Salud

Hay 79 formas genéticas de obesidad

Y pueden requerir tratamientos diferentes.
28.3.17

Los expertos en obesidad apoyan la idea de que la obesidad no es una sola enfermedad, sino que existen varios tipos, algo así como el cáncer. Hay síndromes genéticos raros que causan obesidad, pero ahora los investigadores canadienses dicen que hay 79 de ellos documentados en la literatura médica, que es mucho más de lo que pensaban.

Esa es la conclusión de un nuevo análisis, publicado en la revista Obesity Reviews. Los investigadores examinaron 116 artículos y encontraron que los médicos pueden probar 19 de estos 79 síndromes reportados anteriormente (es decir, que han sido "resueltos" genéticamente), mientras que 11 se han aclarado parcialmente y 27 se han asignado a una región cromosómica específica. Los científicos aún no han sido capaces de identificar las regiones para los 22 síndromes restantes.

Publicidad

En diciembre, Lee Kaplan, director del instituto de obesidad, metabolismo y nutrición del Hospital General de Massachusetts, le dijo al New York Times que hay al menos 59 tipos distintos de obesidad, incluyendo al menos 25 genes que parecen estar directamente relacionados con el riesgo de obesidad. Así que este nuevo artículo sugiere que el número de vínculos genéticos con la obesidad es tres veces mayor que eso. (Hay cientos de otros genes que no causan directamente la obesidad, pero pueden hacer que la gente suba algunos kilos al año, las personas que heredan varios y tienen otras condiciones de salud o toman medicamentos que pueden llevar al aumento de peso también podrían desarrollar obesidad).


Relacionado: ¿La obesidad es un problema físico o sicológico?


El autor David Meyre, profesor asociado de la Escuela de Medicina Michael G. DeGroote de la Universidad McMaster, le dijo a CNN que el artículo se enfocaba en formas de obesidad "monogénicas" o "mendelianas", lo que significa que las personas que portan el gen en cuestión sólo necesitan una mutación para desarrollar la enfermedad. Meyre dijo que estos genes probablemente sólo están presentes en el 0,1 por ciento de las personas obesas en Canadá.

Saber qué genes son responsables de los 79 síndromes no resuelve el problema para las personas que tienen esas condiciones, ni ayuda a tratar la obesidad no genética, que es mucho más común, al menos aún no. Pero Meyre dijo que identificar los genes responsables del aumento de peso es un paso hacia adelante para entender las causas biológicas de la obesidad.


Relacionado:  ragones Anónimos México


"Si conoces el gen y la función del gen, entonces sabes qué mecanismo biológico es el defectuoso", le dijo Meyre a CNN. Saber esto le podría ayudar a los científicos a llegar a los tratamientos para los síndromes específicos, así como para las personas cuyo peso no está relacionado con un solo gen. Un ejemplo es la hormona de saciedad leptina, que son producidas por las células grasas del cuerpo. Algunas personas con mutaciones genéticas tienen niveles bajos de la misma, lo que significa que sienten hambre todo el tiempo. El gen responsable de la fabricación de leptina fue descubierto en 1990 y, desde entonces, los médicos aprendieron que conforme la gente pierde peso, sus cuerpos producen menos leptina. Pueden aconsejar a sus pacientes que quieren perder peso, que volver a subir de peso puede no ser un problema de fuerza de voluntad, sino más bien de la fisiología simple. Algunos expertos también están tratando de desarrollar medicamentos para mantener el peso que imitan los efectos de la leptina.


Relacionado:  Fotos del concurso Miss Gordita


Aprender más sobre la obesidad vale la pena, ya que 36,5 por ciento de los adultos en EE.UU. son obesos (basado en el índice de masa corporal), como lo son 20,2 por ciento de los adultos en Canadá, y la obesidad puede aumentar el riesgo de que la gente desarrolle apnea del sueño, osteoartritis, enfermedades del corazón, diabetes y ciertos tipos de cáncer.