En imágenes: miembros del Estado Islámico arrojan a hombres homosexuales desde un edificio

FYI.

This story is over 5 years old.

Identidad

En imágenes: miembros del Estado Islámico arrojan a hombres homosexuales desde un edificio

La publicación de estas imágenes coincide con la de un nuevo vídeo del Estado Islámico en el que aparecen combatientes francófonos amenazando con atacar Europa y EU.
19.1.15

Este texto fue publicado originalmente en VICE News, nuestra plataforma de noticias.

El Estado Islámico ha publicado algunas fotografías en las que presuntamente aparecen unos integrantes del grupo aventando a hombres homosexuales al vacío desde la azotea de un edificio en Mosul, Irak.

Otras fotografías muestran la crucifixión, en una plaza pública, de dos hombres que supuestamente habían cometido un delito de robo. El conjunto se completa con imágenes de la lapidación de una mujer por un grupo de militantes del grupo fundamentalista.

Publicidad

Al parecer, estas espeluznantes imágenes han sido extraídas de un vídeo del Estado Islámico que no aparece en la misma página web donde se publicaron éstas. Según información de la propia página, ésta fue creada el 15 de enero por una organización que se hace llamar "El centro mediático de la provincia de Nínive" y en ella se muestra el logo y la bandera del Estado Islámico.

En la primera fotografía aparece una multitud reunida en una plaza en un día nublado. La imagen se tomó desde la parte superior de un edificio café de unos siete u ocho pisos de altura. "Los musulmanes acuden a presenciar cómo se aplica la ley", dice el titular de la imagen.

La siguiente foto muestra lo que parecen ser dos agentes del Estado Islámico a punto de arrojar al vacío a un hombre.

Al parecer, el texto que acompaña la foto se refiere al prisionero como "uno de los del pueblo de Lot", en lo que es una posible alusión a los habitantes de Sodoma y Gomorra, de las que Lot fue profeta y a las que, según el Antiguo Testamento, Dios castigó por cometer actos sexuales anormales.

Algunos musulmanes afirman que el profeta Mahoma dijo que la homosexualidad debía ser castigada con la muerte.

La siguiente imagen es horrible. En ella se ve el cuerpo del prisionero en el suelo, mientras otro hombre cae desde lo alto del edificio.

En otra imagen se muestran los dos cadáveres tirados en la acera frente al edificio del que han sido arrojados y un charco de sangre junto a ellos.

En las fotografías siguientes, un agente del Estado Islámico parece estar leyendo los cargos de los que se acusa a los prisioneros a punto de ser ejecutados. El cartel del edificio recuerda el castigo que se aplica a los que quebrantan la ley.

Aparecen dos hombres atados a un par de cruces hechas con barras de metal en la parte posterior de una camioneta. Uno de ellos tiene el dedo índice extendido, símbolo que a menudo utilizan los combatientes del Estado Islámico para indicar su creencia en un solo Dios.

A continuación, se exhibe a los prisioneros en una plaza pública. Dos militantes del Estado Islámico ataviados con pasamontañas disparan a la cabeza a los hombres desde atrás con pistolas semiautomáticas.

Uno de los ejecutados parece llevar botas de combate y el otro tenis deportivos. Ambos lucen barbas de estilo conservador, por lo que podría deducirse que tal vez eran miembros descarriados del Estado Islámico. Sin embargo, ninguno de los hombres arrojados desde el edificio parecía tener vello facial abundante y ambos iban descalzos en el momento de su ejecución.

Parece que la siguiente fotografía es en una ubicación y en un momento distinto, ya que aparece una mujer vistiendo un niqab negro (velo integral islámico) en una zona boscosa en un día soleado. Junto a ella, un hombre sostiene la bandera del Estado Islámico mientras otro con una profusa barba lee algo escrito en un papel. A la izquierda de la imagen puede verse una hilera de piedras.

Probablemente, la siguiente foto se hizo momentos después, y en ella aparece el cuerpo sin vida de la mujer en posición fetal entre un montón de piedras. Destacan sus calcetines rojos, que asoman de entre los pliegues, ahora polvorientos, del niqab. Sobre ella, algunos hombres están a punto de lanzar otras piedras.

En la última foto, el cadáver de la mujer aparece cubierto por una lona azul.

El Estado Islámico ha ejecutado a miles de personas —muchas de ellas decapitadas—, entre las que se encuentran periodistas occidentales, soldados iraníes y sirios y otros combatientes sirios opuestos al régimen. El grupo fundamentalista pretende imponer su interpretación más puritana del Islam en las amplias zonas que controla en territorio de Irak y Siria. El Estado Islámico continúa su avance por tierras sirias, mientras que en Irak, los ataques aéreos del ejército norteamericano han logrado frenar su invasión.

La publicación de estas imágenes coincide con la de un nuevo vídeo del Estado Islámico en el que aparecen combatientes francófonos amenazando con atacar Europa y EU.

Uno de ellos insta a los simpatizantes a llevar a cabo ataques por todo el mundo. "Haced todo lo que podáis. Matadlos, masacradlos, quemad sus coches, sus hogares", declara.

El pasado jueves, el ejército de Estados Unidos anunció el despliegue de 400 tropas estadunidenses en Oriente Próximo para entrenar a las fuerzas "moderadas" sirias de la oposición como parte de una campaña para acabar con el Estado Islámico.