FYI.

This story is over 5 years old.

La batalla contra el Zika en EEUU convierte a millones de abejas en 'daños colaterales'

En el afán de combatir a los mosquitos, las autoridades de un condado en Carolina del Sur esparcieron un pesticida con una neurotoxina para los insectos y miles murieron. "Me rompe el corazón", dijo una apicultora afectada por la fumigación.
5.9.16
Des abeilles mourantes, devant leur ruche Flowerton Bee Farm and Supply en Caroline du Sud (via Flowerton Bee Farm / Facebook)

Síguenos en Facebook para saber qué pasa en el mundo.

La batalla para detener la propagación del Zika ha cobrado millones de víctimas inesperadas esta semana en el condado Dorchester, Carolina del Sur, donde se esparcieron tóxicos pesticidas en un intento por controlar la población de mosquitos. Poco después de que los pesticidas fueron esparcidos el domingo por la mañana, un gran número de abejas productoras de miel intentó salir de su colmena para escapar… pero murieron antes de lograrlo.

La mayoría de las abejas muertas estaban en la granja Flowertown Bee Farm and Supply, donde se perdieron 46 colmenas, es decir, cerca de 2,5 millones de insectos. Juanita Stanley, copropietaria del negocio, contó que las abejas envenenadas trataban de arrastrar a las muertas fuera de la colmena.

Publicidad

"Ahora voy a tener que destruir mis colmenas, la miel, todo mi equipo. Está todo contaminado", dijo Stanley a una cadena de televisión. "El día de hoy huele a muerte. Los gusanos y otros insectos se están alimentando con la miel y las larvas que siguen en las colmenas. Me rompe el corazón".

Extinguir las especies que nos dan de comer es sólo un ejemplo más de la estupidez humana. Leer más aquí.

Stanley jamás fue avisada de rocío de pesticidas. Las autoridades del condado habían ido a los negocios locales en busca de mosquitos antes de fumigar, pero simplemente olvidaron ir a la granja Flowertown Bee Farm and Supply. El capitán de bomberos locales, Andrew Macke, quien como muchos otros en el condado pasa el tiempo cuidando abejas, perdió sus únicas dos colmenas esta semana.

El "colapso de colonias", un fenómeno en el que las abejas trabajadoras desaparecen repentinamente dejando la colmena sin funcionar, ha sido una preocupación constante entre los apicultores en Estados Unidos y otros lugares. En el país, algunos pesticidas han sido prohibidos con el fin de proteger a los insectos polinizadores y también han surgido llamados para tomar medidas legislativas similares.

Pero el patrón visto en Dorchester es distinto y sobresale de las demás muertes de abejas: el hecho de que los insectos muertos estén apilados justo afuera de las colmenas hace pensar que se trata de un agudo e inmediato envenenamiento.

El pesticida usado por el condado, llamado Naled, es una bien conocida neurotoxina para los insectos, lo que significa que es igual de efectivo para las mosquitos como para las abejas. A pesar de los potenciales efectos secundarios, el Centro para el Control y la Prevención de Enfermedades y la Agencia de Protección Ambiental aún recomiendan el uso de Naled para controlar el Zika.

¿Qué pasaría si Bayer compra Monsanto? Leer más aquí.

A pesar de que sólo ha habido cuatro casos de Zika en el condado Dorchester, todos relacionados con algún viaje, el mismo insecticida ha sido usado en el área para matar mosquitos y otros portadores de enfermedades. Pero estas fumigaciones se habían realizado con la ayuda de camiones a lo largo de los caminos, avisando con suficiente tiempo a los apicultores, haciéndo más fácil salvaguardar las abejas de los poderosos efectos tóxicos.

Sigue a VICE News en español en Twitter: @VICENewsES