VICE NOTICIAS

El reporte de Mueller no encontró que haya habido conspiración con Rusia en la campaña de Trump

El fiscal general dice que el reporte del abogado especial no encontró que Trump se confabulara con Rusia ni obstruyera la justicia, y que no considera hacer más acusaciones en el caso.

por Greg Walters; traducido por Laura Castro
25 Marzo 2019, 10:30pm

Artículo publicado originalmente por VICE News.

El fiscal general William Barr le dijo a los líderes del Congreso que el abogado especial Robert Mueller no encontró que el presidente Donald Trump se confabulara con Rusia u obstruyera la justicia, y que no hay planes de hacer más acusaciones en el caso.

"La investigación no estableció que los miembros de la campaña de Trump hayan conspirado o se hayan coordinado con el gobierno ruso en sus actividades de interferencia electoral", dijo Barr, citando el reporte final de Mueller, en una carta enviada al Congreso el domingo por la tarde. Mueller no participó en la redacción del resumen de Barr, le dijo un funcionario del Departamento de Justicia a The Associated Press.

Hubo una falta demostrada de coordinación "a pesar de las múltiples ofertas de personas afiliadas a Rusia para ayudar en la campaña de Trump", según la carta de Barr. Se encontró que desde que Trump asumió el cargo, varios miembros de su personal de la campaña 2016 se habían reunido con funcionarios o individuos rusos, y luego negaron o eludieron admitir que lo habían hecho. El exasesor de seguridad nacional de Trump, Michael Flynn, por ejemplo, se declaró culpable de mentirle al FBI acerca de haber tenido conversaciones con el embajador ruso.

Mueller le envió un reporte final a Barr el viernes que detallaba los resultados de su investigación de casi dos años sobre los vínculos de la campaña de Trump con Rusia, la cual ya había dado como resultado las acusaciones penales de 34 personas y tres compañías.

En una carta al Congreso el mismo día, Barr dijo que publicaría los "hallazgos principales" del informe este fin de semana. Sin embargo, el Congreso recibió una "carta muy breve", según el representante demócrata Jerry Nadler, presidente del Comité Judicial de la Cámara de Representantes.

La Casa Blanca, y muchos republicanos, recibieron la carta de Barr como una reivindicación total.

"Los hallazgos del Departamento de Justicia son una exoneración total y completa del presidente de los Estados Unidos", escribió en un tuit la secretaria de prensa de la Casa Blanca, Sarah Sanders.

No hubo obstrucción de la justicia, dice Barr

El reporte de Mueller no llegó a una conclusión sobre si la Casa Blanca obstruyó la justicia en alguna forma, pero aportó pruebas en ambos sentidos de la pregunta, escribió Barr. El reporte también señaló que "si bien este reporte no concluye que el presidente cometió un delito, tampoco lo exonera", escribió Barr en su carta.

Al parecer, Mueller ha estado investigando si Trump pudo haber intentado bloquear la investigación sobre sus vínculos con Rusia cuando despidió al Director del FBI James Comey a principios de 2017, y reprendió públicamente al ex Fiscal General Jeff Sessions por haberse negado a supervisar la investigación de Mueller.

Sin embargo, Barr dijo que había tomado la decisión, junto con el Vicefiscal General Rod Rosenstein, de que cualquier interferencia en la investigación no alcanzaba el nivel de obstrucción de la justicia. "La evidencia acumulada durante la investigación del abogado especial no es suficiente para establecer que el presidente cometió un delito de obstrucción de la justicia", escribió Barr en su carta al Congreso el domingo.

En su carta, Barr no explicó qué pruebas había presentado Mueller sobre los señalamientos de obstrucción de la justicia, pero dijo que gran parte de ellas había sido "objeto de reportes públicos".

No habrá mas acusaciones

Barr señaló en su carta que Mueller recomendó que no se hicieran más acusaciones, y que no hay "acusaciones selladas que aún no se hayan hecho públicas". Esos comentarios parecen haber sido una reacción ante la especulación de expertos legales y otros observadores cercanos de la investigación de que el asesor especial pudiera haber omitido otras acusaciones selladas, a pesar de emitir un reporte final que no demanda más acusaciones.

