Familias diversas

Así se habla de las ‘familias diversas’ en los libros de texto en México

En cuatro breves párrafos la SEP trata de mostrar la diversidad familiar en el país, pero no toca el tema de aquellos núcleos familiares compuestos por dos madres o dos padres.
1.12.17
a

Cuando era niño convivía con todo tipo de compañeros en la primaria. Estaba el que era un consentido en su casa y sus papás le compraban todo. También estaba el que se la pasaba haciendo señas obscenas a sus compañeros o burlándose de las niñas. O la alumna aplicada con el estudio que siempre cumplía con su tarea. Tampoco era raro conocer compañeros que vivían solo con su madre, o amigos que tenían sólo a su papá.

Publicidad

Pero a través de los años, la apertura que la sociedad ha ganado se ve reflejada en la diversidad de las familias y es cada vez más común conocer niños que tienen dos madre o dos padres. ¿Pero cómo se ha abordado en la escuela el debate sobre este tipo de familias, también llamadas homoparentales? ¿Cómo enseñan a los niños mexicanos a reconocer la diversidad familiar? ¿Se presenta este tipo de información en los libros de texto? ¿Se está hablando del tema en las aulas?

En el libro de la materia Formación Cívica y Ética para segundo grado de primaria —diseñado para niños de entre 7 y 8 años de edad— la Secretaria de Educación Pública (SEP) nos da una de las respuestas. Entre las páginas 16 y 19 del libro se aborda el tema de una manera general.

La lección se llama, precisamente, "Familias diversas". En ella, los alumnos aprenderán a “reconocer la importancia de una familia con características culturales propias”, dice el texto elaborado por la SEP. En un párrafo subrayado se explica que “hay familias que están integradas por papá, mamá, hijas e hijos. En otras, está sólo la mamá o sólo el papá y los hijos, en algunas más los abuelos, las tías o los tíos”.

En la siguiente página la explicación se amplia un poco: “Existen muchos tipos de familia, y sin importar cómo es cada una, en todas se relacionan sus integrantes, se demuestran su cariño, y se respetan y se apoyan entre sí”. Luego, el libro señala que en la familia se enseña a convivir con todas las personas, a respetar a los demás y a ser responsable. “Además, se comparten experiencias, los logros, las preocupaciones y los planes de todos. Sus integrantes se ayudan entre sí y eso los hace sentirse seguros y queridos”.

En sólo cuatro breves párrafos la institución educativa trata de mostrar la diversidad familiar en el país. Pero no toca el tema de aquellos núcleos familiares compuestos por dos madres o dos padres. En los dibujos que ilustran la lección se muestran únicamente niños que conviven con su mamá, su papá y sus abuelos.

Publicidad

En 2010, la Suprema Corte de Justicia de la Nación avaló el matrimonio entre personas del mismo sexo en la Ciudad de México. Desde entonces, el órgano judicial ha declarado en varias ocasiones que bajo ninguna circunstancia se puede negar o restringir a nadie un derecho con base en su orientación sexual. Pero a más de siete años de la aprobación, la SEP no ha incluido el tema en los materiales didácticos que entrega a los niños.

“Lo que tendría que hacer la SEP es adoptar las resoluciones de la Suprema Corte y transformar la manera de educar a los menores. Ya se tiene una base sobre la cual trabajar, ahora se debe responsabilizar a esa institución educativa por el incumplimiento de la resolución del poder judicial”, dice Jaime López Vela, promotor de derechos LGBTTTI, coordinador distrital de Morena y exdiputado constituyente de la CDMX.

—¿Se espera que la SEP incluya el tema en los libros de texto en los próximos meses?

—No creo que en los que quede de este sexenio lo vayan a hacer. Lo preocupante es que al no implementarse esos contenidos, se les impide a los niños conocer qué son las familias diversas y se les limita su educación sexual integral.

López Vela señala que el gobierno federal debe de abordar el tema para un mejor entendiendo del mismo. “Ya hay países cómo Francia que lo están haciendo y podrían servir de ejemplo a México. Pero no sólo eso, también desde la sociedad civil debemos fomentar ese debate”.

Publicidad

Pero al parecer no todas las secretarías de Estado están en la misma sintonía que la SEP. En 2015, en la página web de la Secretaría de Gobernación se incluyó un apartado sobre las familias diversas.

En un texto, ilustrado con una fotografía de dos mujeres en compañía de una menor, se lee: “Nos han enseñado desde pequeños que la familia tradicional esta conformada ‘por el padre, la madre y los hijos solteros viviendo bajo un mismo techo’ y que cualquier otro arreglo nos habla de familias incompletas o de ‘comportamientos anormales’. Esta forma de pensar nos habla más bien de un prejuicio occidental cristiano que nos indica ‘lo que debería ser una familia’ y no lo que realmente son y han sido las familias mexicanas a lo largo del tiempo”.

"Dentro de una gran variedad de familias —continúa el texto— tenemos por ejemplo, a la pareja que, independientemente de su vínculo legal y a veces hasta de su sexo, decide criar un niño, la mujer que por circunstancias ajenas a su voluntad o aun por decisión propia decide ser madre soltera; el hombre que hace frente a los hijos en ausencia de la mujer, o el tío o tía que frente al infortunio de sus sobrinos decide ser jefe de familia".

Martha Eugenia Lechuga ha sido maestra de primaria desde hace 35 años en la Ciudad de México; ha impartido clases en todos los grados. Cuenta que desde que inició su labor docente siempre abordó el concepto de ‘familia’ tal y como lo plantea la SEP, pero siempre invitando a sus alumnos a realizar un análisis sobre el tipo de familia del cual eran parte.

—¿Cómo educar a los niños para que entiendan qué son las familias diversas?

—Es indispensable enseñarles el respeto y tolerancia. Yo siempre les fomento el respeto hacia el otro o la otra desde la igualdad. No importa tanto el género sino el hecho de que somos personas con igualdad de derechos cívicos, políticos y sexuales.

La profesora afirma que a pesar de que desde hace décadas notó que algunos de sus alumnos provenían de familias homoparentales, el tema no se tocaba como ahora. Para ella es algo muy reciente pero necesario de abordar en los salones de clase.

Habla de la responsabilidad que tienen los maestros para explicar ese tipo de temas, que si bien han causado polémica en el país, son necesarios de trabajar con los niños: “Los docentes debemos educar bajo la premisa de la inclusión social y mostrar que la figura de familia ha dejado de ser tradicional”, concluye la profesora.