FYI.

This story is over 5 years old.

Cómo mapear las zonas más remotas de la Tierra ayuda a la cooperación internacional

Una iniciativa bautizada con el nombre Missing Maps ha conseguido suministrar mapas de valor incalculable para cooperantes y organizaciones humanitarias. Los mapas son creados por voluntarios y luego son supervisados por un equipo de trabajo.
18.2.16
Immagine via Wikimedia Commons / Craig Mayhew e Robert Simmon, NASA GSFC.
Síguenos en Facebook para saber qué pasa en el mundo.

Alrededor de 60 entusiastas del mapeo se reunieron el jueves pasado en un hotel cercano a París para participar en la llamada Mapathon, un evento organizado por el los responsables del proyecto Missing Maps [los mapas perdidos].

La iniciativa ha sido auspiciada conjuntamente por la Cruz Roja de Estados Unidos, la Cruz Roja de Gran Bretaña, la organización humanitaria Humanitarian OpenStreetMap Team y por Médicos Sin Fronteras (MSF). Según cuentan los miembros de Missing Maps su objetivo no es otro que mapear "los lugares más vulnerables de los países en vías de desarrollo", para así poder ayudar a Médicos Sin Fronteras y a los residentes de la zona a "reaccionar ante situaciones de crisis que se puedan producir en aquellas zonas".

Publicidad

El objetivo del encuentro del pasado jueves no era otro que mapear conjuntamente una zona de Uganda que ha crecido mucho en los últimos años. El trazado se reconstruyó gracias al uso de imágenes satelitales y de datos recabados por equipos de campo, para facilitar las labores de MSF sobre el terreno.

A lo largo de las tres horas durante las que se extendió el encuentro, los cartógrafos amateurs consiguieron localizar "más de 4.000 edificios y cerca de 170 kilómetros de carreteras", cuentan los organizadores.

Plus de 60 personnes présentes chez @mozilla pr ce #mapathon ! Objectif cartographier une zone en #Ouganda pic.twitter.com/Pa9tSc2ihf

— MSF France (@MSF_france) febrero 11, 2016

"Más de 60 personas se reúnen en la casa de @mozilla para la #maphaton. El objetivo es cartografiar una zona de Uganda".

Dos días antes del evento en París, varios voluntarios se concentraron en una antigua destilería de whiskey en Glasgow, Escocia, para mapear varias zonas residenciales y algunas calles situadas al sur de la provincia de Kivu, en la República Democrática del Congo.

La iniciativa Missing Maps vio la luz el pasado 24 de noviembre de 2014. Desde entonces, ha suministrado mapas de valor incalculable para cooperantes internacionales y para los vecinos de algunos de los lugares más remotos del planeta. Los mapas son desarrollados por voluntarios, y luego son supervisados por el equipo que se encuentra detrás del proyecto.

Publicidad

"La idea nos vino después de reunirnos durante muchas horas con algunos responsables de distintas ONG, explica el ingeniero Dale Kunce, uno de los fundadores del proyecto. Kunce trabaja para la Cruz Roja en Estados Unidos, país en el que vive y desde el que coordina todas las actuales iniciativas de mapeo que se están llevando a cabo online.

"Dentro de poco tendremos a más de 7.000 colaboradores voluntarios", explica Kunce a VICE News. "El proyecto está creciendo a pasos agigantados".

El altruismo que no muere — cada vez más españoles optan por las herencias solidarias. Leer más aquí.

PROCESOPaso 1

Los voluntarios, ubicados en lugares remotos, introducen las imágenes satelitales en OpenStreetMap

Paso 2

Los voluntarios comunitarios incorporan detalles de los vecindarios, tales como los barrios de la zona, los nombres de las calles y la ubicación de los centros de evacuación.

Paso 3

Las organizaciones humanitarias utilizan la información mapeada para llevar a cabos planes de reducción de riesgos y actividades para ayudar a los damnificados.

Diagrama facilitado por Missing Maps

El proyecto funciona de una manera auténticamente sencilla. Una ONG informa que necesita el mapa de algún lugar, entonces los voluntarios analizan las imágenes satelitales — que pueden conseguirse online gratis — para determinar la localización de los edificios, de las calles y de los lugares emblemáticos del lugar. Acto seguido, las imágenes de los edificios que acaban de ser incorporados al mapa son publicadas en streaming a tiempo real.

Publicidad

Una vez la información ha sido verificada y cotejada por los equipos que operan sobre el terreno, un mapa gratuito y todavía no autorizado se cuelga online.

