Bono es la primera 'Mujer del año' según la revista Glamour

Ya vete a tu casa, 2016, estás borracho.
2.11.16

​En uno de los cada vez menos sorpresivos giros que ha tenido la actualidad en noticias este año, la revista Glamour decidió reconocer al líder de la canónica banda irlandesa como una de las mujeres del año. Mejor dicho, reconoció a Bono como el primer hombre que merece formar parte de este selecto grupo de mujeres que representan un ejemplo o que han retribuido a causas relacionadas al género a través de sus acciones.

Publicidad

Para quien no esté familiarizado con ella, Glamour es una revista para mujeres fundada en la década de los 30 del siglo pasado y actualmente publicada de manera mensual en 16 países, incluido México. Uno de sus más importantes esfuerzos, son los Glamour Awards que entregan cada año a mujeres sobresalientes en diferentes campos como entretenimiento, deportes, industria, etc. El fin es celebrar y honrar vidas de mujeres extraordinarias. Y en 2016, entre mujeres como Gwen Stefani, Simone Biles, Ashley Graham,​ Nadia Murad, Zendaya o Miuccia Prada, Bono será reconocido por su labor como defensor de los derechos la mujer.

El argumento por parte de Glamour es el siguiente: "Bono no sólo ha vendido 170 millones de discos y ganado 22 premios Grammy, ha ayudado activamente en la cancelación de $100 billones de dólares de la deuda que 35 de los países más pobres del mundo mantenían con organizamos internacionales, además de haber persuadido al Gobierno de Estados Unidos en 2004 a que llevara a cabo la más grande contribución de medicamentos contra el SIDA para salvar vidas en África. Ahora Bono creó la campaña "La Pobreza es sexista", dirigida específicamente a ayudar a las mujeres más pobres del mundo, aquellas que sobreviven con menos de 2 dólares al día. 'Las mujeres llevan la carga de la pobreza', dice Bono, lo que significa que son mucho menos propensas que los hombres a tener acceso a alimentos, agua potable, educación y salud; las leyes en muchas partes del mundo no las protegen contra la violencia sexual ni les permiten poseer la tierra que trabajan. Mediante el establecimiento de "La pobreza es sexista", Bono pretende ayudar a que nos quede claro a todos que los hombres de poder pueden, y deben, tomar parte en estas cuestiones que tienen raíces profundas".

​Chido. Bien por ti Glamour. La cosa aquí es que una nota como esta, le quita el reflector a mujeres que también han recibido este año el mismo premio, cuyas historias resulta mucho más apremiante que sean replicadas, como el caso de Emily Doe, quien escribió una carta contando su experiencia de abuso sexual en la universidad de Stanford la cual ayudó a generar un diálogo público que ventile este problema en las universidades del país vecino. Es una pena que sea un hombre la razón por la que todos ahora estamos hablando de estos premios. Pareciera haber una clara contradicción en querer luchar contra el machismo haciendo que un hombre gane un premio de esta naturaleza. Pero, tal vez, sólo el tiempo dirá si fue la decisión correcta.

Puedes leer la entrada en Glamour.