FYI.

This story is over 5 years old.

Puede que este pesticida esté matando a las abejas

La Agencia de Protección Ambiental de EEUU ha hecho la primera de las 4 evaluaciones previstas para dilucidar las consecuencias de plaguicidas como el imidacloprid que, según los ecologistas, están asociados a la disminución de la población de abejas.
Imagen por Nic Bothma/EPA
Síguenos en Facebook para saber qué pasa en el mundo.

Un pesticida de una polémica familia de productos químicos se aplica a ciertos cultivos estaría amenazando la supervivencia de las abejas y de otros insectos polinizadores, según anunciaron reguladores estadounidenses esta semana.

La Agencia de Protección Ambiental [EPA por sus siglas en inglés], declaró que los residuos del plaguicida imidacloprid, comercializados por una amplia variedad de marcas, "plantea potenciales riesgos para las colmenas cuando el pesticida entra en contacto con ciertas plantas que atraen a los polinizadores". En una evaluación preliminar se encontraron residuos en concentraciones de 25 partes por mil millones en cítricos y plantas de algodón que pueden ser nocivos para las abejas y afectar sus colmenas, informó la agencia.

Publicidad

Pero EPA todavía está estudiando lo que sucede cuando se utiliza imidacloprid en otras plantas, como el maíz y las verduras de hoja. Esas plantas "o bien no producen néctar o tienen residuos por debajo del nivel identificado por EPA", expresó la agencia mediante un comunicado.

El imidacloprid forma parte de una clase de pesticidas conocidos como neonicotinoides que han sido objeto de un creciente escrutinio en Estados Unidos, Canadá y Europa, debido a los efectos en estos insectos himenópteros. Las poblaciones de abejas han disminuido drásticamente en todo el mundo y los primeros estudios indican que la exposición repetida a neonicotinoides puede dañar el cerebro de las abejas — lo que complicaría el viaje de vuelta a sus colmenas.

Los resultados de EPA difundidos el miércoles son los primeros de cuatro evaluaciones a los que está previsto someter los insecticidas neonicotinoides. El fabricante de imidacloprid, Bayer, aseguró que estos productos químicos han sido objeto de diversos estudios y su seguridad está garantizada si se utilizan "apropiadamente".

"Vamos a revisar el documento de EPA, pero a priori parece sobreestimar el potencial de las exposiciones nocivas en ciertos cultivos, como los cítricos y el algodón, sin tener en cuenta los importantes beneficios que ofrecen estos productos", expresó la compañía . "Esperamos que la evaluación final del riesgo se base en datos científicos, así como en una adecuada comprensión de los métodos modernos en el manejo de plagas".

Publicidad

Gran Bretaña levanta la prohibición de un pesticida vinculado al declive de las abejas. Leer más aquí.

Grupos ecologistas, por su parte, criticaron el estudio de EPA por ser demasiado limitado. El Centro para la Diversidad Biológica (CDB) consideró que la agencia no pudo estudiar los riesgos que el imidacloprid podría implicar para otros insectos y animales polinizadores como las mariposas o los pájaros y que se basó demasiado en un estudio financiado por la industria.

"El hecho de que EPA se base en una investigación financiada por la industria es absolutamente inaceptable, sobre todo cuando existe tantas investigaciones realizadas por científicos independientes," expresó Lori Ann Burd, directora de salud ambiental en el CDB, en un comunicado donde se valoran los resultados del estudio.

Lisa Archer, jefa del programa de alimentos y tecnología de Amigos de la Tierra, expresó la satisfacción de organización dada la vinculación que establece el documento entre la disminución de abejas y los neonicotinoides. Archer instó, sin embargo, a EPA a retirar del mercado el imidacloprid y otros productos químicos similares inmediatamente.

En un escenario en el que los apicultores enfrentan pérdidas insostenibles y teniendo en cuenta el daño que producen estos productos en los polinizadores nativos esenciales, "EPA tiene que dejar de arrastrar los pies y tomar medidas decisivas para suspender estos pesticidas tóxicos para las abejas", sentenció Archer.

Sigue a VICE News En Español en Twitter: @VICENewsEs