FYI.

This story is over 5 years old.

Shika Shika: Un sello sin dueños para música sin fronteras

El colectivo fundado por Barrio Lindo y El Búho reúne a artistas de todo el globo bajo el paraguas de lo orgánico electrónico

Sigue a THUMP México en Facebook


El inglés Robin Perkins y el argentino Agustín Rivaldo, a pesar de estar separados geográficamente por miles de kilómetros, tienen vidas musicales que corren en paralelo. Bajo los seudónimos El Búho y Barrio Lindo, respectivamente, ambos exploran a su estilo distintas maneras de conciliar lo orgánico dentro de la producción electrónica históricamente fría y sintética. A través del empleo de elementos folklóricos característicos de la región sudamericana –especialmente los provenientes de Los Andes y de la selva– y el uso de samples de instrumentos de cuerda, viento y percusión también de la zona, son capaces de crear paisajes vívidos que son cálidos y entrañables, muchas veces incluso adecuados para el baile.

Publicidad

Las vidas de Perkins y Rivaldo se cruzaron creativamente ante el público con la edición a través de ZZK de su EP conjunto, History of Colour, un lanzamiento que fue la semilla no sólo del proyecto del mismo nombre, sino también de un colectivo destinado a aglomerar a más y más artistas de diferentes disciplinas y distintas partes del globo con una mentalidad en común: Shika Shika.

La evolución de la idea original de Shika Shika hacia la formación de un sello se dio rápida y naturalmente, arrancando operaciones a finales del 2015 con la salida del hermoso EP de Barrio Lindo, Kayak Break. Desde entonces, cuentan con un catálogo creciente de lanzamientos que incluye trabajos de sus propios fundadores bajo el nombre History of Colour, Kraut, Uji, Universildo, y más.

Sigue a THUMP México en Facebook


El inglés Robin Perkins y el argentino Agustín Rivaldo, a pesar de estar separados geográficamente por miles de kilómetros, tienen vidas musicales que corren en paralelo. Bajo los seudónimos El Búho y Barrio Lindo, respectivamente, ambos exploran a su estilo distintas maneras de conciliar lo orgánico dentro de la producción electrónica históricamente fría y sintética. A través del empleo de elementos folklóricos característicos de la región sudamericana –especialmente los provenientes de Los Andes y de la selva– y el uso de samples de instrumentos de cuerda, viento y percusión también de la zona, son capaces de crear paisajes vívidos que son cálidos y entrañables, muchas veces incluso adecuados para el baile.

Las vidas de Perkins y Rivaldo se cruzaron creativamente ante el público con la edición a través de ZZK de su EP conjunto, History of Colour, un lanzamiento que fue la semilla no sólo del proyecto del mismo nombre, sino también de un colectivo destinado a aglomerar a más y más artistas de diferentes disciplinas y distintas partes del globo con una mentalidad en común: Shika Shika.

La evolución de la idea original de Shika Shika hacia la formación de un sello se dio rápida y naturalmente, arrancando operaciones a finales del 2015 con la salida del hermoso EP de Barrio Lindo, Kayak Break. Desde entonces, cuentan con un catálogo creciente de lanzamientos que incluye trabajos de sus propios fundadores bajo el nombre History of Colour, Kraut, Uji, Universildo, y más.

Bajo el estandarte de organic electronic, una etiqueta compartida y necesaria entre la gente involucrada en el colectivo, Shika Shika edita el material de sus artistas sin enmarcarse en formatos preconcebidos. Por ejemplo, a mediado de año sacaron Confluencias, un compilado de dos volúmenes donde se plasma claramente su concepto sonoro, reuniendo a 18 productores internacionales, como Nicola Cruz, Kaleema, YEAHMAN!, Populous, y muchos más. También este año iniciaron la serie de singles Botanas.

Más recientemente, y bajo el título de Expediciones, se están dando a la tarea de emparejar a dos productores de distintos rincones del mundo para colaborar en una canción, que posteriormente es remezclada por más artistas afines. Su primera entrega reunió a los chilenos Matanza y al turco Oceanvs Orientalis, con remixes de Jhon Montolla, de Colombia, Carrot Green, de Brasil, además de uno de Perkins y Rivaldo.

Este sábado 17 de diciembre, en Xaman (CDMX), se llevará a cabo el primer showcase de Shika Shika, con shows en vivo de History of Colour, Jhon Montoya y Uji. Como antesala, les compartimos una entrevista exclusiva con El Búho, quien nos relata el origen del colectivo, su concepto, las dificultades de mantener un sello con sus fundadores en países distintos, y sus planes futuros.

THUMP: ¿Cómo surgió la idea de empezar Shika Shika? ¿Cuál es su concepto?

El Búho: Shika Shika surgió de conversaciones largas a través de Facebook Messenger entre Agustín [Rivaldo, a.k.a. Barrio Lindo] y yo sobre la música que estábamos haciendo y escuchando. Agus tenía un disco y quería sacarlo, y entonces pensamos "pues, hacemos un colectivo y sacamos cositas de nosotros y de nuestros amigos". Nos dimos cuenta de que hay tan buena música de todos lados y necesita un espacio. La idea era más en la línea de un colectivo de artistas en vez de un sello estructurado y de ahí salió nuestra visión: un sello sin dueños para música sin fronteras.

Lo definimos como un colectivo, pero poco a poco sí podemos decir que va evolucionando a un sello pero construido sobre los músicos y los artistas. Por ejemplo, tratamos de hacer siempre que el mayor porcentaje de la música cuando ya tenemos cubiertos nuestros costos llegue al artista. Estamos haciendo Shika Shika por la inspiración musical que siempre encontramos en nuestra minería de Souncloud o Bandcamp o en grupos de Facebook. Estamos en un punto muy interesante en la historia de la música en que nunca los sonidos han viajado tan lejos, tan sencillamente y con tanto intercambio de ideas, melodías, ritmos, estructuras, géneros, tradiciones.

