Podrías volverte vegetariano solo para comer esta coliflor rostizada todos los días

FYI.

This story is over 5 years old.

Podrías volverte vegetariano solo para comer esta coliflor rostizada todos los días

El sabor tostado de esta coliflor, junto con la frescura de la granada y las especias de la tahina hecha en casa, hará que dejes de creer que lo vegetariano es aburrido.
fat-pasha-cauliflower

La coliflor es una de esas verduras que puede ser fácilmente descartada por ser un crudité para rellenar el plato. No aporta nada, nutricionalmente hablando, en comparación con otros vegetales, pero ésa es una de sus ventajas: al carecer del contenido de clorofila que tiene su primo el brócoli puede adquirir muchos sabores. Sabe a lo que le pongas.

Para un enfoque maximalista, dirígete con Anthony Rose de Fat Pasha en Toronto, quien toma un clásico platillo de coliflor frita del oriente medio y lo embellece con un montón de acompañamientos sabrosos que te harán olvidar que estás comiendo una col mutante.

Publicidad

En primer lugar, rostiza una cabeza entera de coliflor. Es necesario que quede color café, (como tiene muy pocas azúcares naturales puede soportar una gran cantidad de calor sin quemarse).

Mientras tanto, prepara la salsa picante con los chiles, el perejil, el cilantro y el ajo, y crea una tahina sencilla.

En cuanto la coliflor salga del horno, ponle un poco de queso Halloumi en cubos, baña con salsa picante y tahini, y espolvorea semillas de granada y piñones tostados.

Y nunca vuelvas a pensar que un simple vegetal no puede servir como centro de mesa para la cena.

RECETA: Coliflor rostizada con tahina, Halloumi, y granada.