FYI.

This story is over 5 years old.

Irak

‘Liberar Ramadi no llevará mucho tiempo’: gran operación iraquí contra Estado Islámico

Fuerzas iraquíes y milicias aliadas han lanzado una ofensiva contra Estado islámico para arrebatarle Anbar y rodear parcialmente la ciudad de Ramadi.
26 Mayo 2015, 4:01pm
Photo via AP

Fuerzas iraquíes han lanzado una ofensiva para intentar arrebatar Anbar del poder de Estado Islámico (EI) y rodear parcialmente la ciudad de Ramadi, según declaró un funcionario el martes.

Ahmed al-Assadi, miembro del parlamento y portavoz de la colaición de milicias chiíes Hashd al Shaabi Shia, también conocidos como Fuerzas de Movilización Popular han anunciado el despliegue de la operación "Labalk ya Hussein" [Estamos a tu servicio, Hussein] en la televisión estatal de Irak. El nombre de la misión hace referencia a uno de los Imams más venerados del islam chií. Assadi ha añadido que no se espera que "dure demasiado tiempo" porque Ramadi ya estaba cercada por tres sitios, según informa Associated Press. Assadi también afirmó que nuevas armas que "sorprenderán al enemigo" estaban siendo desplegadas por las fuerzas de gobierno, y aseguró que: "Creemos que liberar Ramadi no llevara tanto tiempo".

Assadi describió una ofensiva dirigida a arrancar a Estado Islámico de Ramadi dirigida por la fuerzas de seguridad y milicias aliadas, quienes lanzarán su asedio desde la provincia norteña de Salaheddin. "El objetivo de la operación es liberar las provincias que quedan entre Salaheddin y Anbar, e intentar aislar la provincia de Anbar", declaró a AFP.

Estado Islámico controla gran parte de Anbar desde principios de 2014. Las tropas del gobierno han repelido sus repetidos intentos por hacerse con Ramadi, pero EI lanzó una poderosa ofensiva a principios de mes que atravesó la resistencia de las fuerzas de seguridad y, finalmente, alzó su bandera negra sobre la ciudad el pasado 17 de mayo. Fue una derrota vergonzosa, especialmente después de que las tropas iraquíes hubiesen recibido el apoyo de la aviación de Estados Unidos. Hasta entonces, los iraquíes habían avanzado lenta pero firmemente, y estaban logrando que las posiciones de Estado Islámico retrocedieran en el resto del país.

Además, el martes un portavoz del ejercito estadounidense proclamó que serían enviados 2.000 misiles antitanque a Irak "durante la semana que viene", para combatir contra EI.

Anbar es una provincia de mayoría suní y, según parece, el gobierno del primer ministro Haider al-Abadis habría evitado invocar a las milicias chiíes para ayudar a eludir las incendiarias tensiones sectarias.

Los paramilitares también han jugado un rol muy importante en la batalla de Irak contra EI y han ido cubriendo los huecos que dejó el espectacular derrumbamiento de una significativa parte de las fuerzas armadas regulares durante la primera ofensiva de Estado Islámico, en junio de 2014. En algunos casos, este crecimiento en poder e influencia parece haber ido acompañado por un rebrote de los secuestros y los asesinatos. En 2006 y 2007 Irak fue asolado brutalmente por una escalofriante escalada de violencia sectaria. Los grupos a favor de los derechos humanos han dicho ahora que las milicias operan más allá de la ley, sin ninguna o casi ninguna responsabilidad. Se les acusa de cometer atrocidades y crímenes de guerra.

Sigue a John Beck en Twitter: @JM_Beck