FYI.

This story is over 5 years old.

Los padres de 'los 43', indignados por una película que promueve la versión oficial

Ortega, portavoz de los padres, dice que está convencido que la película "La noche de Iguala" fue grabada específicamente para promover la versión oficial sobre lo sucedido aquella noche en esta ciudad mexicana.
Imagen vía film poster
Síguenos en Facebook para saber qué pasa en el mundo.

El enojo de Melitón Ortega se nota en su voz. "Es una provocación", comenta a VICE News en una entrevista telefónica. "Es un intento más del gobierno para decir que nuestros hijos son delincuentes".

Se refería a La Noche de Iguala, una película nueva que dramatiza el caso de los 43 estudiantes cuya desaparición hace un año provocó indignación en todo el país y el mundo. Mauricio, el hijo de Ortega, es uno de los estudiantes desaparecidos de la Escuela Normal de Ayotzinapa, a 257 kilómetros de la ciudad de Iguala, Guerrero, donde desaparecieron después de ser atacados por la policía el 26 de septiembre de 2014.

Publicidad

Falsos positivos en México: Jorge, el civil asesinado por militares y enterrado como sicario. Leer más aquí.

La película muestra a los policía municipales y a los miembros de los Guerreros Unidos atacando a los estudiantes. Los captores suben a los jóvenes a un camión, los interrogan y los confunden con miembros del cártel enemigo conocido como Los Rojos. Al final, asesinan a los jóvenes y queman los cuerpos en una hoguera enorme en un basurero.

La narrativa sigue fielmente el argumento central de la investigación del gobierno sobre lo que pasó con los estudiantes según lo que presentó el ex procurador general Jesús Murillo Karam en noviembre del año pasado como "verdad histórica".

Los padres de los estudiantes desaparecidos nunca han aceptado esa versión de lo que pasó con sus hijos.

Un informe de 560 páginas sobre la investigación también desacredita en gran parte esta versión. El informe fue publicado el mes pasado por un grupo especial de expertos internacionales formado por la Comisión Interamericana de Derechos Humanos para estudiar el caso. Los expertos llegaron a la conclusión de que no era creíble que confundieran a los estudiantes, que fueron a Iguala para tomar algunos autobuses y usarlos en una protesta, con miembros de un cártel. El informe también dijo que era científicamente imposible que sus cuerpos fueran incinerados en el basurero.

¿Es posible que las autoridades mexicanas enfrenten cargos por el caso Ayotzinapa? Leer más aquí.

Publicidad

Ortega, el portavoz de los padres, dice que está convencido que La noche de Iguala fue grabada específicamente para promover la versión oficial. "La mano del gobierno está detrás de esto y quiere destruir la memoria de nuestros hijos", señaló.

Jorge Fernández Menéndez, el comentarista y experto en cuestiones de seguridad que escribió el guión de la película, dijo que basó la narrativa en sus cuatro meses de investigación sobre los hechos de Iguala.

"No es una verdad histórica ni una verdad alternativa, es una verdad incómoda", dijo para Radio Fórmula la semana pasada. "De la hora 20 minutos que dura la película, las dramatizaciones ocupan poco menos de 30 minutos. Todo lo demás es un documental estricto de información y datos duros".

En la película participaron más de de 200 actores interpretando el papel de los estudiantes, policías de Iguala y de el pueblo vecino de Cocula, otros funcionarios de gobierno locales y miembros del cártel de los Guerreros Unidos.

La película producida en asociación con Proyecto 40, una filial de TV Azteca, se estrenó en la Ciudad de México el fin de semana con un formato inicial de apenas 30 copias y saldrá a la venta en todo el país en las próximas semanas.

Los padres de los estudiantes desaparecidos están organizando un boicot a la película en el estado de Guerrero, donde estará en carteleras a partir del próximo jueves.

El líder estudiante Omar García, uno de los que sobrevivieron a los ataques de Iguala, creó una petición para impedir la proyección de la película.

"Es una hipocresía por parte de este gobierno represor que nos ofrezca apoyo y otros peritajes y por otro lado nos golpee con esta película que sin duda trastoca a los padres", afirma García a VICE News, refiriéndose a las promesas del gobierno de realizar un nuevo estudio técnico de la evidencia que supuestamente demostraba al principio que los estudiantes fueron incinerados en el tiradero.

La audiencia fue muy baja durante el primer fin de semana de la película en los cines de la Ciudad de México. Georgina, una estudiante de arquitectura de 23 años de edad, fue a ver la película con su novio a la Cineteca Nacional. "Solo vengo por curiosidad y porque si es verdad que los quemaron, quiero saber cómo se las ingeniaron".

Jazmín fue con dos amigos a ver la función de la tarde en un cine del centro. "Creo que es muy real, triste pero real", dijo después de ver la película. "No puedo creer que alguien los queme vivos solo por querer robar camiones".

Sigue a Melissa del Pozo en Twitter: @melissadps