FYI.

This story is over 5 years old.

Migrantes cubanos lograron llegar a Florida a bordo del 'Barack Obama'

Después de nueve días en el mar, un grupo de migrantes provenientes de Cuba, entre ellos una mujer embarazada, llegaron a las costas de Florida en un pequeño bote al que nombraron Barack Obama.
7.6.16
Un bateau semblable à celui qui a accosté en Floride. (Photo par Cristobal Herrera/EPA)
Síguenos en Facebook para saber qué pasa en el mundo.

Después de nueve días en el mar, un grupo de migrantes provenientes de Cuba llegaron a las costas de Florida el lunes 6 de junio por la tarde, en un pequeño bote hecho con hojas de metal, al que nombraron Barack Obama.

Cuatro hombres y dos mujeres, una de ellas embarazada, se detuvieron en la playa de Lauderdale-by-the-Sea, según reportó el diario Sun Sentinel.

Publicidad

Cathy Crawley, una de las personas que estaba en la playa cuando llegaron los inmigrantes, informó que una de las personas a bordo de la improvisada nave estaba tan feliz de haber llegado, que besó tierra firme en cuanto llegó.

"Estaban tan felices, y sus rostros estaban como expresando: '¡Estamos vivos y estamos aquí!'", dijo Crawley al Sun Sentinel. "Nunca había visto algo así".

La mujer embarazada fue llevada a un hospital cercano, en tanto que los otros migrantes permanecieron en la playa para ser interrogados por la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza de los Estados Unidos, de acuerdo a información de AP.

Secuestros, torturas y tráfico de migrantes africanos en Libia en su camino hacia Europa. Leer más aquí.

La distancia entre Cuba y la costa de Florida es relativamente corta, unas 300 millas, aunque es un viaje arriesgado para aquellos que buscan llegar a los Estados Unidos en balsa o frágiles botes, como el Barack Obama. En marzo de este año, nueve migrantes cubanos murieron después de 22 días en el mar.

Los EEUU tienen un acuerdo con Cuba conocido como 'Pies secos, pies mojados', que permite a cualquiera que deje Cuba y logre llegar a territorio americano permanecer en el país, y eventualmente intentar conseguir la residencia permanente.

Pero eso sólo aplica si llegan a tierra firme. La Guardia Costera sigue interceptando miles de migrantes que intentan ir a los EEUU, enviándolos de vuelta a sus lugares de origen o a un tercero. El año pasado, la Guardia Costera interceptó 3.828 migrantes, de los cuales cerca de 3.000 provenían de Cuba.

Sigue a VICE News en Español en Twitter:@VICEnewsEs