Publicidad
Medio Ambiente

Las selvas tropicales de Indonesia están ardiendo y son tan importantes como la Amazonia

Los orangutanes y otros animales en peligro de extinción están perdiendo sus hábitats, lo que llevará a su extinción.

por Edoardo Liotta; traducido por Álvaro García
26 Septiembre 2019, 8:03pm

Los bomberos intentan extinguir incendios forestales en el área del Parque Nacional Sebangau en Palangka Raya, provincia de Kalimantan Central, Indonesia, el
14 de septiembre de 2019. (Foto de Willy Kurniawan a través de Reuters)

Artículo publicado originalmente por VICE Asia.

Miro por la ventana de nuestra oficina en Singapur y veo los edificios envueltos en humo gris. De nuevo ha llegado esa época del año cuando la neblina golpea, la calidad del aire disminuye y el cielo queda permanentemente nublado. No es solo un fenómeno climático: la causa son decenas de incendios forestales en las vecinas Indonesia y Malasia.

En las últimas semanas se han utilizado métodos de tala y quema para incinerar bosques en las islas indonesias de Sumatra y Borneo. La isla de Borneo se divide entre Indonesia, Brunei y Malasia.

Al igual que en la Amazonia, la razón principal de los incendios es la necesidad de despejar la tierra para uso agrícola, que es una práctica principalmente ilegal. El 80 por ciento de los incendios forestales en Indonesia se deben a la tala de tierras para las plantaciones de aceite de palma. El aceite de palma se usa en una gran variedad de productos cotidianos, como champú, chocolate, detergentes, pan y cosméticos. El año pasado, Indonesia proporcionó más de la mitad del aceite de palma del mundo, y su demanda solo está aumentando, lo que significa que nuestra elección como consumidores está directamente relacionada con estos incendios.

Debido a los incendios, la calidad del aire en países como Malasia y Singapur alcanzó niveles peligrosos. En Indonesia, los incendios han causado la muerte de agricultores y niños. Un bebé de cuatro meses del sur de Sumatra murió la semana pasada por problemas respiratorios causados por la bruma.

Y a pesar de que la neblina llega cada año, aún es difícil acostumbrarse. Lo que es aún más molesto es la idea de cuán peligrosos son estos incendios forestales para el medio ambiente de la región, sin embargo, el problema nunca se resuelve.

Solo los incendios de este año han quemado casi 340.000 hectáreas de tierra, el equivalente a un tercio de Jamaica. El gobierno indonesio ha intentado una y otra vez atrapar a los que están detrás de los incendios forestales, pero el daño ya es catastrófico. Piensen en los orangutanes en peligro de extinción de Indonesia: sus hogares se destruyen en estos incendios, lo que los deja con menos porciones de selva para sobrevivir cada año. Los guardabosques también descubrieron que varias serpientes, ardillas y otros animales fueron quemados vivos. Sin mencionar las cantidades colosales de carbono liberado a la atmósfera.

Como señala Quartz News, los esfuerzos de Indonesia por encontrar a los culpables están cargados de ironía, considerando los esfuerzos del gobierno para proteger la industria del aceite de palma. El mes pasado prohibieron los productos que tuvieran la etiqueta "sin aceite de palma" de los supermercados. Asimismo, cuando la Comisión Europea quiso prohibir el uso del aceite de palma en los biocombustibles, Indonesia amenazó con retirarse del acuerdo climático de París. El presidente de Indonesia también dijo que quiere que todo el combustible diesel vendido en el país contenga 100 por ciento de aceite de palma en el futuro.

Con el desarrollo de esta dinámica, ¿veremos pronto el fin de estos incendios?

Si no podemos confiar en los gobiernos para encontrar una solución, será nuestra responsabilidad crear conciencia a través de las redes sociales, los medios de comunicación y la educación.

Los incendios de la selva amazónica captaron la atención del mundo. Las noticias, la televisión, los blogs y las cuentas de redes sociales de todo el planeta estaban cubriendo el tema, ofreciendo sugerencias sobre cómo las personas pueden ayudar, explicando por qué es importante preocuparse. Todos los días, desplazándome por mis redes sociales, veía varias publicaciones sobre la crisis. Lamentablemente, no se puede decir lo mismo de los incendios en Indonesia. Otra selva tropical crucial está ardiendo ante nuestros ojos y muchas personas fuera de la región del sureste asiático ni siquiera lo saben.

Encuentra a Edoardo en Twitter e Instagram.

Tagged:
brasil
indonesia
malásia
Borneo
humo
singapur
Amazônia
incendios forestales
Bruma
neblina