FYI.

This story is over 5 years old.

Pasaron 6 años para que Burial regresara con música increíble

EN FORMA DE FICHAS.

¿Se acuerdan de Goldie? ¿Ese tipo que sacó dos discos enormes a mediados de los noventa, Timeless y Saturnz Return, cimas del drum n' bass para toda la crítica y el mundo, pinches discazos atemporales para toda la vida, firmados por un tipo al que después ya nadie, nadie, nadie peló? Yo tampoco me acuerdo de Goldie. No mucho.

Muchos pensamos que la suerte de Burial iba a ser equivalente. Que se lo iban a tragar las modas de un género que, en muchos sentidos, él logró fundamentar pero que trascendía por todos lados, ese híbrido llamado "dubstep". Sacó los dos mejores discos del género (un homónimo en el 2006 y Untrue en el 2007) y un par de EP's atrapados en su propio estilo, estáticos y aburridos, en los años siguientes.

Publicidad

En cinco años alguien iba a escribir:

¿Se acuerdan de Burial? ¿Ese tipo que sacó unos discazos llamados Burial y Untrue a mediados de los 2000 y que después de ahogó en su propio estilo? ¿El que pensamos que iba a salvar la música de su rotunda hueva pero que terminó siendo el tipo más repetitivo del mundo? ¿No? Pues nosotros tampoco.

Pero la historia no acaba así: a salir el 16 de diciembre, Burial publicará un EP que aquí puedes escuchar. Y la enorme ventaja es que, en apenas tres canciones, este monstruo de la electrónica nos hace recobrar toda la fe en él con algo fresco, innovador, sorprendente y elegante. Habrá que fijarnos con todavía más atención en sus movimientos futuros.

Ah: el EP se titula Rival Dealer.