Publicidad
Motherboard

Los bebés en la India están aprendiendo primero a codificar y luego a hablar

Esto prepara a la próxima generación para un futuro regido por los datos.

por Lex Celera; traducido por Laura Castro
16 Julio 2019, 5:00pm

Foto vía Unsplash.

Artículo publicado originalmente por VICE India.

Cuando pensamos en los códigos de programación, pensamos en complicados caracteres verdes que cubren una pantalla negra al estilo de The Matrix. Pensamos en el ciberpunk, las luces neón, tal vez en el personaje de Angelina Jolie en la película de culto de los 90 Hackers. O tal vez en el prestigio de Silicon Valley personificado por Steve Jobs y Mark Zuckerberg.

Sin embargo, para una nueva generación de bebés en la India, la codificación puede ser algo más mundano, algo que es tan natural como el habla. Con la ayuda de sus padres, estos bebés están aprendiendo a codificar al mismo tiempo que aprenden a hablar.

"Es necesario que las escuelas se den cuenta de la importancia de la codificación como una habilidad", le dijo a Quartz India Karan Bajaj, fundador de la plataforma de codificación educativa Whitehat Jr.

Bajaj señala que las habilidades de codificación son para nosotros ahora lo que las matemáticas fueron durante la Revolución Industrial: subestimadas en ese momento, pero invaluables décadas después.

Los niños de hoy se sumergen de inmediato en tecnologías que les obligan a deslizar o presionar botones antes de aprender a caminar. Por lo que tiene mucho sentido dotar a estos niños con el conocimiento para desarrollar las herramientas con las que ya juegan desde una edad muy temprana.

Las personas en todo el mundo se están dando cuenta de que la programación se convertirá en una habilidad muy valiosa para las siguientes generaciones. Mientras que los lenguajes de programación son reemplazados con el tiempo, todos los lenguajes de programación operan usando algo rudimentario: la lógica. Para enseñar a los niños cómo escribir códigos sin trabajar con la sintaxis, los lenguajes de programación que ellos usan vienen en comandos que pueden organizarse para que tengan un sentido básico. Pero incluso en su forma más básica, aún hay un espacio de oportunidad para ser tan creativo como lo permita el código.

Los centros de aprendizaje que enseñan a los niños a codificar son una industria en crecimiento en la India y en el resto del mundo. Si bien los cursos varían según el centro, la base común es que educar a la próxima generación acerca de la codificación temprana los prepara para un futuro regido por los datos.

"No creemos que cada niño inscrito a estas clases será un futuro ingeniero de software", le dijo a Quartz India Bharat Divyang, fundador del "gimnasio mental" experimental ZugZwang Academy. "Podría ser un artista, un médico, un pintor o un maestro".

"Lo que sí creemos es que la codificación y el pensamiento computacional les ayudarán a sobresalir en todo lo que hagan en un mundo digitalmente conectado".