Creators

Este fotógrafo une las obras de los museos con sus visitantes

La gente está más cerca del arte de lo que pensaba...

El arte se comunica con el mundo fuera de lo representacional de maneras inesperadas. Ya sea a través de ideas, colores, narrativas o conceptos, éste siempre encuentra una manera de comunicar y unir a la representación (si es que hay una) con su referente directo en el mundo donde las coordenadas espacio-temporales no pueden ser olvidadas, es decir, el mundo real.

Sirviendo como un puente entre el arte y el espectador, capturando el juego que se puede hacer entre ambos, el fotógrafo Stefan Draschan unió de manera magistral a los visitantes de diversos museos de Europa con la pintura u obra que, pareciera, se vistieron para visitar.

Publicidad

Como un estupendo análisis de color y composición con todo el peso cultural que además pueda tener cada obra, Draschan presenta escenarios que, en unos casos, podrían parecer que los sujetos en obras quisieran salir a dar una vuelta al mundo real; mientras que, en otros, simplemente las personas parecen continuaciones de patrones y composiciones presentes en las obras.

Si quieres ver más proyectos de Stefan Draschan, visita su sitio.

Relacionados:

David Lynch presentó su cerveza artesanal de Twin Peaks

Una vida seduciendo a la locura: una charla con Pedro Friedeberg

Este colectivo de arte urbano trajo Photoshop a la vida real