Publicidad
Actualidad

Las apps para ligar están llenas de trampas

Un reciente estudio examina cómo el hecho de juzgar a alguien basándote en su atractivo antes de conocerle podría afectar a tu capacidad de experimentar una conexión real.

por Kimberly Lawson
11 Agosto 2017, 3:36pm

Foto de Luca Pierro vía Stocksy.

Este artículo fue publicado originalmente en Broadly, nuestra plataforma dedicada a las mujeres.

Si eres una entusiasta de Tinder, quizá quieras echar un poco el freno: una nueva investigación publicada en Communication Studies (Estudios de comunicación) sugiere que escoger a una cita potencial basándonos solo en la atracción física podría estar entorpeciendo nuestra capacidad de encontrar una auténtica conexión amorosa.

Varios investigadores de la Universidad de Kansas querían comprender mejor cómo repercute el atractivo físico en las citas online y en la subsiguiente interacción en la vida real. Para este estudio, reclutaron a 65 hombres y 65 mujeres, todos ellos heterosexuales, y los dividieron en tres grupos. El primer grupo experimental calificó previamente una selección de 10 fotos de miembros del sexo opuesto basándose en el atractivo físico.

Después, todos ellos pasaron 10 minutos manteniendo una conversación con una de las personas que aparecían en las fotos y, más tarde, volvieron a calificar las fotos. El segundo grupo calificó 10 fotos y sus miembros se reunieron con una persona que no habían visto nunca antes. Y el tercer grupo interactuó con un miembro del sexo opuesto sin ver ninguna foto.

Tras las conversaciones, se pidió a todos los participantes que evaluaran su interés romántico y su interés sexual por la persona con la que habían hablado, además del nivel de atractivo social de esa persona. Después respondieron preguntas que medían su percepción de la inteligencia, las expectativas laborales, el humor y el factor de diversión de sus parejas.


Relacionados: Consejos de un hombre para mujeres que usan Tinder


Una de las cosas que descubrieron los investigadores fue que la calificación del atractivo aumentó después de que los sujetos se encontraran con su correspondiente pareja, especialmente si inicialmente habían juzgado su aspecto como normal o por debajo de la media.

"La percepción del atractivo físico cambia", escriben los autores del estudio. "Una experiencia interpersonal positiva, especialmente si alguien es simpático o gracioso, puede inspirar una percepción mayor del atractivo".

El estudio también sugiere que calificar previamente a las parejas potenciales ―es decir, dar un like en Tinder― coloca un cortafuegos en el encuentro en la vida real, disminuyendo el disfrute de la conversación con esa persona.

Los investigadores sugieren que podría ser el caso, porque la persona está demasiado distraída por todas esas otras posibilidades que hay ahí fuera como para poder evaluar realmente las buenas cualidades de una pareja potencial (que, en última instancia, podrían incrementar el factor del atractivo físico).

"Durante las interacciones cara a cara", afirma el estudio, "cuando las parejas potenciales se encuentran sin la presencia de parejas alternativas, la respuesta conversacional y el potencial como pareja romántica se vuelven más destacados y en consecuencia influyen en la percepción futura del nivel de atractivo físico".

"Una foto atractiva no siempre conduce a una cita agradable".

Los autores emplearon la Teoría General de Evaluabilidad para explicar por qué las personas que tienen citas a través de apps y escogen primordialmente a sus parejas potenciales por su atractivo en ocasiones acaban decepcionadas cuando salen con ellas.

Dado el abrumador número de opciones online, la gente se ve obligada a tomar decisiones rápidamente y generalmente lo hace basándose en información fácilmente accesible, como el atractivo físico.

Como resultado, otros factores importantes como la simpatía o el humor no se toman en consideración. Y, como indican los autores, "Una foto atractiva no siempre conduce a una cita agradable".


Relacionados: Le preguntamos a varias mujeres qué les parece atractivo en Tinder


Por eso centrarse en el atractivo físico cuando se busca a alguien con quien tener una cita es una mala estrategia, afirmó en recientes declaraciones Jeffrey Hall, profesor de comunicaciones y autor principal del estudio.

"Perdemos gran parte de lo que se necesita para tener una buena conversación y las características de un buen interlocutor cambian el nivel de atractivo físico que percibimos en esa persona".

Hall, experto en estilos de flirteo, sugirió que las personas que buscan citas a través de internet deberían preguntarse, "¿Realmente me gustaría pasar tiempo con esta persona?". En lugar de mirar cientos de fotos, es mejor ir poco a poco. Ten más cuidado a la hora de considerar con quién vas a tener una cita. Y si la personalidad de esa persona es maravillosa, tu evaluación de su atractivo físico estará en consonancia".