"La investigación del abogado especial no encontró que la campaña de Trump o ninguna de las personas relacionadas con ella hayan conspirado o se hayan coordinado con Rusia en sus esfuerzos por influir en las elecciones presidenciales de 2016 en Estados Unidos", escribió Barr.

Al evaluar los posibles cargos de conspiración, Barr escribió que el abogado especial consideró si la campaña de Trump se "coordinó" con las actividades rusas de interferencia en las elecciones. Esa coordinación se definió como cualquier "acuerdo, tácito o expreso, entre la campaña de Trump y el gobierno ruso acerca de la interferencia electoral".

También dijo que divulgaría más información en un futuro, pero advirtió que estaría limitado por las reglas que restringen la publicación del material del gran jurado, el cual "por ley no pueden hacerse del conocimiento público".

"Como dije anteriormente, soy consciente del interés público en este asunto", escribió Barr. "Por esa razón, mi objetivo e intención es divulgar la mayor parte posible del informe del asesor especial, siempre de conformidad con la ley, los reglamentos y las políticas aplicables del Departamento".

Los expertos legales han dicho que esas reglas limitantes le darán a Barr un gran margen de maniobra para retener grandes porciones del reporte de Mueller, aunque pronto enfrentará la solicitud del Congreso de divulgar el informe completo de Mueller, la cual un funcionario del Departamento de Justicia le describió a VICE News el sábado como "extensa".

Lee la carta de Barr a continuación:

La lucha por el reporte de Mueller

Los demócratas, que tienen el control de la Cámara de Representantes después de las elecciones de mediados de noviembre, han prometido repetidamente liderar una lucha legal por el derecho a conocer los hallazgos completos de Mueller, y también su evidencia subyacente.

Los demócratas de la Cámara de Representantes están preparados para presentar requerimientos para obtener la información y luchar contra la administración en la corte, dijo el domingo por la mañana, horas antes de que se publicara la carta de Barr, el Representante Adam Schiff, el demócrata de California que preside el Comité de Inteligencia de la Cámara.

"Sí, lucharemos en el tribunal lo que sea necesario para obtener esa información", dijo Schiff en "This Week" de ABC. "Si los requerimientos nos son negados, llevaremos a la gente ante el Congreso".

Si esa lucha comienza, "ganaremos ese litigio", dijo Schiff.

En una votación no vinculante en la Cámara de Representantes a favor de la divulgación pública del reporte Mueller, la respuesta fue aprobatoria con 420-0 votos a principios de este mes. Pero el senador republicano Lindsey Graham, un aliado vocal de Trump, bloqueó otra votación posterior en el Senado.

Mueller, quien ha mantenido un perfil notablemente bajo durante los 22 meses de su investigación a pesar de ser una de las figuras más discutidas en la vida política estadounidense, fue visto en una rara aparición pública el domingo por la mañana, asistiendo a la iglesia que está a pocos pasos de la Casa Blanca con su esposa, Ann.

Mueller acusó a 34 personas y 3 compañías durante el curso de su investigación después de ser nombrado asesor especial en mayo de 2017, incluido el expresidente de campaña de Trump, Paul Manafort, el asesor de seguridad nacional Michael Flynn, y el reconocido abogado y "mediador" Michael Cohen.

También acusó a dos docenas de rusos por interferir en la elección de 2016 al hackear las computadoras de algunos demócratas, robar documentos perjudiciales y filtrarlos en línea; así como al liderar una gran campaña en las redes sociales para apoyar a Trump y perjudicar a su oponente, Hillary Clinton.

Imagen de la portada: el abogado especial Robert Mueller pasando por la Casa Blanca, luego de asistir a la Iglesia Episcopal de St. John para el servicio matutino, el domingo 24 de marzo de 2019, en Washington. (Foto AP/Cliff Owen).