En prácticamente toda la música que ha salido de Shika Shika hasta la fecha, existe un hilo conductor que es un tratamiento orgánico de la música electrónica, a través de uso de samples o grabaciones de instrumentos indígenas, sonidos de la naturaleza, etc. ¿Cómo describirías la línea estética del colectivo?

Organic electronic. Nos inspira esta reunión entre el mundo real y el mundo digital. Entre el pasado y el futuro. Entre la tradición folclórica y la vanguardia electrónica.

Una palabra que inevitablemente va con el concepto del colectivo es "colaboración", como lo demuestra el proyecto conjunto History of Colour. ¿Es un sentido que quieren desarrollar entre los participantes? ¿Cuál es el enfoque que tienen con las colaboraciones?

Para nosotros colaboración significa evolución. Significa nuevas direcciones, sorpresas, mezclas diferentes o algo que no esperabas. Como productor, es muy fácil encontrar tu camino o tu sonido y te quedas ahí; pero para mí la verdadera inspiración es cuando sales de tu camino y tomas un riesgo, compartes un tema con un productor muy lejos de ti geográficamente y salen cosas increíbles. Es un desafío, y no siempre funciona, pero así intentamos generar nuevos sonidos, nuevas mezclas y una evolución en la música global de hoy.

History of Colour. Fotografía vía Shika Shika en Facebook

¿Cuáles son las dificultades y bondades de que los fundadores estén en países distintos? ¿Cómo ha sido el desarrollo?

Ah bueno, las dificultades son la comunicación y el tiempo. Agustín y yo –los dos tenemos trabajos, tenemos shows, giras, producciones entonces siempre estamos trabajando en las pocas horas que quedan, intercambiando ideas por Facebook Messenger, por Dropbox, por Soundcloud, Bandcamp, email, donde sea. Lo que he aprendido es que cuando escuchas o tienes una idea buena, tienes que actuar y hacerla. No hay que esperar o decir "necesitamos más tiempo". ¡Tienes que tomar la inspiración cuando viene! Ya Agus y yo tenemos nuestra forma de trabajar medio informal pero que nos funciona y nos gusta. Además contamos con muchos amigos productores o amantes de la escena como Nicola Cruz, Luis [Maurette] de Lulacruza, Jhon de Montoya, Griffin Crafts, de San Francisco; Populous, Chancha [Via Circuito]. Es una familia global y nos apoyado mucho.

¿De qué manera planean incorporar otras disciplinas del arte dentro del output de Shika Shika?

Para nosotros la calidad, el diseño, el arte y la fotografía son muy importantes. Queremos que Shika Shika tenga una estética no solamente en la música pero en el diseño. Queremos que sea bonito, impresionante, que te inspira a viajar. Estamos tratando de meternos más en eso y un día queremos que Shika Shika saque productos, vinilos o cosas de que te encantaría tener, algo especial, bonito, bien hecho que cuidarías toda tu vida.

¿Qué hace falta para que un artista forme parte del colectivo?

Pues, es fácil. Nos pueden contactar por nuestro Facebook, compartir música en nuestro SoundCloud o contactarnos en shikashikacollective [arroba] gmail [punto] com. Estamos siempre dispuestos a descubrir.

En el compilado Confluencias participa gente de muchos países muy distintos entre sí, pero suenan como si pertenecieran al mismo universo. ¿Crees que la música que sale por ShSh se puede ubicar geográficamente en algún punto en específico?

En la selva. En la montaña. En la inspiración del mundo en que vivimos todos los días. Es raro porque vamos descubriendo música y nos damos cuenta que hay un productor en Berlín o en Corea o en CDMX, y todos tienen la misma visión pero con inspiraciones distintas. Creo que para nosotros el hilo es esta línea de orgánico y electrónico o tal vez de tratar de contar una historia y hacer una imagen con la música. Nos inspira todos los días de escuchar los productores de todos lados, todos se conocen por su música, se inspiran, se escuchan y comparten su propia interpretación. Nosotros queremos ser los facilitadores de eso.

¿Qué sigue para Shika Shika?

Sacamos un single que será el primero de nuestra serie que se llama Botanas. Tuvimos la suerte de sacar el primer tema de UJI, el nuevo alias de Luis Maurette de Lulacruza. Tiene un disco a punto de salir y es increíble lo que está produciendo. Además de eso, tenemos tres o cuatro EPs que ya están en nuestras mentes, y tenemos una serie que queremos hacer de sonidos geográficos. Un EP inspirado por los sonidos y el ambiente de un lugar, por ejemplo CDMX o las montañas de Utah. Además, hace mucho que queremos sacar un compilado de colaboraciones pero eso nos va a tomar un poco más de tiempo.

Conéctate con Shika Shika en: Facebook // Soundcloud // Twitter

Algodón Egipcio está en Twitter

Continúa leyendo:

El Búho y Barrio Lindo unen fuerzas para el 'Calidoso EP'

Cómo el búho encontró sus alas

Productores de por acá: Barrio Lindo

Bajo el estandarte de organic electronic, una etiqueta compartida y necesaria entre la gente involucrada en el colectivo, Shika Shika edita el material de sus artistas sin enmarcarse en formatos preconcebidos. Por ejemplo, a mediado de año sacaron Confluencias, un compilado de dos volúmenes donde se plasma claramente su concepto sonoro, reuniendo a 18 productores internacionales, como Nicola Cruz, Kaleema, YEAHMAN!, Populous, y muchos más. También este año iniciaron la serie de singles Botanas.

