoyo que le brindas para que sea realmente productivo y no sea contraproducente, presionar demasiado puede terminar siendo desalentador. No eres uno de sus padres, y tu presión podría causarle estrés y frustración”, dijo.

"La forma en que logramos entender cómo apoyar a nuestra pareja es a través de pedir y practicar la paciencia", dijo Douglas. "Para algunos, esto puede hacer que la relación se fortalezca. Les permite interactuar entre sí con más frecuencia y descubrir sus próximos planes para el futuro". La pérdida del empleo de tu pareja puede ser agotadora, estresante y triste; pero también puede mostrarte cómo ser una mejor pareja y unirlos más. Las partes difíciles pueden ser realmente desafiantes, pero también pueden evidenciar que realmente están comprometidos entre sí, independientemente de si las circunstancias son ideales o no.

Sigue a Marie Lodi en Twitter.