Publicidad
música

Hablamos con La Dani, la esperanza queer de la música urbana española

Acaba de publicar su nuevo single, "Ciudad del vicio", y quedamos con él para que nos hablase más sobre su proyecto.

por Ana D La Luz; fotografías de Carmen Hinojosa
04 Enero 2019, 7:28am

Todas las fotografías por Carmen Hinojosa

La Dani es un joven malagueño quien, después de vivir unos años en Madrid trabajando en una tienda de ropa, regresa a Málaga capturado por la nostalgia del mar y los días de terraza en el paseo marítimo con las amigas. En uno de esos momentos, tomando una cerveza, surge una idea para una canción con Guillermo —aka Estereotipo— y a partir de ese momento empiezan a sucederle cosas. La Dani se está estableciendo, poco a poco, como fenómeno nacional y no sólo a través del proyecto musical que comparte con Estereotipo, sino por las recientes colaboraciones que ha tenido como actor, modelo e imagen de moda.

La siguiente entrevista toma forma en una pastelería siempre abarrotada por turistas a los que les encantan los muffins y las tartas de queso y surge porque asistimos a la presentación de su nuevo videoclip, “Ciudad del vicio”, la pasada semana en Málaga. Minutos antes de comenzarla, una de sus amigas le da el regalo que le compraron para su cumpleaños: unos aros trenzados de oro. Así empezamos, bajo reconstrucciones de año nuevo y la emoción exaltada de Dani por sus aros de oro, la tarta de queso con chocolate blanco y el cigarro light liado en papel de fumar blanco.

VICE: ¿Cuándo nace La Dani?
La Dani: Fíjate, Ana, qué bonito esto. Mira, yo una vez iba vestido de Halloween, pero no era Halloween, era carnaval. Entonces, estaba yo en Ibiza, tenía nueve años, y todos los años en mi colegio se organizaba una salida en cabalgata para asistir al carnaval. A los niños de mi urbanización les encantaba la tontería de disfrazarse de “puta” para hacer la gracia. Así que día yo cogí el vestido de una vecina; pegado, negro, así como las Azúcar Moreno, una peluca gris, unos cuernos y una cola de diablo.

¿Para hacer la gracia como los niños?
Qué va, usé como excusa que a los niños les hacía gracia disfrazarse de “puta” para poder convertirme yo en una. Entonces yo iba por la cabalgata y a todos los hombres mayores les decía con la cola “Hoooola”. Yo estaba living porque podía sentirme mujer sin que sonara raro.

¿Entonces se podría decir que has dudado alguna vez de tu género?
A ver, yo me sentía y me siento cómoda vistiéndome de mujer, pero no me siento mujer. Claro, como yo siempre me he sentido así, muchas personas me han sugerido que soy transexual, pero no. Con lo que no me siento cómodo es bajo los parámetros de tener que vestir de tal forma por ser hombre, o de tal otra por ser mujer. Es por eso que desde chica hacía lo que me apetecía.


MIRA:


Vamos con otra cosa. El año pasado te diste a conocer como cantante, ¿cómo estás viviendo esta experiencia?
Muy contenta. Es algo que no me esperaba porque era como un sueño platónico, una cosa que yo siempre he pensado mientras me duchaba. Me visualizaba encima de un escenario, pero nunca habría pensado que llegaría.

¿Te gustaría seguir dedicándote a ello?
Claro que sí, pero me gustaría hacerlo de una forma más seria, real. Es decir, que implicase un trabajo continuo.

¿Y es por fama, por hacer gente?
A mí la fama me da igual, pero por suerte o por desgracia, hacer gente es una cosa necesaria, necesito un feedback para poder seguir trabajando. Como vengo diciendo, la música me gusta, claro, pero lo que más me mueve es hacer espectáculo, como cuando me voy a casa de La Paxi y me subo encima de una pila a cantar Mónica Naranjo.

¿Qué nos cuentas, pues, de tu trayectoria?
Muchas cosas. La primera actuación que hice fue en el orgullo de Málaga de hace dos años con Estereotipo. Sólo teníamos una canción: “Como Beyoncé”. Las amigas estaban debajo del escenario cantando y bailando. Para mí fue increíble. Después de esto empezaron a llamarnos para hacer más cosas y tuvimos que empezar a producir más temas.

1546528754870-ladani-9

Estuviste cantando en la sala París 15 junto con Bad Gyal, Mis Nina y Jedet, ¿cómo lo viviste?
Fue muy guay porque además de actuar en una de las salas más grandes de Málaga, Stereotipo y yo tuvimos la suerte de poder actuar con personas que en aquel momento eran nuestros referentes. Fue muy divertido porque como siempre lo que más nos gusta es estar rodeados de nuestras amigas y que lo pasen igual o mejor que nosotros.

¿Destacarías algún momento más?
Este verano estuvimos en el orgullo de Madrid vestida de Palomo Spain. También en Málaga, como digo, nos ha faltado cantar en la plaza de toros porque hemos estado en varias ocasiones en el Contenedor Cultural de la UMA, también en el WAU festival y hace cosa de un mes en la sala Apolo de Barcelona.

¿Y ahora, después de haber participado, por ejemplo, en el anuncio de Larios con Diego Postigo y Palomo Spain, qué te gustaría hacer?
La verdad es que yo en febrero me voy a Madrid a trabajar como dependienta, cariño, para ganar dinero y trabajar de lo que siempre he trabajado.

¿No te vas a Madrid en busca de oportunidades?
En Madrid hay más contactos, claro, pero me voy para cambiar de aires. Me parece una catetada que la gente me diga que yéndome a Madrid voy a encontrar un montón de oportunidades porque todo lo que yo he hecho lo he hecho en Málaga.

¿Entonces solo dependienta?
De dependienta y ya veremos. Lo que sí me gustaría es explorar la parte de actuar porque también me siento muy cómoda siendo actor. Próximamente se estrenará un corto donde aparezco siendo el consejero maricón de dos bolleras.

1546528791039-ladani-4

Y, para terminar; ¿qué ha significado el proyecto de "Ciudad del vicio" para ti?
Este videoclip es mi sello. Cuando lo veo me veo a mí con mi amiga Marina, que tenía un cuarto de baño todo lujo asiático en una casa muy humilde. Me representa muchísimo y estoy muy contento. Y todo esto ha sido posible gracias a Estereotipo, que produce conmigo las canciones, gracias también a mis amigas Pamela Films, que han hecho la película, y a la colaboración con el colectivo Livin Savage.

Bueno Dani, ahí te dejo con las amigas, las cervezas y los aros de oro.
Venga, Ana, muchas gracias a VICE, que ya estaba tardando, pero más vale tarde que pronto.

Sigue a La Dani en @danielfpozo.

Sigue a Ana D La Luz en @d.la.luz y Carmen Hinojosa en @hi.nojosa.

Suscríbete a nuestra newsletter para recibir nuestro contenido más destacado.