Sigue a THUMP México en Facebook


El inglés Robin Perkins y el argentino Agustín Rivaldo, a pesar de estar separados geográficamente por miles de kilómetros, tienen vidas musicales que corren en paralelo. Bajo los seudónimos El Búho y Barrio Lindo, respectivamente, ambos exploran a su estilo distintas maneras de conciliar lo orgánico dentro de la producción electrónica históricamente fría y sintética. A través del empleo de elementos folklóricos característicos de la región sudamericana –especialmente los provenientes de Los Andes y de la selva– y el uso de samples de instrumentos de cuerda, viento y percusión también de la zona, son capaces de crear paisajes vívidos que son cálidos y entrañables, muchas veces incluso adecuados para el baile.

Las vidas de Perkins y Rivaldo se cruzaron creativamente ante el público con la edición a través de ZZK de su EP conjunto, History of Colour, un lanzamiento que fue la semilla no sólo del proyecto del mismo nombre, sino también de un colectivo destinado a aglomerar a más y más artistas de diferentes disciplinas y distintas partes del globo con una mentalidad en común: Shika Shika.

La evolución de la idea original de Shika Shika hacia la formación de un sello se dio rápida y naturalmente, arrancando operaciones a finales del 2015 con la salida del hermoso EP de Barrio Lindo, Kayak Break. Desde entonces, cuentan con un catálogo creciente de lanzamientos que incluye trabajos de sus propios fundadores bajo el nombre History of Colour, Kraut, Uji, Universildo, y más.

Bajo el estandarte de organic electronic, una etiqueta compartida y necesaria entre la gente involucrada en el colectivo, Shika Shika edita el material de sus artistas sin enmarcarse en formatos preconcebidos. Por ejemplo, a mediado de año sacaron Confluencias, un compilado de dos volúmenes donde se plasma claramente su concepto sonoro, reuniendo a 18 productores internacionales, como Nicola Cruz, Kaleema, YEAHMAN!, Populous, y muchos más. También este año iniciaron la serie de singles Botanas.

Más recientemente, y bajo el título de Expediciones, se están dando a la tarea de emparejar a dos productores de distintos rincones del mundo para colaborar en una canción, que posteriormente es remezclada por más artistas afines. Su primera entrega reunió a los chilenos Matanza y al turco Oceanvs Orientalis, con remixes de Jhon Montolla, de Colombia, Carrot Green, de Brasil, además de uno de Perkins y Rivaldo.

Este sábado 17 de diciembre, en Xaman (CDMX), se llevará a cabo el primer showcase de Shika Shika, con shows en vivo de History of Colour, Jhon Montoya y Uji. Como antesala, les compartimos una entrevista exclusiva con El Búho, quien nos relata el origen del colectivo, su concepto, las dificultades de mantener un sello con sus fundadores en países distintos, y sus planes futuros.

THUMP: ¿Cómo surgió la idea de empezar Shika Shika? ¿Cuál es su concepto?

El Búho: Shika Shika surgió de conversaciones largas a través de Facebook Messenger entre Agustín [Rivaldo, a.k.a. Barrio Lindo] y yo sobre la música que estábamos haciendo y escuchando. Agus tenía un disco y quería sacarlo, y entonces pensamos "pues, hacemos un colectivo y sacamos cositas de nosotros y de nuestros amigos". Nos dimos cuenta de que hay tan buena música de todos lados y necesita un espacio. La idea era más en la línea de un colectivo de artistas en vez de un sello estructurado y de ahí salió nuestra visión: un sello sin dueños para música sin fronteras.

Lo definimos como un colectivo, pero poco a poco sí podemos decir que va evolucionando a un sello pero construido sobre los músicos y los artistas. Por ejemplo, tratamos de hacer siempre que el mayor porcentaje de la música cuando ya tenemos cubiertos nuestros costos llegue al artista. Estamos haciendo Shika Shika por la inspiración musical que siempre encontramos en nuestra minería de Souncloud o Bandcamp o en grupos de Facebook. Estamos en un punto muy interesante en la historia de la música en que nunca los sonidos han viajado tan lejos, tan sencillamente y con tanto intercambio de ideas, melodías, ritmos, estructuras, géneros, tradiciones.

En prácticamente toda la música que ha salido de Shika Shika hasta la fecha, existe un hilo conductor que es un tratamiento orgánico de la música electrónica, a través de uso de samples o grabaciones de instrumentos indígenas, sonidos de la naturaleza, etc. ¿Cómo describirías la línea estética del colectivo?

Organic electronic. Nos inspira esta reunión entre el mundo real y el mundo digital. Entre el pasado y el futuro. Entre la tradición folclórica y la vanguardia electrónica.

Una palabra que inevitablemente va con el concepto del colectivo es "colaboración", como lo demuestra el proyecto conjunto History of Colour. ¿Es un sentido que quieren desarrollar entre los participantes? ¿Cuál es el enfoque que tienen con las colaboraciones?

Para nosotros colaboración significa evolución. Significa nuevas direcciones, sorpresas, mezclas diferentes o algo que no esperabas. Como productor, es muy fácil encontrar tu camino o tu sonido y te quedas ahí; pero para mí la verdadera inspiración es cuando sales de tu camino y tomas un riesgo, compartes un tema con un productor muy lejos de ti geográficamente y salen cosas increíbles. Es un desafío, y no siempre funciona, pero así intentamos generar nuevos sonidos, nuevas mezclas y una evolución en la música global de hoy.

History of Colour. Fotografía vía Shika Shika en Facebook

¿Cuáles son las dificultades y bondades de que los fundadores estén en países distintos? ¿Cómo ha sido el desarrollo?

