Descubrí el porno con manijas de puertas
Captura de pantalla de “Doorknob Shojo“.
Sexo

Descubrí el porno con manijas de puertas

Hicimos una breve labor de arqueología digital y encontramos un misterioso baúl lleno de series y fotografías muy extrañas.
25.9.18

Artículo publicado por VICE México.

Pasear por internet te puede llevar a hoyos negros muy interesantes donde puedes conocer de todo: desde cómo se cosecha un pistache, hasta cómo hacer una trampa para cocodrilos; cosas más sencillas como un curso de tuba o videos más prácticos y útiles como el temporizador de 27 horas en Youtube. Internet es cuna de todo y por lo mismo hay que ser responsables para no tropezar con noticias falsas, sino con material y propuestas de calidad, como en este caso, el porno con manijas de puertas.

Ryuko Azuma, una ilustradora japonesa muy popular en Tokio, vive obsesionada con el erotismo y la sensualidad. Forja todas sus obras siguiendo estos ejes conceptuales, construyendo imágenes sugestivas que juegan con la percepción del espectador, intentando despertar en cada persona que las ve sensaciones y momentos de intimidad. Esto viene a la mesa porque la obra de esta dibujante no es un caso aislado dentro del universo de las manijas de puertas lamidas, es, probablemente, el origen de esta fascinación oriental tan popular, y posiblemente, el origen de otros trastornos como la eyaculación en público sobre manijas ajenas.

Este hallazgo no es nuevo, el contenido en internet derivado de esta parafilia tiene fechas que llegan hasta el 2011, y según se lee en las historias alrededor de esto, todo comenzó con un tuit del 2010 de la ilustradora donde sugería que una serie fotográfica, uniendo con erotismo el concepto de “lamer” con “manijas de puertas”, sería un tremendo éxito. Días después, Ai Ehara —no pudimos encontrar sus redes— fue quien tomó la estafeta e hizo personal la sugerencia que la ilustradora hizo públicamente en su twitter.

A partir de esto surge “Doorknob Shojo“ o “La niña de la manija”, un blog que aún vive en Tumblr dedicado a cientos de fotografías de mujeres lamiendo manijas de puertas. Su primera serie de 13 fotografías muestra una chica dando besos y caricias con sus labios a una manija metálica de color plateada que se postra en una puerta de madera clara. Esta primera serie data del 2010.

Posteriormente se pueden ver más colecciones de fotos, muchas más, algunas con el nombre de su autor e incluso correos que, según entiendo, podrían ponerte en contacto con quien produjo cada una de las series. Todas, a pesar de seguir la misma línea, muy distintas entre sí, con fondos temáticos, decenas de tipos de manijas, estilos de puertas y diversas formas de lamer.

La última publicación es una sola fotografía, subida en febrero del 2014, donde se ve una chica posando de forma lateral ante una puerta metálica mientras besa una manija plateada alargada. Esta última publicación histórica tiene cerca de 35 likes y posterior a ella no hay ninguna publicación en “Doorknob Shojo“.

Hoy el blog de la niña de la manija está abandonado. Su última actividad en Twitter fue en 2016, pero su propuesta sigue rondando varios sitios de internet, incluso se han creado varias películas para adultos que juegan con este concepto y otras producciones en las que una puerta es fundamental para su desarrollo, pero, ¿qué es lo que disparó esta tendencia en la primera década de los 2000? Probablemente la combinación de dos imágenes que no necesariamente son sexuales —una puerta y unas lamidas—, pero que cuando se juntan logran poner al cerebro automáticamente en una sintonía erótica de la que es imposible escapar.

El porno con manijas de puertas es sólo una prueba más de la enorme diversidad que existe en terrenos sexuales y planos eróticos, demostrando que una preferencia, por más específica o exuberante que sea, siempre tendrá un par de cientos de adeptos dispuestos a sumergirse en lo más profundo de internet en busca de satisfacer sus gustos y necesidades.

Sigue a Luis en Instagram.