Cómo sería el mundo si todos fuéramos veganos

Si todos los humanos de la Tierra fuéramos veganos, el mundo sería radicalmente distinto: más barato, menos contaminado.
30.3.16
Foto von Jenni Kotting via Flickr

Los masoquistas sin carne conocidos como veganos son una fuerza real. Aunque usted no lo crea, hay cerca de 600 millones de veganos en todo el mundo. Quizás eres pare de este conteo, y si no, seguro conoces a alguien que lo sea.

Si eres un Vegano Nivel 5 o si solo eres de los que hace el #LunesSinCarne porque es una forma de contribuir a la salvación del munco, tenemos buenas noticias para ti: la ciencia dice que eres parte de algo grande. Un nuevo estudio publicado en The Proceedings of the National Academy of Sciences descubrió que comer menos carne y más frutas y verduras podría ayudar a evitar el calentamiento global. Como un beneficio añadido, la dieta más saludable ahorrará miles de millones en costos relacionados con atención médica y el cambio climático y evitaría cerca de ocho millones de muertes prematuras para 2050.

Investigadores del Programa de Oxford Martin sobre el Futuro de la Comida observaron cuatro escenarios diferentes para el mundo en 205o. En el primer escenario todos continúan comiendo la porquería que consumimos actualmente; en otro, el mundo cambia a una dieta que sigue los lineamientos globales del consumo de frutas, vegetales, carne y azúcar; en otro, el mundo se hace vegetariano; y en el último, el mundo se vuelve completamente vegano.

Los resultados son sorprendentes: siguiendo los lineamientos globales, los gases de efecto invernadero relacionados con la comida se reducirían en un 29 por ciento, mientras que con la dieta vegetariana disminuirían un 63 por ciento y con una dieta vegana un 70 por ciento. El estudio estimó que el beneficio económico de estas reducciones podría ascender a $570 miles de millones de dólares.

LEER MÁS: La mayoría de los vegetarianos son en realidad unos flojos

"El sistema alimentario es responsable de más de un cuarto de todas las emisiones de gases efecto invernadero", dice el estudio. "Mientras que las dietas no saludables y un peso corporal alto se encuentran entre los más grandes contribuyentes a la mortalidad prematura".

Con dietas más sanas enfocadas en las plantas, el ahorro en atención médica y las reducciones de pérdida de empleo podría sumar tanto como un millón de billones de dólares por año. En general, con el valor monetario que la sociedad invierte en muertes prematuras, cambiando a dietas basadas en plantas podría ahorrarse entre uno y 31 millones de billones de dólares —hasta 13 por ciento del PIB global proyectado para 2050—. Siguiendo los lineamientos globales de dieta podría evitar 5.3 millones de muertes, mientras que una dieta vegetariana podría prevenir 7.3 millones y una dieta vegana 8.1 millones.

Publicidad

"Poner un valor económico a la buena salud y al medio ambiente es un tema sensible", dice Marco Springmann, el autor en jefe del estudio. "De cualquier manera, nuestros resultados indican que los cambios en la dieta podrían tener grandes beneficios a la sociedad, y el valor de esos beneficios son fuertes argumentos que apoyan el incremento del gasto público y privado en programas dirigidos a lograr dietas más sanas y más ambientalmente sustentables".

LEER MÁS: Estos tacos de carnitas podrían lograr que seas vegano

Los rangos de mortalidad más bajos provienen en su mayoría de una reducción del consumo de carne, que una serie de estudios recientemente ha señalado como peligroso para tu salud. Gracias a las dietas ricas en grasa y carne, Asia del Este, América Latina y países ricos Occidentales verán los mayores beneficios de hacerse veganos. Asia del Sur y África Subsahariana se beneficiarían del aumento en el consumo de frutas.

Pero lamentablemente, el mundo no parece querer dejar la carne pronto, incluso si para el 2050 se estima que la producción de comida será responsable de emitir la mitad del presupuesto de carbono designado para evitar que el mundo se caliente 2 grados centígrados más. Combinado con todas las otras fuentes de gases efecto invernadero, incluso seguir los lineamientos globales de dieta no serán suficientes para mantenernos por debajo del límite. Los autores del estudio sugieren que trabajar hacia una dieta más basada en vegetales es la mejor manera de comenzar.

Tal vez con solo saber qué tan bueno es para el planeta escoger una ensalada en vez de un filete podría influir en algunas decisiones en la tienda de abarrotes; pero solo en algunas personas, pero a muchas otras les vale un completo carajo.

"No esperamos que todos se vuelvan veganos", dijo Springmann.

Eso está bien, porque aún no estamos listos para abandonar a nuestro más grande amor, el tocino. Aunque quizás implementemos un día semanal de comida de hippie-abraza-árboles. Quizás.

LEER MÁS: Según este profesor vegano, los verdaderos vegetarianos no existen