Ah bueno, las dificultades son la comunicación y el tiempo. Agustín y yo –los dos tenemos trabajos, tenemos shows, giras, producciones entonces siempre estamos trabajando en las pocas horas que quedan, intercambiando ideas por Facebook Messenger, por Dropbox, por Soundcloud, Bandcamp, email, donde sea. Lo que he aprendido es que cuando escuchas o tienes una idea buena, tienes que actuar y hacerla. No hay que esperar o decir "necesitamos más tiempo". ¡Tienes que tomar la inspiración cuando viene! Ya Agus y yo tenemos nuestra forma de trabajar medio informal pero que nos funciona y nos gusta. Además contamos con muchos amigos productores o amantes de la escena como Nicola Cruz, Luis [Maurette] de Lulacruza, Jhon de Montoya, Griffin Crafts, de San Francisco; Populous, Chancha [Via Circuito]. Es una familia global y nos apoyado mucho.

¿De qué manera planean incorporar otras disciplinas del arte dentro del output de Shika Shika?

Para nosotros la calidad, el diseño, el arte y la fotografía son muy importantes. Queremos que Shika Shika tenga una estética no solamente en la música pero en el diseño. Queremos que sea bonito, impresionante, que te inspira a viajar. Estamos tratando de meternos más en eso y un día queremos que Shika Shika saque productos, vinilos o cosas de que te encantaría tener, algo especial, bonito, bien hecho que cuidarías toda tu vida.

¿Qué hace falta para que un artista forme parte del colectivo?

Pues, es fácil. Nos pueden contactar por nuestro Facebook, compartir música en nuestro SoundCloud o contactarnos en shikashikacollective [arroba] gmail [punto] com. Estamos siempre dispuestos a descubrir.

En el compilado Confluencias participa gente de muchos países muy distintos entre sí, pero suenan como si pertenecieran al mismo universo. ¿Crees que la música que sale por ShSh se puede ubicar geográficamente en algún punto en específico?

En la selva. En la montaña. En la inspiración del mundo en que vivimos todos los días. Es raro porque vamos descubriendo música y nos damos cuenta que hay un productor en Berlín o en Corea o en CDMX, y todos tienen la misma visión pero con inspiraciones distintas. Creo que para nosotros el hilo es esta línea de orgánico y electrónico o tal vez de tratar de contar una historia y hacer una imagen con la música. Nos inspira todos los días de escuchar los productores de todos lados, todos se conocen por su música, se inspiran, se escuchan y comparten su propia interpretación. Nosotros queremos ser los facilitadores de eso.

¿Qué sigue para Shika Shika?

Sacamos un single que será el primero de nuestra serie que se llama Botanas. Tuvimos la suerte de sacar el primer tema de UJI, el nuevo alias de Luis Maurette de Lulacruza. Tiene un disco a punto de salir y es increíble lo que está produciendo. Además de eso, tenemos tres o cuatro EPs que ya están en nuestras mentes, y tenemos una serie que queremos hacer de sonidos geográficos. Un EP inspirado por los sonidos y el ambiente de un lugar, por ejemplo CDMX o las montañas de Utah. Además, hace mucho que queremos sacar un compilado de colaboraciones pero eso nos va a tomar un poco más de tiempo.

Conéctate con Shika Shika en: Facebook // Soundcloud // Twitter

Algodón Egipcio está en Twitter

Continúa leyendo:

El Búho y Barrio Lindo unen fuerzas para el 'Calidoso EP'

Cómo el búho encontró sus alas

Productores de por acá: Barrio Lindo

Sigue a THUMP México en Facebook


El inglés Robin Perkins y el argentino Agustín Rivaldo, a pesar de estar separados geográficamente por miles de kilómetros, tienen vidas musicales que corren en paralelo. Bajo los seudónimos El Búho y Barrio Lindo, respectivamente, ambos exploran a su estilo distintas maneras de conciliar lo orgánico dentro de la producción electrónica históricamente fría y sintética. A través del empleo de elementos folklóricos característicos de la región sudamericana –especialmente los provenientes de Los Andes y de la selva– y el uso de samples de instrumentos de cuerda, viento y percusión también de la zona, son capaces de crear paisajes vívidos que son cálidos y entrañables, muchas veces incluso adecuados para el baile.

Las vidas de Perkins y Rivaldo se cruzaron creativamente ante el público con la edición a través de ZZK de su EP conjunto, History of Colour, un lanzamiento que fue la semilla no sólo del proyecto del mismo nombre, sino también de un colectivo destinado a aglomerar a más y más artistas de diferentes disciplinas y distintas partes del globo con una mentalidad en común: Shika Shika.

La evolución de la idea original de Shika Shika hacia la formación de un sello se dio rápida y naturalmente, arrancando operaciones a finales del 2015 con la salida del hermoso EP de Barrio Lindo, Kayak Break. Desde entonces, cuentan con un catálogo creciente de lanzamientos que incluye trabajos de sus propios fundadores bajo el nombre History of Colour, Kraut, Uji, Universildo, y más.

Bajo el estandarte de organic electronic, una etiqueta compartida y necesaria entre la gente involucrada en el colectivo, Shika Shika edita el material de sus artistas sin enmarcarse en formatos preconcebidos. Por ejemplo, a mediado de año sacaron Confluencias, un compilado de dos volúmenes donde se plasma claramente su concepto sonoro, reuniendo a 18 productores internacionales, como Nicola Cruz, Kaleema, YEAHMAN!, Populous, y muchos más. También este año iniciaron la serie de singles Botanas.

Más recientemente, y bajo el título de Expediciones, se están dando a la tarea de emparejar a dos productores de distintos rincones del mundo para colaborar en una canción, que posteriormente es remezclada por más artistas afines. Su primera entrega reunió a los chilenos Matanza y al turco Oceanvs Orientalis, con remixes de Jhon Montolla, de Colombia, Carrot Green, de Brasil, además de uno de Perkins y Rivaldo.

