el chico malo

La FA prohíbe a sus jugadores divertirse por culpa del fiestón de Rooney

Los jugadores ingleses ya no podrán salir a divertirse por "culpa" de Wayne Rooney.
18.11.16

La FA decidió prohibir a los jugadores de Inglaterra salir en las noches cuando estén concentrados con su selección; una decisión reminiscente de la década de los 80 cuando las federaciones autocráticas que creían que los jugadores deberían ser robots. ¿Por qué? Porque a Wayne Rooney lo cacharon llegando a una boda en un día de descanso, y supuestamente diez jugadores más tomaron hasta altas horas de la madrugada.

Publicidad

El lunes, The Sun (¿quién más?) publicó una foto de Rooney supuestamente "ebrio" en el hotel del equipo después de asistir a una boda privada. Las fotos fueron tomadas en la noche después de la victoria de Inglaterra sobre Escocia.

Rooney se disculpó con la FA y con el entrenador interino de Inglaterra, Gareth Southgate, pero podría perder la capitanía. Sin embargo, hay mucho más sobre los otros diez bebedores.

De acuerdo con The Sun: "Se dio a entender que varios jugadores acudieron a un club nocturno de la zona donde se divirtieron hasta las 4:30 de la mañana del domingo, día que se les había dicho tenían que reportarse".

Fue una escena que cayó como anillo al dedo para los periódicos de chismes, y los jugadores han recibido su justo castigo. La FA publicó un comunicado donde se lee: "Revisaremos nuestras políticas en torno al tiempo libre [de los jugadores] mientras estén concentrados con la selección". Se cree que los jugadores aún tendrán tiempo libre cuando sean convocados con Inglaterra, pero no podrán tomarse una noche completa, según informa la BBC. Seguro que esta medida le enseñará a esos niños malcriados sobre los riesgos del alcohol, el cual todos sabemos que es muy muy malo.

¿Pero saben a quién parece no importarle? Al entrenador más rebelde de todos, Jurgen Klopp. A Rooney lo cacharon tomándose unas cuantas cervezas en una boda, ¿a quién le importa?, opina Klopp.

"Me siento mal por los jugadores", Klopp comentó. "Vivimos en la parte buena de la vida, pero al final tal vez resulte una sorpresa que haya un ser humano detrás de este chico. Esta generación es la generación más profesional de futbolistas que jamás hemos tenido, no sólo en Inglaterra. Todas las leyendas que admiramos, bebían como demonios y fumaban como locos, y seguían siendo excelentes jugadores. Ya nadie hace esto.

"No tengo idea dónde se encontraba Wayner, pero estoy seguro que no fue algo serio".

Se dice que José Mourinho, entrenador de Rooney en el Manchester United, "no le agradó la situación", según la BBC. Si Rooney anotara goles con el United cada fin de semana estamos seguros que a nadie le importaría su comportamiento.