Cómo hacer pinturas a partir de drogas psicodélicas

"Si la química ha sido ignorada por las artes visuales podría ser por el simple hecho de que las moléculas son invisibles".
31.3.16
Capturas via

Este artículo se publicó originalmente en The Creators Project.

Una afilada pieza de sabiduría stoner del propio experto en drogas residente de VICE, Hamilton Morris, es la base del nuevo libro, exhibición y serie de prints de Kelsey Brookes, presentada por la Quint Gallery: Psychedelic Space. "Si la química ha sido negada por los artistas visuales", Morris comienza, "podría ser por el simple hecho que las moléculas son invisibles". Puesto de forma simple, Psychedelic Spaces es un intento por hacer que las fuerzas efímeras que componen toda la materia, entiéndase, la química, sean más digeribles.

Publicidad

Personalmente, cuando pienso en el LSD, normalmente visualizo una tableta, un cubito de azúcar, o recuerdo esa vez que un hombre de barba puso "ácido, artesanal de lote pequeño" en mis manos abiertas. Ninguno de esos vehículos facilitan en entendimiento real de la droga, y de hecho, no tengo idea de cómo lucen las tuercas y tornillos que hacen andar al LSD. La obra de Brooks busca combatir esa ignorancia, al visualizar los psicotrópicos como el LSD, y compararlos con la composición química de la serotonina, también conocida como "la hormona de la felicidad".

Brookes es conocido por los shows psicodélicos que hace por todo Estados Unidos y Europa, y por diseñar el arte del álbum en 7" de los Red Hot Chili Peppers de 2012 I'm With You, y el LP de The Flaming Lips de 2013, Stone Roses. Destaca cómo ha aplicado las líneas concéntricas características de Frank Stella para llevarlas a diagramas de químicos, en un divertido e informativo video producido por el cineasta Matthew Lawless, que puedes ver a continuación después de las ilustraciones de Brookes.

***

Conoce más de Psychedelic Spaces en la página de Quint Gallery, y mira más del trabajo de Kelsey Brookes en su website.