elecciones méxico 2018

La televisión ya no vota como antes. AMLO encabeza tiempo de cobertura

Luego de perder rating, credibilidad y dinero, los noticieros se volvieron más equitativos. Hace 30 años el candidato del PRI acaparaba 83% de los espacios televisivos, ahora López Obrador es el que más sale a cuadro.

por Ollin Velasco
31 Mayo 2018, 2:00pm

El candidato Andrés Manuel López Obrador durante un mitin en Zacatecas, en marzo pasado. Fotografía de Alejandro Ortega Neri/Cuartoscuro.com.

Los medios tienen que ganarse millones de confianzas. Y en ese afán andan. El descrédito en que se han sumido las televisoras mexicanas generó un cambio en el tiempo que dedican a la cobertura de las campañas presidenciales. Un vistazo al Monitoreo de Medios RT (radio y televisión), que realiza la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), en conjunto con el Instituto Nacional Electoral (INE), muestra que Andrés Manuel López Obrador (Morena) aparece 26 por ciento del tiempo destinado a los candidatos. Le siguen José Antonio Meade (PRI), con 24 por ciento, y Ricardo Anaya (PAN), con 22 por ciento.

Imagen del Monitoreo de Medios RT (radio y televisión) que realiza la UNAM y que publica el INE. Los resultados corresponden al periodo comprendido entre el 30 de marzo y el 20 de mayo de 2018.

Pero no siempre fue así: en 2012, Enrique Peña Nieto (PRI) fue el aspirante presidencial más cubierto, con casi 31 por ciento. Luego estuvo el opositor Andrés Manuel López Obrador (PRD), a quien se le dio 26 por ciento de los espacios mediáticos en radio y televisión. La tercera posición fue para Josefina Vázquez Mota (PAN), con 26 por ciento de la exposición en noticieros.

Y si nos vamos a los antes de los antes vemos que, en 1988, el candidato del PRI acaparaba los espacios del noticiero estelar de Televisa, 24 horas. El libro Urnas y pantallas: la batalla por la información, escrito por los politólogos Sergio Aguayo y Miguel Acosta, asienta que Carlos Salinas de Gortari ocupó 83 por ciento del tiempo dedicado a las campañas, mientras que la oposición en su conjunto merecía apenas 7.5 por ciento de cobertura. Así manejaba Jacobo Zabludovsky su noticiero, hace 30 años.

Seis años más tarde, Ernesto Zedillo (PRI) ocupó 41 por ciento del tiempo televisivo de 24 horas, al tiempo que los candidatos de oposición sumaron 25% por ciento. En aquel 1994 ya se hablaba incipientemente de transición a la democracia.


Relacionado: Así se vio el debate presidencial en la cantina más vieja de Tijuana.


"Ese fenómeno tiene mucho que ver con factores comerciales, pues como están perdiendo dinero y raiting con cada espectador decepcionado, tienen que ganarse de nuevo millones de confianzas. Claro que están desconcertados por el crecimiento de López Obrador, pero ante la posibilidad cada vez más real de que gane, están pensando a futuro y por eso no le pegan como antes", asegura Sergio Aguayo en entrevista con VICE.

Andrés Manuel López Obrador, en el noticiero nocturno más visto en México, en 2011. Fotografía de Cuartoscuro.com.

Medios un poco más democráticos

Una lectura revisión de las cifras reportadas por el Monitoreo de Medios RT muestra que, en efecto, las apariciones y menciones de los presidenciable ahora han sido repartidos de forma más equitativa, si se compara con lo ocurrido en tiempos de campaña de procesos electorales anteriores.

Sergio Aguayo ha estudiado este fenómeno desde hace varios años. El también catedrático del Colegio de México (Colmex) considera que esto se debe en parte a la irrupción del uso generalizado de redes sociales, que "se han vuelto una competencia real para los medios, lo que ha derivado en que estos sean cada vez más imparciales".

José Antonio Meade resonando en una taquería, durante el segundo debate presidencial de este año. Fotografía de Isaac Esquivel/Cuartoscuro.com.

