Publicidad

Encuentran tardígrado muerto enterrado a 975 metros de profundidad en lago antártico

Los científicos encontraron un cadáver del extremófilo microbiano a un kilómetro bajo tierra.

por Caroline Haskins; traducido por Álvaro García
22 Enero 2019, 7:30pm

Artículo publicado originalmente por Motherboard, Estados Unidos.

El 26 de diciembre, los científicos que perforaban un lago subterráneo cerca del Polo Sur encontraron los restos de un difunto tardígrado, un animal microbiano que vive en condiciones extremas, a más de 975 metros bajo tierra, según un informe publicado recientemente en Nature. David Harwood, uno de los micro-paleontólogos involucrados en la investigación, calificó los hallazgos como "totalmente inesperados".

Es extremadamente raro que los científicos encuentren evidencia de vida en los lagos subglaciales antárticos, mucho menos hallar vida enterrada a un kilómetro de profundidad. La última vez que los científicos encontraron evidencia de vida en un lago antártico subglacial fue en 2013, cuando encontraron 20 cultivos de bacterias en el lago Hodgson, que está a 92 metros bajo tierra.

Por ahora no está claro si el animal vivía en el agua oceánica antártica que se congeló sobre la superficie, o si los ríos subglaciales movieron el cadáver del tardígrado de las montañas antárticas al valle cercano. Los científicos obtendrán más información una vez que secuencien el ADN del tardígrado y determinen en qué tipo de entorno habría vivido.


Relacionados:


Si este tardígrado realmente vivió bajo tierra, las implicaciones son enormes. En muchos sentidos, el entorno antártico se asemeja a los paisajes polares en planetas como Marte, que cuenta con capas de hielo. Encontrar evidencia de vida bajo el hielo fortalece la teoría que los científicos han postulado durante mucho tiempo: que Marte pudo haber albergado vida en el pasado.

Esta investigación en particular forma parte del programa de Acceso Científico a los Lagos Subglaciales Antárticos (SALSA, por sus siglas en inglés), en el cual se utiliza un taladro de agua caliente para perforar una capa de hielo en la Antártida Occidental, la región que se está derritiendo con mayor rapidez en el continente.

Según Nature, los investigadores creen que los tardígrados vivieron en el agua derretida de antiguos glaciares de los períodos interglaciales, que son períodos cálidos entre las edades de hielo. Esto significa que lo más probable es que el tardígrado estuviera vivo ya sea al principio del Holoceno (hace 50,000 años) o en el período eemiense (hace 120,000 años). No tendrán una respuesta definitiva hasta que utilicen la datación por radiocarbono en el cadáver y secuencien su ADN.

El tardígrado se parece a las especies que son nativas del suelo húmedo y que viven entre las plantas y hongos que también eran nativos del suelo. Los científicos no sabrán si el tardígrado era terrestre o acuático hasta que secuencien el ADN de la criatura.

El pozo del programa SALSA que llevó al descubrimiento del cadáver del tardígrado fue cerrado el 5 de enero, según Nature, y los investigadores del programa se centrarán ahora en analizar las muestras que han recolectado del entorno subglacial.

Tagged:
Antartica
ciencia
Lago
Vida
ADN
oso marino
extremófilo