Voluntarios de la Cruz Roja de Estados Unidos localizan entradas de agua en Sudáfrica con el objetivo de prevenir el riesgo de incendios. (Imagen por Daniel Joseph/Cruz Roja Estados Unidos)

Imagen vía Missing Maps.

"Los equipos que operan sobre el terreno registran los nombres de las calles, el uso de los distintos edificios — a escala cercana; es decir, mapean todo lo que no se puede ver desde el cielo", advierte Kounce.

"A día de hoy se han mapeado ya más de 2 millones de edificios — o sea, que 14 millones de personas ya están contempladas en el mapa".

Muchas de las 1504 peticiones de mapas contempladas en el proyecto de página web pertenecen a zonas del continente africano y han sido abandonadas de las iniciativas de mapeo global por compañías gigantescas, como Google.

"Mapear el mundo es una misión de lo más complicada", explica Kunce. "Esa es la razón por la que tenemos a varios socios y por la que seguimos buscando conseguir más".

El Niño desencadena la peor sequía africana en décadas y provoca una colosal hambruna. Leer más aquí.

Un mapa muestra los pozos de agua potable en Ecuador, otro localiza las aldeas que rodean a algunos de los volcanes más activos de Indonesia, hay también un mapa de las carreteras del África Occidental y de las infraestructuras empleadas para luchar contra el ébola. Las peticiones que recibe la web pueden llegar a variar tremendamente, pero todas comparten la misma vocación: han sido concebidas para ser de ayuda para los vecinos de algunas de las zonas más inhóspitas o castigadas del planeta.

Publicidad

Los campos de refugiados son algunos de los que aparecen de un modo más destacado en el listado de propuestas. Entre ellos está el campamento Nyarugasu de Tanzania. Se estima que a lo largo de los últimos meses, más de 80.000 personas han circulado por sus tierras, la gran mayoría huyendo de la inestabilidad política que azota a la vecina Burundi.

Un mapa del campamento de Nyarugusu vía OpenStreet Map.

""La Maphaton del jueves será de gran ayuda para nuestras misiones", relata Anne-Sophie Nardari, que supervisa los proyectos digitales de MSF. "Teníamos planeado llevar a cabo una campaña para localizar donde se concentran la malaria, el virus del VIH y la tuberculosis en la región de los grandes lagos, en Uganda. Sin embargo, nuestro problema es que ignorábamos cuánta gente vivía allí exactamente", cuenta.

"Los nuevos mapas nos han permitido calibrar el número de vecinos de promedio que debe de haber en cada barrio. Simplemente multiplicamos el número de casas por el de residentes estimados y ello nos permite planear mucho mejor nuestra intervención".

Los responsables de elaborar los mapas comparten descubrimientos y se alientan a través de Twitter.

This day is not off to a good start but mapping buildings on my coffee break is strangely therapeutic. — Aga Kreglewska (@NomadicAga)febrero 4, 2016

Hoy no es un buen día, pero de algún modo, mapear edificios en mi descanso matutino es extrañamente terapéutico. #missingmaps #hotosm

"Es un método divertido que a la gente le gusta. Y lo mejor de todo es que nos ayuda a optimizar nuestras misiones, de manera que, indudablemente, continuamos empleándolo", dice Nardari, quien espera que la iniciativa atraiga a una "comunidad regular de colaboradores".

Publicidad

Kounce también espera poder incorporar a nuevos colaboradores. "Se trata de una plataforma libre, y estaremos encantados de poder trabajar con otras ONG o, incluso, con aquellos gobiernos que puedan necesitar nuestros servicios".

De momento, desde ahora y hasta finales de marzo, ya se han programado otras doce Mapathons, que se celebrarán en distintos lugares de Europa y de Estados Unidos.

"Hace 18 meses, se trataba solo de algunos eventos aislados. Ahora son tantos los que se suceden por distintos lugares del mundo que hasta me cuesta estar al día y seguir cada uno de ellos", cuenta Kunce.

"Vamos a intentar desarrollar un sistema que sea todavía más accesible, de manera que la gente pueda actualizar los mapas cada vez que tengan un rato libre", concluye.

Sigue a Pierre-Louis Caron en Twitter : @pierrelouis_c

Sigue a VICE News En Español en Twitter : @VICENewsEs

Imagen vía Wikimedia Commons / Craig Mayhew and Robert Simmon, NASA GSFC.