Según Aguayo, necesitan mantener a sus audiencias, y no comprarse tendencias políticas es una forma de parecer más serios y confiables. A ello abona que iniciativas como la del Monitoreo de la UNAM y el INE hagan que las empresas comunicativas sean conscientes de que se les tiene la lupa puesta encima, y que por lo mismo deben ser transparentes.

El ejercicio independiente de fiscalización mediática monitoreó más de 21 mil piezas periodísticas de televisión y casi 66 mil noticias de radio.

También sabemos que, hasta el momento, el tiempo otorgado a las campañas ha sido de casi 3 mil horas. El género periodístico más utilizado en ambos medios fue la nota informativa.

No obstante los detalles a los que ahora podemos tener acceso, Aguayo considera que aún podemos aspirar a más. "Aunque me parece que el ejercicio es necesario y sumamente revelador, creo que le falta ser más cualitativo y no exclusivamente cuantitativo. Así tendríamos un poco más de nociones de lo que a los medios les interesa reflejar, y con qué tipo de enfoque lo hacen", asegura.

La pregunta del millón

A todo esto, seguimos preguntándonos cuánto realmente podrían influir los medios de comunicación en el voto de los mexicanos el próximo 1º de julio. Y seguimos preguntando.

De acuerdo con expertos en la materia, el nivel de exposición mediática de los presidenciables sí influye directamente en las intenciones de voto del electorado. Sin embargo, también dicen que hay muchos más factores que tomar en cuenta.

Felipe de la O es exdirector del Centro de Opinión Pública de la UNAM, actualmente funge como coordinador general de la plataforma Voto Informado. El experto considera que incluso hay una gran parte de la población que está harta de ver una y otra vez a los candidatos en los medios. Asegura que hay una sobreexposición que provoca que estos espectadores bloqueen e ignoren adrede la información que les ponen enfrente.


Relacionado: Estas son las razones por las que los millennials no votan.


Al igual que Aguayo, De la O está convencido que cada vez más personas están dejando de consumir contenidos informativos por canales tradicionales y optan por hacerlo a través de redes sociales.

Y esto, desde su perspectiva, ocurre por cuatro causas principales: el desánimo generalizado por los mínimos rendimientos de la democracia mexicana, el enojo de la población por los actos de corrupción que están hasta en la sopa, la exponencial diversificación de las plataformas informativas y hasta la debilidad política del actual presidente Enrique Peña Nieto.

Ambos académicos coinciden en que la apertura informativa ocurre gracias a este descrédito que pesa sobre los noticieros tradicionales, que la cobertura de candidatos de oposición como López Obrador —que es a quien más castigaron en medios durante las dos campañas electorales pasadas— no sólo sea cuantiosa, sino hasta mesurada en su enfoque.

Las últimas cifras del Monitoreo de Medios —en donde se refleja el acumulado del 30 de marzo al 20 de mayo— muestra que los independientes también han tenido presencia mediática: Margarita Zavala —quien renunció a sus aspiraciones presidenciales— ha ocupado 15 por ciento del tiempo, mientras que Jaime Rodríguez "El Bronco" ha tenido una exposición en noticieros de 13 por ciento.


Relacionado: La guía VICE para las elecciones. Oxchuc: No queremos más partidos.


"Antes estábamos acostumbrados a que ciertas televisoras con intereses específicos no dieran seguimiento a las notas de determinados candidatos. O que sólo dieran cuenta de ciertas cosas, no tan importantes", dice de la O. Y continúa: "hoy es casi imposible que existan este tipo de bloqueos. Lo que todos quieren es ganar la nota".

El informe revela que pese a tener posiciones críticas que en elecciones anteriores pudieron ser minimizadas por los medios, el candidato López Obrador encabeza el tiempo de cobertura. "Justamente el tipo de seguimiento mediático que se le está haciendo a ese candidato muestra cómo empiezan a cambiar los esquemas de libertad de prensa en tiempos de elecciones. Yo creo que en ese sentido vamos por buen camino", comenta Aguayo.

Los especialistas alertan que aún falta hacer un análisis cualitativo más detallado sobre las notas positivas y negativas que aparecen en los medios, así como la tendencia de las opiniones editoriales transmitidas en los mismos.

Sigue a Ollin Velasco en Twitter e Instagram: @ollinvelasco

Sigue a VICE News En Español en Twitter: @VICENewsEs