FYI.

This story is over 5 years old.

guerras y conflictos

Putin amenaza a Turquía diciendo que 'se arrepentirá por lo que ha hecho'

Turquía ha prometido que clausurará su frontera con Siria y ha calificado las acusaciones de Rusia como “la típica propaganda soviética”. Putin dijo que las represalias contra Turquía por haber abatido un caza ruso están lejos de haber terminado.
3.12.15
Putin pronuncia su discurso anual en la Asamblea Federal el 3 de diciembre de 2015. Iamgen por Sergei Ilnitsky/EPA
Síguenos en Facebook para saber qué pasa en el mundo.

El presidente de Rusia, Vladimir Putin ha aprovechado su discurso sobre el estado de la nación para arremeter contra Turquía. De hecho, el pequeño y robusto líder del Kremlin se ha dirigido a la administración de Recep Tayyip Erdoan con una amenaza inmisericorde: "Os arrepentiréis de lo que habéis hecho", ha proclamado. Las fuerzas aéreas turcas derribaron la semana pasada a un bombardero ruso cerca de la frontera entre Turquía y Siria. Putin ya había anunciado que las represalias económicas serán mucho más severas.

Las sulfuradas amenazas de Putin, se producen justo después de que el primer ministro de Turquía, Ahmet Davutoglu haya asegurado que el país otomano está haciendo todo lo posible por asegurar su frontera con Siria. Las medidas contemplan incluso, interponer "barreras físicas" a lo largo de los 90 kilómetros de la línea divisoria que separa, específicamente, a Turquía del territorio del norte sirio controlado por Estado Islámico (EI).

Publicidad

En declaraciones emitidas durante una rueda de prensa antes de desplazarse hasta Azerbaiyán en visita oficial, Davutoglu ha asegurado que Turquía está trabajando codo con codo con miembros de la coalición dirigida por Estados Unidos en la lucha contra Estado Islámico. Su intención no es otra que desterrar a todos los yihadistas que se encuentren en ese lado de la frontera. El presidente de Estados Unidos Barack Obama y otros miembros de la cúpula militar de su administración han expresado en los últimos días su frustración por la persistencia de zonas de inseguridad en la frontera de Turquía.

El enfado de Putin se hizo más notorio durante el anual debate sobre el estado de la nación. "Si alguien se ha creído que después de asesinar a nuestra gente, va a salirse con la suya trazando restricciones sobre los tomates o sobre otros límites territoriales, se equivoca". Así se ha expresado Putin ante la Asamblea General del Palacio del Kremlin, en Moscú. "Les recordaremos lo que hicieron más de una vez. Y se arrepentirán de lo que hicieron más de una vez".

¿Por qué demonios Turquía decidió derribar el caza ruso? Leer más aquí.

Minutos después de que Putin haya terminado su discurso, su ministro de Energía, Alexander Novak, ha declarado que Rusia ha cancelado sus conversaciones con Ankara sobre el gasoducto Turkis Stream, en un movimiento simbólico destinado a enfatizar hasta qué punto llega el enfado del Kremlin.

Publicidad

La agencia de noticias RIA también ha informado que el ministro de Exteriores ruso Sergei Lavrov, se reunirá con su homólogo turco, Mevlut Cavusoglu el próximo jueves para discutir algunos negocios paralelos, durante el encuentro en Belgrado de la Organización para la Seguridad y la Cooperación en Europa.

Ayer miércoles, el ministro de Defensa ruso declaró que dispone de pruebas que incriminan al presidente de Turquía y a su familia. Según proclamó Lavrov, el líder otomano y sus familiares se estarían beneficiando del contrabando ilegal de petróleo que Estado Islámico está moviendo por su territorio. La prueba estaría contenida en unas imágenes satelitales en las que se cómo una columna de camiones rellena sus depósitos de petróleo en instalaciones controladas por EI en Siria e Irak, para luego cruzar la frontera y dirigirse a Turquía.

Moscú y Ankara están atrapadas en una guerra verbal desde que las fuerzas aéreas turcas derribaran un avión de guerra ruso la semana pasada. Se trata del incidente más grave registrado en la última mitad de siglo entre Rusia y un país miembro de la OTAN.

Davutoglu ha desmentido las acusaciones de tráfico de petróleo y las ha descrito como "la clásica propaganda soviética". "Durante la Guerra Fría la Unión Soviética dispuso de un aparato de propaganda que se dedicó a inventarse mentiras a diario", ha declarado durante una rueda de prensa celebrada antes de partir rumbo a Azerbaiyán. "Primero se creían ellos mismos su propia mentira y luego esperaban que el mundo hiciera lo mismo. Ahora se las recuerda como parte del delirio de Pravda. Es una tradición antigua, pero parece que ahora tiene ganas de volver. Nadie ha dado ningún valor a las mentiras del aparato de propaganda del régimen soviético".

'Ahora mismo se están midiendo los miembros, ¡qué peligro!': batalla Putin vs Erdogan. Leer más aquí.

Sigue a VICE News En Español en Twitter: @VICENewsEs