FYI.

This story is over 5 years old.

Cultura

Juguetes sexuales para personas con discapacidad

Por lo general se asume incorrectamente que las personas con discapacidades no tienen deseo sexual y, en particular las mujeres, encuentran que sus necesidades son poco consideradas si hablamos del diseño de vibradores.
12.11.15

En cosa de una década, los vibradores pasaron de ser pequeños secretos un poco sucios a aparatos conocidos como el mejor amigo de las mujeres y todas, desde las que leen la revista Cosmo hasta las que ven Oprah, pregonan los beneficios de los juguetes sexuales. Pero hay personas que raramente consiguen beneficios gracias a cierta visión del éxtasis sexual: los discapacitados.

Por lo general se asume incorrectamente que los discapacitados no tienen deseo sexual, pero las personas con discapacidades (y las mujeres en particular) encuentran que sus necesidades son poco consideradas si hablamos del diseño de los vibradores.

Al menos hay una compañía está intentando cambiar esto. Tantus, una compañía con 18 años de antigüedad y conocida por sus consoladores de silicona de alta calidad, recientemente lanzó una campaña de crowdfunding para crear Rumble, un dispositivo descrito como "un vibrador para darle placer a todos". Para su fundadora, Metis Black, quien ve la sexualidad como un derecho humano, crear un producto que sea utilizado para el placer sin tomar en cuenta las habilidades físicas es parte central de la misión de la compañía. Como dice la campaña de Rumble, "Ser menos apto no disminuye tus necesidades o deseos sexuales".

¿Cómo se ve exactamente un vibrador accesible? De acuerdo con Black, la mayor accesibilidad de un producto radica en sus detalles de diseño. El Rumble es súper liviano y ergonómico, por lo que es fácil sostenerlo sin poner demasiada tensión en la mano. Black también asegura que su peso es balanceado, así que es posible estabilizarlo incluso si el usuario no puede tomarlo con toda la mano, "Él toma tu mano" dice Black, en lugar de requerir que la mano haga todo el trabajo.

"Cuando se piensa en diseñar para el cuerpo y para el placer, se está pensando en cómo hacer que las personas se sientan bien."

Pero, ¿el Rumble servirá para las necesidades de los discapacitados calientes? Contacté a la activista para la discapacidad Karolyn Gehrig para averiguarlo. En general Gehrig cree que Tantus está en buen camino, "todo lo que está diseñado para ser lo más ergonómico posible, lo más accesible posible, va a llegar a más personas y será mejor para un gran número de gente" dijo Gehrig.

Por supuesto que esto no significa que este aparato (o realmente cualquier aparato) va a ser accesible para todas las personas. Gehrig, quien tiene el síndrome de Ehlers-Danlos, dice que los juguetes con vibraciones intensas pueden herir sus manos. Cuando utiliza su Magic Wand, el solo acto de sostenerlo puede causar que sus articulaciones y su mano se salgan de lugar. Y pese a que las partes del aparato se pueden remover, lo que es bueno en el sentido sanitario, puede ser un problema para las personas con artritis u otras discapacidades que limitan el rango de movimiento en las manos.

Pese a lo anterior Gehrig está contenta de saber que un fabricante de vibradores esté pensando en sus necesidades, pero no está muy convencida que el Rumble sea tan revolucionario y accesible como sugiere Black.

"Generalmente los juguetes sexuales y la industria van adelante en lo que se refiere a la accesibilidad de sus productos para personas con discapacidad, pero no creo que los juguetes sexuales sean diseñados con los discapacitados en mente, porque cuando estás diseñando para el cuerpo y para el placer, estás pensando en cómo hacer que las personas se sientan bien. Estas cosas se hacen pensando en el confort del cuerpo".

Gehrig habla de Liberator, una serie de almohadas y muebles en forma de cuña diseñados para apoyar el cuerpo durante el sexo (y permitir toda una serie de extrañas posiciones sexuales). Pese a que el Liberator no fue creado para los cuerpos de personas con discapacidad, sirve mejor que las almohadas y otros elementos diseñados específicamente para el apoyo y el alivio de los discapacitados. Debido a que está diseñado para resistir el gran impacto de una cogida agresiva, es de mejor calidad y mucho más cómodo que un producto destinado a una actividad más ligera.

El vibrador Eva está diseñado para ser manos libres. Imagen: Dame Products

El Eva de Dame Products es otro ejemplo de un producto accidentalmente accesible. Es un pequeño vibrador diseñado para situarse entre los labios vaginales y obtener placer sin utilizar las manos. El plan original del Eva es ofrecer una forma para que las mujeres reciban estimulación del clítoris mientras tienen sexo con su pareja, pero lo que permite utilizar el vibrador durante el sexo también lo hace útil para aquellos con discapacidad. Una vez que el juguete está prendido y en su lugar, no es necesario tocarlo nunca más.

Los juguetes sexuales accesibles son muy importantes. "Creo que los juguetes son muy buenos para las personas con discapacidad en general, porque proveen un alto nivel de estimulación y ese nivel de estimulación puede romper con el dolor y hacer más fácil que se alcance un orgasmo" dijo Gehrig.

Y desde una perspectiva básica de negocios, el hacer juguetes que puedan ser utilizados por un gran número de personas tiene mucho sentido. "Excluir a un tipo de persona con base en su habilidad o cómo ésta se percibe parece extraño" opina Gehrig. Como señala Tantus en la campaña de Rumble, la mayoría de nosotros nos volveremos menos capaces con la llegada de la edad: ¿Acaso no necesitamos productos que nos den grandes orgasmos incluso si somos viejos, canosos y tenemos artritis?