Este sábado 17 de diciembre, en Xaman (CDMX), se llevará a cabo el primer showcase de Shika Shika, con shows en vivo de History of Colour, Jhon Montoya y Uji. Como antesala, les compartimos una entrevista exclusiva con El Búho, quien nos relata el origen del colectivo, su concepto, las dificultades de mantener un sello con sus fundadores en países distintos, y sus planes futuros.

THUMP: ¿Cómo surgió la idea de empezar Shika Shika? ¿Cuál es su concepto?

El Búho: Shika Shika surgió de conversaciones largas a través de Facebook Messenger entre Agustín [Rivaldo, a.k.a. Barrio Lindo] y yo sobre la música que estábamos haciendo y escuchando. Agus tenía un disco y quería sacarlo, y entonces pensamos "pues, hacemos un colectivo y sacamos cositas de nosotros y de nuestros amigos". Nos dimos cuenta de que hay tan buena música de todos lados y necesita un espacio. La idea era más en la línea de un colectivo de artistas en vez de un sello estructurado y de ahí salió nuestra visión: un sello sin dueños para música sin fronteras.

Lo definimos como un colectivo, pero poco a poco sí podemos decir que va evolucionando a un sello pero construido sobre los músicos y los artistas. Por ejemplo, tratamos de hacer siempre que el mayor porcentaje de la música cuando ya tenemos cubiertos nuestros costos llegue al artista. Estamos haciendo Shika Shika por la inspiración musical que siempre encontramos en nuestra minería de Souncloud o Bandcamp o en grupos de Facebook. Estamos en un punto muy interesante en la historia de la música en que nunca los sonidos han viajado tan lejos, tan sencillamente y con tanto intercambio de ideas, melodías, ritmos, estructuras, géneros, tradiciones.

En prácticamente toda la música que ha salido de Shika Shika hasta la fecha, existe un hilo conductor que es un tratamiento orgánico de la música electrónica, a través de uso de samples o grabaciones de instrumentos indígenas, sonidos de la naturaleza, etc. ¿Cómo describirías la línea estética del colectivo?

Organic electronic. Nos inspira esta reunión entre el mundo real y el mundo digital. Entre el pasado y el futuro. Entre la tradición folclórica y la vanguardia electrónica.

Una palabra que inevitablemente va con el concepto del colectivo es "colaboración", como lo demuestra el proyecto conjunto History of Colour. ¿Es un sentido que quieren desarrollar entre los participantes? ¿Cuál es el enfoque que tienen con las colaboraciones?

Para nosotros colaboración significa evolución. Significa nuevas direcciones, sorpresas, mezclas diferentes o algo que no esperabas. Como productor, es muy fácil encontrar tu camino o tu sonido y te quedas ahí; pero para mí la verdadera inspiración es cuando sales de tu camino y tomas un riesgo, compartes un tema con un productor muy lejos de ti geográficamente y salen cosas increíbles. Es un desafío, y no siempre funciona, pero así intentamos generar nuevos sonidos, nuevas mezclas y una evolución en la música global de hoy.

History of Colour. Fotografía vía Shika Shika en Facebook

¿Cuáles son las dificultades y bondades de que los fundadores estén en países distintos? ¿Cómo ha sido el desarrollo?

Ah bueno, las dificultades son la comunicación y el tiempo. Agustín y yo –los dos tenemos trabajos, tenemos shows, giras, producciones entonces siempre estamos trabajando en las pocas horas que quedan, intercambiando ideas por Facebook Messenger, por Dropbox, por Soundcloud, Bandcamp, email, donde sea. Lo que he aprendido es que cuando escuchas o tienes una idea buena, tienes que actuar y hacerla. No hay que esperar o decir "necesitamos más tiempo". ¡Tienes que tomar la inspiración cuando viene! Ya Agus y yo tenemos nuestra forma de trabajar medio informal pero que nos funciona y nos gusta. Además contamos con muchos amigos productores o amantes de la escena como Nicola Cruz, Luis [Maurette] de Lulacruza, Jhon de Montoya, Griffin Crafts, de San Francisco; Populous, Chancha [Via Circuito]. Es una familia global y nos apoyado mucho.

¿De qué manera planean incorporar otras disciplinas del arte dentro del output de Shika Shika?

Para nosotros la calidad, el diseño, el arte y la fotografía son muy importantes. Queremos que Shika Shika tenga una estética no solamente en la música pero en el diseño. Queremos que sea bonito, impresionante, que te inspira a viajar. Estamos tratando de meternos más en eso y un día queremos que Shika Shika saque productos, vinilos o cosas de que te encantaría tener, algo especial, bonito, bien hecho que cuidarías toda tu vida.

¿Qué hace falta para que un artista forme parte del colectivo?

Pues, es fácil. Nos pueden contactar por nuestro Facebook, compartir música en nuestro SoundCloud o contactarnos en shikashikacollective [arroba] gmail [punto] com. Estamos siempre dispuestos a descubrir.

En el compilado Confluencias participa gente de muchos países muy distintos entre sí, pero suenan como si pertenecieran al mismo universo. ¿Crees que la música que sale por ShSh se puede ubicar geográficamente en algún punto en específico?

En la selva. En la montaña. En la inspiración del mundo en que vivimos todos los días. Es raro porque vamos descubriendo música y nos damos cuenta que hay un productor en Berlín o en Corea o en CDMX, y todos tienen la misma visión pero con inspiraciones distintas. Creo que para nosotros el hilo es esta línea de orgánico y electrónico o tal vez de tratar de contar una historia y hacer una imagen con la música. Nos inspira todos los días de escuchar los productores de todos lados, todos se conocen por su música, se inspiran, se escuchan y comparten su propia interpretación. Nosotros queremos ser los facilitadores de eso.

¿Qué sigue para Shika Shika?

