africa

El caracal: un felino ha matado a más de 100 pingüinos en Sudáfrica

Se trata de un gato salvaje que ha puesto en jaque a las autoridades de conservación en Ciudad del Cabo. Se cree que la presencia de ese depredador en las playas se debe a los incendios que han modificado su hábitat.
13 Enero 2017, 7:45pm
Imagen vía Nic Bothma/EPA

Síguenos en Facebook para saber qué pasa en el mundo.

Defensores de la vida salvaje están sumando esfuerzos para lograr capturar a un felino responsable de la muerte de unos 130 pingüinos en una playa turística cerca de Ciudad del Cabo, informaron esta semana las autoridades.

Después de varios intentos fallidos para atrapar al animal, las autoridades de conservación de Ciudad del Cabo cerraron las cercanías de la playa Boulders y colocaron trampas.

"Se trata de un dispositivo que se activará cuando el animal lo pise, y quedará atrapado", dijo Arne Purves, un oficial de la unidad de manejo ambiental de la ciudad. "La trampa tiene almohadillas y no es letal, por lo que el animal no saldrá herido".

La cacería gira en torno a un animal conocido como caracal, o "rooikat" (gato rojo) en el idioma regional. Se trata de un gato salvaje nativo de África. Puede llegar a pesar hasta 18 kilogramos, es de talla mediana y posee piernas largas y fuertes, así como una cola pequeña y orejas puntiagudas.

Un grupo de pingüinos es abandonado en Sudáfrica, pero la historia tuvo un final feliz. Leer más aquí.

Inicialmente eran dos los felinos causando problemas, pero en julio del año pasado, las autoridades lograron capturar al primero de ellos, para después reubicarlo en la naturaleza. El otro ejemplar, sin embargo, ha logrado evadirse desde el pasado mes de noviembre.

"Resulta inusual que estos dos felinos se hayan establecido en el área. Quizá sea debido a los incendios de 2015, los cuales modificaron el hábitat de estos animales", detalló Purves.

Por otro lado, los pingüinos africanos, también conocidos como pingüinos asno, son la única especie que se reproduce en el continente, pero el número de ejemplares ha disminuido rápidamente debido a la pérdida de su hábitat a lo largo de los años, además de la falta de alimento.

Los expertos estiman que hay menos de 21.000 parejas en edad reproductiva en todo el mundo. Cientos de ellos anidan en la Playa Boulders, por lo que protegerlos de ataques como el del caracal es de vital importancia.

Sigue a VICE News en español en Twitter:_ _@VICENewsEs

Publicidad