Fui con la princesa Letizia al ultrashow de Noguera

Y esta vez me presentó a Felipe.

|
03 febrero 2014, 10:52am

Un día me encontré con la princesa Letizia en un concierto de Eels. Estuvimos hablando de cine y literatura y al día siguiente lo conté por aquí. Meses después me llamaron de El País para rememorar la batallita, lo que confirmó que el asunto tenía interés informativo. Hace dos semanas volvimos a vernos en el cine, antes de entrar a ver El lobo de Wall Street, y en esa ocasión nos saludamos pero ya no conté nada por aquí. Ni siquiera se lo conté a mis abuelos. Coincidir con ella se había convertido en algo extrañamente normal.

Bueno pues, lo creáis o no, este fin de semana nos volvimos a tropezar, ni más ni menos que en un ultrashow de Miguel Noguera en Madrid. Me dijo “parece que tenemos los mismos gustos” y me presentó a su marido. Esta vez la sensación de normalidad fue incluso mayor porque ella y Felipe compartían mesa con unos amigos que no delataré porque así me lo han pedido. Cuando acabó la función se quedaron a saludar a Noguera, así que le envié un whatsapp: “¿Qué tal con tus fans los príncipes?”. A lo que el cómico respondió: “No paro de darle vueltas. Blackout absoluto. Pantalla fundida”.

Es probable que la princesa Letizia me persiga porque me confunde con su ídolo.

Si no sabéis en qué consiste un ultrashow os cuento que es una cascada de ideas delirantes y que el sábado, los príncipes de Asturias, sus escoltas y yo escuchamos historias sobre un cuñado que llama hijo de puta al niño Jesús, un pene que es más grande en reposo, señoras deseando follarse a un profesor que grita “yo me fumo los pelos del coño de tu puta madre”, el papa Francisco sudando mucho, una niña de cinco años que por error abraza los genitales de su padre, un vecino con la cara de tu padre en su pulgar, un Papá Noel negro quemado vivo y gente pasándose el cadáver de Raphael como una pelota de Nivea.

Compartir semejante desvarío con Sus Altezas Reales me dejó como a Noguera. Blackout. Pantalla fundida. Sólo se lo conté a mi familia porque son fans del ultrashow, a Rocío porque estuvo presente en todos mis encuentros con Letizia -la princesa es fan suya desde que la vio actuar en Diamond Flash- y a Ignatius porque fue el telonero de Eels aquel día tan señalado. Se lo conté también a Juanjo, nuestro nuevo compañeiro en la redacción y seguidor (al igual que Noguera) del programa ‘Qué tiempo tan feliz’. Juanjo me dijo: “Iago, esto es noticia”. Yo la verdad no pensaba escribir nada al respecto, pero tiene toda la razón.

Más VICE
Canales de VICE