Sacamos un single que será el primero de nuestra serie que se llama Botanas. Tuvimos la suerte de sacar el primer tema de UJI, el nuevo alias de Luis Maurette de Lulacruza. Tiene un disco a punto de salir y es increíble lo que está produciendo. Además de eso, tenemos tres o cuatro EPs que ya están en nuestras mentes, y tenemos una serie que queremos hacer de sonidos geográficos. Un EP inspirado por los sonidos y el ambiente de un lugar, por ejemplo CDMX o las montañas de Utah. Además, hace mucho que queremos sacar un compilado de colaboraciones pero eso nos va a tomar un poco más de tiempo.

Conéctate con Shika Shika en: Facebook // Soundcloud // Twitter

Algodón Egipcio está en Twitter

Continúa leyendo:

El Búho y Barrio Lindo unen fuerzas para el 'Calidoso EP'

Cómo el búho encontró sus alas

Productores de por acá: Barrio Lindo

Más recientemente, y bajo el título de Expediciones, se están dando a la tarea de emparejar a dos productores de distintos rincones del mundo para colaborar en una canción, que posteriormente es remezclada por más artistas afines. Su primera entrega reunió a los chilenos Matanza y al turco Oceanvs Orientalis, con remixes de Jhon Montolla, de Colombia, Carrot Green, de Brasil, además de uno de Perkins y Rivaldo.

Publicidad

Sigue a THUMP México en Facebook


El inglés Robin Perkins y el argentino Agustín Rivaldo, a pesar de estar separados geográficamente por miles de kilómetros, tienen vidas musicales que corren en paralelo. Bajo los seudónimos El Búho y Barrio Lindo, respectivamente, ambos exploran a su estilo distintas maneras de conciliar lo orgánico dentro de la producción electrónica históricamente fría y sintética. A través del empleo de elementos folklóricos característicos de la región sudamericana –especialmente los provenientes de Los Andes y de la selva– y el uso de samples de instrumentos de cuerda, viento y percusión también de la zona, son capaces de crear paisajes vívidos que son cálidos y entrañables, muchas veces incluso adecuados para el baile.

Las vidas de Perkins y Rivaldo se cruzaron creativamente ante el público con la edición a través de ZZK de su EP conjunto, History of Colour, un lanzamiento que fue la semilla no sólo del proyecto del mismo nombre, sino también de un colectivo destinado a aglomerar a más y más artistas de diferentes disciplinas y distintas partes del globo con una mentalidad en común: Shika Shika.

La evolución de la idea original de Shika Shika hacia la formación de un sello se dio rápida y naturalmente, arrancando operaciones a finales del 2015 con la salida del hermoso EP de Barrio Lindo, Kayak Break. Desde entonces, cuentan con un catálogo creciente de lanzamientos que incluye trabajos de sus propios fundadores bajo el nombre History of Colour, Kraut, Uji, Universildo, y más.

Bajo el estandarte de organic electronic, una etiqueta compartida y necesaria entre la gente involucrada en el colectivo, Shika Shika edita el material de sus artistas sin enmarcarse en formatos preconcebidos. Por ejemplo, a mediado de año sacaron Confluencias, un compilado de dos volúmenes donde se plasma claramente su concepto sonoro, reuniendo a 18 productores internacionales, como Nicola Cruz, Kaleema, YEAHMAN!, Populous, y muchos más. También este año iniciaron la serie de singles Botanas.

Más recientemente, y bajo el título de Expediciones, se están dando a la tarea de emparejar a dos productores de distintos rincones del mundo para colaborar en una canción, que posteriormente es remezclada por más artistas afines. Su primera entrega reunió a los chilenos Matanza y al turco Oceanvs Orientalis, con remixes de Jhon Montolla, de Colombia, Carrot Green, de Brasil, además de uno de Perkins y Rivaldo.

Este sábado 17 de diciembre, en Xaman (CDMX), se llevará a cabo el primer showcase de Shika Shika, con shows en vivo de History of Colour, Jhon Montoya y Uji. Como antesala, les compartimos una entrevista exclusiva con El Búho, quien nos relata el origen del colectivo, su concepto, las dificultades de mantener un sello con sus fundadores en países distintos, y sus planes futuros.

THUMP: ¿Cómo surgió la idea de empezar Shika Shika? ¿Cuál es su concepto?

El Búho: Shika Shika surgió de conversaciones largas a través de Facebook Messenger entre Agustín [Rivaldo, a.k.a. Barrio Lindo] y yo sobre la música que estábamos haciendo y escuchando. Agus tenía un disco y quería sacarlo, y entonces pensamos "pues, hacemos un colectivo y sacamos cositas de nosotros y de nuestros amigos". Nos dimos cuenta de que hay tan buena música de todos lados y necesita un espacio. La idea era más en la línea de un colectivo de artistas en vez de un sello estructurado y de ahí salió nuestra visión: un sello sin dueños para música sin fronteras.

Lo definimos como un colectivo, pero poco a poco sí podemos decir que va evolucionando a un sello pero construido sobre los músicos y los artistas. Por ejemplo, tratamos de hacer siempre que el mayor porcentaje de la música cuando ya tenemos cubiertos nuestros costos llegue al artista. Estamos haciendo Shika Shika por la inspiración musical que siempre encontramos en nuestra minería de Souncloud o Bandcamp o en grupos de Facebook. Estamos en un punto muy interesante en la historia de la música en que nunca los sonidos han viajado tan lejos, tan sencillamente y con tanto intercambio de ideas, melodías, ritmos, estructuras, géneros, tradiciones.

En prácticamente toda la música que ha salido de Shika Shika hasta la fecha, existe un hilo conductor que es un tratamiento orgánico de la música electrónica, a través de uso de samples o grabaciones de instrumentos indígenas, sonidos de la naturaleza, etc. ¿Cómo describirías la línea estética del colectivo?

