Publicidad
Sexo

Estas son las mentiras más comunes que la gente dice en las apps de citas

Estudios recientes dicen que la mayoría de la gente es honesta y que solo hay unos pocos mentirosos prolíficos entre nosotros.

por David Markowitz; traducido por Daniela Silva
29 Agosto 2018, 12:30pm

Getty Images

Artículo publicado originalmente por Tonic Estados Unidos.

Casi una cuarta parte de los jóvenes, busca el amor a través de sitios web o aplicaciones de citas. Esta forma relativamente nueva de ligue puede darte acceso a un gran grupo de interesados. Sin embargo, también tiene sus desafíos.

Por ejemplo, probablemente hayas escuchado o experimentado personalmente una cita que fue planeada por internet pero no funcionó por alguno de los siguientes motivos: era más bajo de lo que decía en su perfil, se veía diferente en persona y no como en sus fotos, o platicaba mucho por mensaje, pero ya en persona nada que ver.

En otras palabras, el perfil de una persona y los mensajes que te manda antes de una cita podrían no reflejar quién es realmente en persona. En un artículo reciente, mi colega Jeff Hancock y yo nos preguntamos: ¿con qué frecuencia mienten las personas que usan aplicaciones de citas? ¿Qué tipo de mentiras hacen?

'Mi celular murió en el gym'

Nuestros estudios son algunos de los primeros en abordar estas preguntas, pero otros también han examinado la decepción de las citas por internet. Las investigaciones pasadas se centraron principalmente en los perfiles de la aplicación de citas. Los estudios han encontrado, por ejemplo, que los hombres tienden a exagerar su altura y mentir sobre su ocupación, mientras que las mujeres subestiman su peso y suelen tener fotos menos precisas que sus contrapartes. Pero los perfiles son solo una parte del proceso de las citas por internet. Únicamente después de intercambiar mensajes con tu match, tú decidirás si quieres conocerlo.

Para comprender la frecuencia con la que la gente le ha mentido a sus posibles parejas y lo que han falsificado, evaluamos cientos de mensajes de texto entre las personas después de que hicieran match, pero antes de que se conocieran, un período que llamamos "fase de descubrimiento". Reclutamos una muestra en línea de más de 200 participantes quienes nos proporcionaron sus mensajes de una conversación reciente e identificaron las mentiras, y algunos participantes explicaron por qué estos mensajes eran falsos y no un tipo de broma.

Descubrimos que las mentiras se podían categorizar en dos tipos: el primero era mentiras relacionadas con su autopresentación. Si los participantes querían presentarse como más atractivos, por ejemplo, mentían sobre las veces que iban al gym. O si su match parecía ser religioso, mentían sobre la frecuencia con la que leen la Biblia para que parezca que tienen intereses similares.

El segundo tipo de mentiras se relacionaba con la disponibilidad, había personas que daban explicaciones de porqué no podían verse, o excusas de porqué no contestaban el celular como que a su teléfono se le fue la señal. Estas excusas se llaman "butler lies" (mentiras piadosas) porque son una forma relativamente educada de evitar la comunicación sin cerrar completamente la puerta a la conexión. Si alguna vez has mandado un, "lo siento, mi teléfono murió", cuando simplemente no querías hablar, has dicho una mentira piadosa.

Decir mentiras piadosas no te hace una mala persona. En cambio, pueden ayudarte a evitar a los desesperados.

¿Mentiras con un propósito o descaradas?

Si bien la mayoría de las mentiras son sobre la autopresentación y la disponibilidad, observamos que solo el 7% de todos los mensajes se clasificaron como falsos. Estudios recientes dicen que la mayoría de la gente es honesta y que solo hay unos pocos mentirosos prolíficos entre nosotros.

Mentir para parecer una buena pareja o sobre lo que haces, puede ser un comportamiento completamente racional. De hecho, la mayoría de las personas que usan internet para tener una cita, lo esperan. También hay beneficios sobre mentir un poco: puede hacernos destacar en el ámbito de las citas y al tiempo nos hace sentir que permanecemos fieles a lo que somos.

Sin embargo, las mentiras descaradas y grandes como decir que amas a los perros cuando en realidad eres alérgico, pueden destruir la confianza. Una mentira demasiado grande puede ser problemática para encontrar "al bueno". Hubo otro resultado interesante que habla de la naturaleza de las mentiras durante la fase de descubrimiento. En nuestros estudios, la cantidad de mentiras contadas por un participante se asoció positivamente con la cantidad de mentiras que creía que su pareja les decía.

Entonces, si eres honesto y dices pocas mentiras, piensas que los demás también son honestos. Si estás buscando amor pero estás mintiendo para obtenerlo, hay muchas posibilidades de que percibas que los demás también te mienten. Por lo tanto, decir mentiras piadosas para encontrar el amor es normal, y lo hacemos porque tienen un propósito, no solo porque podemos.

David Markowitz es profesor asistente de análisis de datos de redes sociales en la Universidad de Oregon. Este artículo fue publicado originalmente en The Conversation. Lee el artículo original.

Tagged:
Tinder
VICE US
sexo
mujeres
citas
hombres
Psicología
parejas
Mundo
mentiras
traducción
citas por internet
mente
apps de citas