crimen y drogas

La policía española detiene al 'Mexicano', un cabecilla de la violenta pandilla Barrio 18

Su arresto es fruto de una investigación iniciada tras conocerse que la organización criminal, con una extensa implantación en Centroamérica y dedicada a la extorsión, al tráfico de armas y de drogas, trabajaba para emprender su actividad en España.

por VICE News
12 Septiembre 2016, 3:30pm

Foto del "Messicano" divulgata dalla polizia spagnola.

Síguenos en Facebook para saber qué pasa en el mundo.

La Policía Nacional española ha arrestado a alias "Mexicano", uno de los cabecillas de la organización criminal Barrio 18, una pandilla que cuenta con una amplia implantación en países centroamericanos como Honduras y El Salvador. "Mexicano", que fue detenido en Leganés, Madrid, y cuya verdadera identidad no ha sido revelada, había regularizado su estancia en España a través de una identidad falsa. De acuerdo con la información facilitada por la policía, el arrestado acumulaba diversas reclamaciones judiciales.

La operación que se ha saldado con la detención de este líder de la violenta pandilla se inició cuando agentes del cuerpo policial, en una investigación que contó con la colaboración de la policía de Honduras y El Salvador, constataron que los responsables de Barrio 18 en estos países habían dado instrucciones a sus miembros para que pusieran en marcha la actividad del grupo en España.

En la actualidad, esta organización criminal no tienen un único dirigente que la controle, sino que cuenta con varios líderes a nivel internacional que interactúan para marcar las directrices por las que debe guiarse la organización. "Mexicano", que en el momento de la detención llevaba consigo un DNI con una identidad falsa, está ahora internado a la espera de que se ejecute su sentencia condenatoria de expulsión.

Insight Crime, fundación dedicada al estudio de las organizaciones criminales en Latinoamérica, sitúa la aparición de Barrio 18 en la ciudad de Los Ángeles como una pandilla callejera. Aunque algunos remontan sus orígenes a finales de los años cincuenta, el grupo comenzó a tomar su forma actual en los años setenta, luego de dividirse de la pandilla Clanton 14th Street. Ganó notoriedad por su papel en los disturbios en esa ciudad después de la absolución de los policías que golpearon brutalmente a Rodney King, un conductor afroamericano.

En imágenes: así era Cojutepeque, una de las peores cárceles de El Salvador. Ver aquí.

Barrio 18 se expandió después hacia el sur en Centroamérica y México, como resultado de un cambio en las políticas de inmigración de Estados Unidos en los años noventa que provocó un aumento del número de cargos criminales por los cuales un extranjero podía ser deportado a su país de origen.

Se trata de una organización criminal de naturaleza transnacional, cuyas principales vías de financiación son las extorsiones, definidas como "el impuesto de la guerra" —que consiste en exigir rentas semanales a empresarios y comerciantes—, el tráfico de estupefacientes, los secuestros exprés, el tráfico de armas, el robo de vehículos, la ocupación de inmuebles para su posterior alquiler a otras personas y el pago de las cuotas fijadas a sus miembros.

Las maras o pandillas delictivas como Barrio 18 surgieron debido a la marginación, los problemas familiares y la delincuencia común de muchos jóvenes de origen latino establecidos en Estados Unidos. Aunque los primeros integrantes de las maras procedían de El Salvador, en la actualidad su nacionalidad es diversa e incluye a ciudadanos de Honduras, Nicaragua, Ecuador, Perú o Colombia.

Actualmente, las maras se organizan en un sistema de células territoriales llamadas "clicas", que son agrupaciones de jóvenes de entre 25 y 50 miembros, que hacen del delito su medio de vida.

Sigue a VICE News En Español en Twitter: @VICENewsEs