Organic electronic. Nos inspira esta reunión entre el mundo real y el mundo digital. Entre el pasado y el futuro. Entre la tradición folclórica y la vanguardia electrónica.

Una palabra que inevitablemente va con el concepto del colectivo es "colaboración", como lo demuestra el proyecto conjunto History of Colour. ¿Es un sentido que quieren desarrollar entre los participantes? ¿Cuál es el enfoque que tienen con las colaboraciones?

Para nosotros colaboración significa evolución. Significa nuevas direcciones, sorpresas, mezclas diferentes o algo que no esperabas. Como productor, es muy fácil encontrar tu camino o tu sonido y te quedas ahí; pero para mí la verdadera inspiración es cuando sales de tu camino y tomas un riesgo, compartes un tema con un productor muy lejos de ti geográficamente y salen cosas increíbles. Es un desafío, y no siempre funciona, pero así intentamos generar nuevos sonidos, nuevas mezclas y una evolución en la música global de hoy.

History of Colour. Fotografía vía Shika Shika en Facebook

¿Cuáles son las dificultades y bondades de que los fundadores estén en países distintos? ¿Cómo ha sido el desarrollo?

Ah bueno, las dificultades son la comunicación y el tiempo. Agustín y yo –los dos tenemos trabajos, tenemos shows, giras, producciones entonces siempre estamos trabajando en las pocas horas que quedan, intercambiando ideas por Facebook Messenger, por Dropbox, por Soundcloud, Bandcamp, email, donde sea. Lo que he aprendido es que cuando escuchas o tienes una idea buena, tienes que actuar y hacerla. No hay que esperar o decir "necesitamos más tiempo". ¡Tienes que tomar la inspiración cuando viene! Ya Agus y yo tenemos nuestra forma de trabajar medio informal pero que nos funciona y nos gusta. Además contamos con muchos amigos productores o amantes de la escena como Nicola Cruz, Luis [Maurette] de Lulacruza, Jhon de Montoya, Griffin Crafts, de San Francisco; Populous, Chancha [Via Circuito]. Es una familia global y nos apoyado mucho.

¿De qué manera planean incorporar otras disciplinas del arte dentro del output de Shika Shika?

Para nosotros la calidad, el diseño, el arte y la fotografía son muy importantes. Queremos que Shika Shika tenga una estética no solamente en la música pero en el diseño. Queremos que sea bonito, impresionante, que te inspira a viajar. Estamos tratando de meternos más en eso y un día queremos que Shika Shika saque productos, vinilos o cosas de que te encantaría tener, algo especial, bonito, bien hecho que cuidarías toda tu vida.

¿Qué hace falta para que un artista forme parte del colectivo?

Pues, es fácil. Nos pueden contactar por nuestro Facebook, compartir música en nuestro SoundCloud o contactarnos en shikashikacollective [arroba] gmail [punto] com. Estamos siempre dispuestos a descubrir.

En el compilado Confluencias participa gente de muchos países muy distintos entre sí, pero suenan como si pertenecieran al mismo universo. ¿Crees que la música que sale por ShSh se puede ubicar geográficamente en algún punto en específico?

En la selva. En la montaña. En la inspiración del mundo en que vivimos todos los días. Es raro porque vamos descubriendo música y nos damos cuenta que hay un productor en Berlín o en Corea o en CDMX, y todos tienen la misma visión pero con inspiraciones distintas. Creo que para nosotros el hilo es esta línea de orgánico y electrónico o tal vez de tratar de contar una historia y hacer una imagen con la música. Nos inspira todos los días de escuchar los productores de todos lados, todos se conocen por su música, se inspiran, se escuchan y comparten su propia interpretación. Nosotros queremos ser los facilitadores de eso.

¿Qué sigue para Shika Shika?

Sacamos un single que será el primero de nuestra serie que se llama Botanas. Tuvimos la suerte de sacar el primer tema de UJI, el nuevo alias de Luis Maurette de Lulacruza. Tiene un disco a punto de salir y es increíble lo que está produciendo. Además de eso, tenemos tres o cuatro EPs que ya están en nuestras mentes, y tenemos una serie que queremos hacer de sonidos geográficos. Un EP inspirado por los sonidos y el ambiente de un lugar, por ejemplo CDMX o las montañas de Utah. Además, hace mucho que queremos sacar un compilado de colaboraciones pero eso nos va a tomar un poco más de tiempo.

Conéctate con Shika Shika en: Facebook // Soundcloud // Twitter

Algodón Egipcio está en Twitter

Continúa leyendo:

El Búho y Barrio Lindo unen fuerzas para el 'Calidoso EP'

Cómo el búho encontró sus alas

Productores de por acá: Barrio Lindo

Este sábado 17 de diciembre, en Xaman (CDMX), se llevará a cabo el primer showcase de Shika Shika, con shows en vivo de History of Colour, Jhon Montoya y Uji. Como antesala, les compartimos una entrevista exclusiva con El Búho, quien nos relata el origen del colectivo, su concepto, las dificultades de mantener un sello con sus fundadores en países distintos, y sus planes futuros.

THUMP: ¿Cómo surgió la idea de empezar Shika Shika? ¿Cuál es su concepto?

El Búho: Shika Shika surgió de conversaciones largas a través de Facebook Messenger entre Agustín [Rivaldo, a.k.a. Barrio Lindo] y yo sobre la música que estábamos haciendo y escuchando. Agus tenía un disco y quería sacarlo, y entonces pensamos "pues, hacemos un colectivo y sacamos cositas de nosotros y de nuestros amigos". Nos dimos cuenta de que hay tan buena música de todos lados y necesita un espacio. La idea era más en la línea de un colectivo de artistas en vez de un sello estructurado y de ahí salió nuestra visión: un sello sin dueños para música sin fronteras.

