Publicidad
Derechos Civiles

Demandan a restaurante automatizado por ser inaccesible para los ciegos

No todos están emocionados por un futuro robotizado.

por Jelisa Castrodale
29 Marzo 2017, 12:00am

Photo via Eatsa.

Eatsa, una cadena de restaurantes completamente automatizada con sede en San Francisco, sirve variedad de platos de quinua pero hay un detalle: los clientes no tienen que hablar, interactuar o siquiera hacer contacto visual con otros seres humanos. Todas las órdenes se realizan a través de pantallas táctiles o vía una aplicación para iPhone y sus característicos platos aparecen en un compartimiento iluminado en tres minutos o menos. Son excelentes noticias para quienes apreciamos la eficiencia y a los señores robots, pero —según una nueva demanda— es discriminatorio para los ciegos.

El pasado jueves, el Consejo Americano para los Ciegos y Michael Godino, un residente legalmente ciego de Nueva York, presentaron una demanda contra la cadena, afirmando que los kioscos del restaurante violaban las leyes de los derechos civiles. Según la demanda, obtenida por Recode, Eatsa ha sido acusada de ignorar o inhabilitar funciones de las pantallas táctiles que podrían permitir a los clientes ciegos o con vista disminuida usarlas.

LEER MÁS: Los robots están en la cocina pero no para robar empleos

"Eatsa ha configurado sus sistemas para que [la capacidad de lectura en la pantalla] no sea compatible con las iPad", Rebecca Serbin, abogada para Disability Rights Advocates (DRA), le dijo al sitio web. "Es decir, la tecnología para volver a Eatsa accesible existe, pero a Eatsa no le importó lo suficiente para incluir esa función en su diseño".

Si bien puede haber fallas o limitación en la configuración automatizada de Eatsa, el restaurante sí cuenta con empleados humanos que están dispuestos para ayudar a los clientes a realizar sus órdenes, si es necesario. De hecho, son tan importantes que muchas reseñas de la cadena —con sucursales en California, Nueva York y Washington, D.C.— mencionan su presencia.

"Muchos conocen a Eatsa por el contacto humano tan limitado. Pero no podrías adivinar cuántas personas están ansiosas por saludarte en la puerta", dice una reseña en Motherboard. "Seis o cuatro empleados de Eatsa me ayudaron a llegar al kiosco donde pude ordenar y recoger mi comida".

LEER MÁS: 'Cafe X' es el hogar del primer robot barista del mundo

Una nota de Forbes acerca del restaurante comparó a los trabajadores de Eatsa con los de la barra de Apple Genius, "[flotando] entre los clientes para responder sus preguntas". Incluso el Washington Post mencionó la presencia de un "portero" quien "[asistía] a los clientes a lo largo de su orden".

Sin embargo, según la demanda eso no es suficiente: recibir ayuda de algún empleado, "niega a los clientes ciegos la habilidad de acceder independientemente a los restaurantes Eatsa".

En una declaración ante la prensa, Eatsa está "sorprendida" por la demanda. Un vocero del restaurante dijo:

"Estamos sorprendidos por la acción de los DRA. Somos firmes defensores de los derechos de los débiles visuales y hemos servido varios clientes con disminución visual desde que abrimos el primer Eatsa en 2015. De hecho, cada sucursal de Eatsa está atendida por anfitriones que proporcionan pedidos personalizados y asistencia para clientes con visión disminuida, si es que desean ayuda adicional. Y toda nuestra tecnología está diseñada para ser compatible con las funciones apropiadas de ayuda...".