onanismo

Las excusas más raras de las personas pilladas masturbándose en público

En estos casos, un ‘¿Qué haces?’ puede ser una pregunta con segundas.

por Mike Pearl
01 Junio 2017, 4:00am

La ambigüedad es una parte de lo que hace que la masturbación en público sea tan insidiosa. En una escena de la primera temporada de Master of None, pillan a un tipo masturbándose en público y dice que se estaba subiendo la cremallera de la chaqueta. Afortunadamente, los que le acusan tienen pruebas en vídeo, y los mismos ciudadanos lo detienen.

Según las noticias, la policía les hace dos preguntas importantes a los presuntos culpables de masturbarse en vía pública: "¿qué haces?", y "¿por qué?". Estas preguntas son difíciles de responder si en realidad no te estabas masturbando. Todos ponemos nuestras manos peligrosamente cerca de nuestros genitales de vez en cuando, pero aun así, cuando le tratas de explicar eso a un policía, puede sonar a que estás a la defensiva. Entonces, cuando la gente de verdad se está masturbando, tiende a responder con mentiras. ¿En serio crees que alguien se atrevería a decir, "Señor agente, quiero que la gente me vea masturbándome porque me siento poderoso"?

Así que estas son algunas de las excusas más raras que algunas personas han utilizado para escaquearse de un arresto por masturbarse en la vía pública, y las hemos dividido en varias categorías:

Solo estaba moviendo la mano cerca de mis partes por razones que no tienen que ver con masturbarme

En diciembre de 2010, pillaron al gestor municipal de Hudson, Michigan, Steven Hartsel, supuestamente masturbándose en una camioneta del ayuntamiento mientras miraba fijamente a una mujer. Después, según el Daily Telegram, Hartsel le dijo al jurado que "tenía un bocadillo en el regazo y que se detuvo en la intersección para quitarle la cebolla", y que eso explicaba los movimientos que la mujer describió. Al final lo declararon inocente.

De un modo similar, en 2012 en Treasure Coast, Florida, un hombre de 34 años no identificado al que los policías pillaron masturbándose en la vía pública, dijo que solo se estaba rascando las pelotas porque tenía un sarpullido que le picaba horrores. TCPalm.com escribió que el hombre "le enseñó los testículos a un agente para que verificara el sarpullido" y luego lo dejaron libre.

Sin embargo, todavía hay algunos casos como este que siguen en el aire desde el año pasado. Un tipo en Nebraska afirmó que sólo estaba agitando su batido de proteínas (como haría cualquiera), y a otro lo sacaron de un avión en Nueva York porque dijo que solo le estaba pasando una toallita húmeda a su miembro porque olía mal.

No tengo idea de qué estaba haciendo, pero no me estaba masturbando en absoluto.

En 1991, Paul Reubens, el actor que interpretó a Pee-Wee Herman, presuntamente fue arrestado por masturbarse en un cine para adultos de Florida, y después no refutó los cargos. Por lo que sé, Reubens no ofreció una explicación hasta después de 19 años. Su explicación fue muy rara: "Soy diestro, y el reporte de la policía decía que me estaba masturbando con la mano izquierda. Eso le hubiera puesto fin al caso, esa es la prueba de que no pude haber sido yo". Sí, tío, claro.

Después, en 2012, pillaron a Fred Willard, un famoso comediante americano ya mayor, en una situación similar. En ese entonces, la reacción pública fue, "oh, es mayor y no sabe que en internet se puede encontrar porno". Cuando se presentó en el programa de Jimmy Fallon para explicar lo que había pasado, no hizo más que darle vueltas y vueltas al asunto; y medio en broma, pero también un poco en serio, dijo que no sabía que ese edificio —que estaba decorado al estilo hawaiano— era un cine para adultos.

Solo estaba meando.

Esta debe ser la excusa más común en el mundo para cuando supuestamente te pillan masturbándote en público, aunque usarla es una idea horrible. Al fin y al cabo, orinar en la vía pública también va contra la ley y, en algunas jurisdicciones, admitir haber orinado en público puede significar que te identifiquen de forma permanente como un delincuente sexual.

Probablemente el ejemplo más edificante fue el caso del pastor antigay Grant Storms, de Louisiana —un tipo que previamente había predicado contra los males de la masturbación. Storms, que se estaba masturbando en un parque lleno de gente, lo primero que afirmó fue que estaba orinando en una botella, pero más tarde admitió que se estaba masturbando, y añadió que era la tercera vez que lo hacía esa semana en ese mismo parque.

A propósito, en 1973, la policía acusó al reverendo Jim Jones —cuyo Templo del Pueblo se convertiría más adelante en un culto suicida— de masturbación pública frente a un policía en el baño de una sala de cine en Los Ángeles. La excusa de Jones provino de un médico, quien le dijo a la policía que Jones había estado "dando saltos y corriendo sin moverse del sitio" mientras se sujetaba el pene para aliviar un problema con su vejiga. Los cargos fueron descartados.

Una variante extraña del clásico "solo estaba meando" es "me iba a meter en la ducha", una excusa que utilizó un presunto delincuente de California en 2016 al que acusaron de quedarse de pie en el baño con la ventana abierta masturbándose descaradamente enfrente de un niño.

El cambio de tema

Una manera totalmente diferente de responder a la pregunta es optar por cambiar el tema y hacer como si nada hubiera pasado. Por ejemplo, en 2010, cuando arrestaron a un hombre de 29 años de Florida por pajearse con fotos de los trajes de baño de una revista de deportes mientras vagaba por la sección de juguetes de Walmart, explicó que estaba buscando un juguete para su hija. Otros han afirmado que se estaban afeitando, o que estaban "patrullando en busca de malhechores". No creo que estas afirmaciones cuenten como excusas; más bien parece que echen balones afuera.

En 2014, a Kellen Winslow Jr. de los Jets de Nueva York, lo vieron masturbándose en su coche fuera de un hipermercado en East Hanover, Nueva Jersey. Al principio, Winslow fue el hazmerreír de internet al afirmar que estaba buscando un Boston Market y que se perdió. Más tarde, la historia se volvió mucho más rara, y lo culparon de cargos relacionados con drogas, en vez de por masturbarse.

De acuerdo, me estaba masturbando, pero escúchame

En 2014, arrestaron a un joven de 21 años en Florida por ir por la calle desnudo y masturbándose. Pero no pienses mal —según dijo, su madre no lo dejaba ver porno en su casa.

En 2016, un tipo fue arrestado por hacer un maratón de tres horas masturbándose a la vista de una pasajera horrorizada dentro de un autocar. La policía dijo que lo hizo "porque pensó que la víctima lo estaba disfrutando".

También en 2016, pillaron a un funcionario del partido político francés llamado Robert Rochefort masturbándose en una ferretería con niños cerca, y más tarde explicó que "necesita[ba] masturbarse" porque estaba "bajo mucho estrés".

Luego la semana pasada, un tipo en Portland admitió que se estaba masturbando en público, pero dijo que era porque quería ir a la cárcel. Su razón, según dijo: "Odio Portland".


De todos modos, la moraleja de este artículo es que la gente que se masturba en público tiene un montón de excusas raras para tratar de salirse con la suya. Pero también hace que algunas personas inocentes que solo querían mear o rascarse los huevos acaben siendo sospechosas. Y bueno, yo no soy nadie para decirte qué hacer, pero masturbarse en público es por lo general una mierda y no debes hacerlo, aunque tengas una excusa buenísima.