Lo definimos como un colectivo, pero poco a poco sí podemos decir que va evolucionando a un sello pero construido sobre los músicos y los artistas. Por ejemplo, tratamos de hacer siempre que el mayor porcentaje de la música cuando ya tenemos cubiertos nuestros costos llegue al artista. Estamos haciendo Shika Shika por la inspiración musical que siempre encontramos en nuestra minería de Souncloud o Bandcamp o en grupos de Facebook. Estamos en un punto muy interesante en la historia de la música en que nunca los sonidos han viajado tan lejos, tan sencillamente y con tanto intercambio de ideas, melodías, ritmos, estructuras, géneros, tradiciones.

Publicidad

En prácticamente toda la música que ha salido de Shika Shika hasta la fecha, existe un hilo conductor que es un tratamiento orgánico de la música electrónica, a través de uso de samples o grabaciones de instrumentos indígenas, sonidos de la naturaleza, etc. ¿Cómo describirías la línea estética del colectivo?

Organic electronic. Nos inspira esta reunión entre el mundo real y el mundo digital. Entre el pasado y el futuro. Entre la tradición folclórica y la vanguardia electrónica.

Una palabra que inevitablemente va con el concepto del colectivo es "colaboración", como lo demuestra el proyecto conjunto History of Colour. ¿Es un sentido que quieren desarrollar entre los participantes? ¿Cuál es el enfoque que tienen con las colaboraciones?

Para nosotros colaboración significa evolución. Significa nuevas direcciones, sorpresas, mezclas diferentes o algo que no esperabas. Como productor, es muy fácil encontrar tu camino o tu sonido y te quedas ahí; pero para mí la verdadera inspiración es cuando sales de tu camino y tomas un riesgo, compartes un tema con un productor muy lejos de ti geográficamente y salen cosas increíbles. Es un desafío, y no siempre funciona, pero así intentamos generar nuevos sonidos, nuevas mezclas y una evolución en la música global de hoy.

History of Colour. Fotografía vía Shika Shika en Facebook

¿Cuáles son las dificultades y bondades de que los fundadores estén en países distintos? ¿Cómo ha sido el desarrollo?

Ah bueno, las dificultades son la comunicación y el tiempo. Agustín y yo –los dos tenemos trabajos, tenemos shows, giras, producciones entonces siempre estamos trabajando en las pocas horas que quedan, intercambiando ideas por Facebook Messenger, por Dropbox, por Soundcloud, Bandcamp, email, donde sea. Lo que he aprendido es que cuando escuchas o tienes una idea buena, tienes que actuar y hacerla. No hay que esperar o decir "necesitamos más tiempo". ¡Tienes que tomar la inspiración cuando viene! Ya Agus y yo tenemos nuestra forma de trabajar medio informal pero que nos funciona y nos gusta. Además contamos con muchos amigos productores o amantes de la escena como Nicola Cruz, Luis [Maurette] de Lulacruza, Jhon de Montoya, Griffin Crafts, de San Francisco; Populous, Chancha [Via Circuito]. Es una familia global y nos apoyado mucho.

Publicidad

¿De qué manera planean incorporar otras disciplinas del arte dentro del output de Shika Shika?

Para nosotros la calidad, el diseño, el arte y la fotografía son muy importantes. Queremos que Shika Shika tenga una estética no solamente en la música pero en el diseño. Queremos que sea bonito, impresionante, que te inspira a viajar. Estamos tratando de meternos más en eso y un día queremos que Shika Shika saque productos, vinilos o cosas de que te encantaría tener, algo especial, bonito, bien hecho que cuidarías toda tu vida.

¿Qué hace falta para que un artista forme parte del colectivo?

Pues, es fácil. Nos pueden contactar por nuestro Facebook, compartir música en nuestro SoundCloud o contactarnos en shikashikacollective [arroba] gmail [punto] com. Estamos siempre dispuestos a descubrir.

En el compilado Confluencias participa gente de muchos países muy distintos entre sí, pero suenan como si pertenecieran al mismo universo. ¿Crees que la música que sale por ShSh se puede ubicar geográficamente en algún punto en específico?

En la selva. En la montaña. En la inspiración del mundo en que vivimos todos los días. Es raro porque vamos descubriendo música y nos damos cuenta que hay un productor en Berlín o en Corea o en CDMX, y todos tienen la misma visión pero con inspiraciones distintas. Creo que para nosotros el hilo es esta línea de orgánico y electrónico o tal vez de tratar de contar una historia y hacer una imagen con la música. Nos inspira todos los días de escuchar los productores de todos lados, todos se conocen por su música, se inspiran, se escuchan y comparten su propia interpretación. Nosotros queremos ser los facilitadores de eso.

Publicidad

¿Qué sigue para Shika Shika?

Sacamos un single que será el primero de nuestra serie que se llama Botanas. Tuvimos la suerte de sacar el primer tema de UJI, el nuevo alias de Luis Maurette de Lulacruza. Tiene un disco a punto de salir y es increíble lo que está produciendo. Además de eso, tenemos tres o cuatro EPs que ya están en nuestras mentes, y tenemos una serie que queremos hacer de sonidos geográficos. Un EP inspirado por los sonidos y el ambiente de un lugar, por ejemplo CDMX o las montañas de Utah. Además, hace mucho que queremos sacar un compilado de colaboraciones pero eso nos va a tomar un poco más de tiempo.

Conéctate con Shika Shika en: Facebook // Soundcloud // Twitter

Algodón Egipcio está en Twitter

Continúa leyendo:

El Búho y Barrio Lindo unen fuerzas para el 'Calidoso EP'

Cómo el búho encontró sus alas

Productores de por acá: Barrio Lindo