Alimentacón

Comí sólo microalgas por un día y me preparé para el futuro

Los 'snacks' del futuro saben un poco como la comida que le das a los peces de tu acuario.

por Kristian Nielsen
23 Enero 2017, 6:00pm
Onemeal alger. PR foto

Foto de Martin Kaufmann.

Esta historia fue originalmente publicada en danés en MUNCHIES DK.

Justo tienes el estómago vacío de la tarde noche, entre el buffet de la cafetería y la cena de hoy, la cual seguramente será algo para llevar cuando regreses a casa. Debes atender tu estómago, pero el tentempié entre comidas no tiene porqué ser plátanos o chocolates. He visto y probado la luz, debe ser una taza de microalgas.

Algas en una taza: ¿No es eso una comida de peces o personas con dietas extremas? De hecho, las microalgas es el nuevo ingrediente favorito de la gastronomía y son el origen de una invención danesa llamada Onemeal.

Para no hacer el cuento largo, Onemeal es un snack en polvo, lleno de sabor, acompañado por los términos populares: miso café y blanco, proteína de chícharo, espirulina y clorela. Onemeal fue creada por los chefs Francis Cardenau, Mikkel Marbjerg y Nikolaj Kirk, quienes juntos buscan difundir el mensaje de que las microalgas ya son comestibles.

LEER MÁS: Las algas podrían salvarnos de la crisis alimentaria mundial

Estoy dentro de la cocina con Francis y Christina Høgh Selmer Kirk, los directores de Onemeal, para ver cuánta alquimia es necesaria para crear nuevos sabores. Los chefs han experimentado durante varios años para hacer que las algas sean apetitosas. "Las microalgas son repugnantes", dice Christina. "Sabe casi a comida para peces. Es un sabor difícil de ocultar y se ha convertido en un verdadero reto para nosotros. Las microalgas son saludables, pero si saben como acuario, la gente no querrá comerlas".

Onemeal alger. Foto: Kristian Nielsen

Foto de Kristian Nielsen.

La salud es el menor de sus problemas. Si llevaras a cabo una investigación sobre súper alimentos, tendrías problemas para encontrar un alimento que supere a éste. Las microalgas son una de las mejores fuentes de proteína encontradas en la naturaleza (con el doble de proteína contenida en la res), y junto con otros ingredientes, es una explosión de ácidos grasos omega-3, hierro, calcio y vitaminas, combinación que sirve para aliviar el estómago de todos nosotros que estamos demasiado ocupados para comer saludablemente y alimentos variados todos los días.

El punto es hacer algo saludable por el cuerpo, sin que el costo tenga que pagarlo el medio ambiente. Por lo tanto, todos los ingredientes son orgánicos, y los creadores están trabajando para encontrar fuentes locales de sus productos. Hay algunos productores de microalgas orgánicas en Dinamarca, pero desafortunadamente nadie produce la cantidad total que Onemeal requiere.

Para probar el sabor y los atributos de Onemeal, me he impuesto un reto a mí mismo. Antes de conocer a Francis, voy a vivir durante un día entero solamente con sopa de algas en polvo. Por supuesto, Onemeal no fue creada para eso, pero quiero ver qué puede lograr esta dosis de súper alimento por mi cuerpo deteriorado.

LEER MÁS: El kelp podría ser la única esperanza de nuestros océanos

Torsten Rojas-Danielsen de Onemeal se ríe un poco de la idea. No debería ser un problema, en cuanto a salud, pero sí quiere advertirme: "Probablemente puedas tener malestar estomacal. Pero, como dice Francis: 'pasaría lo mismo si comieras foie gras todo el día'".

Mientras soñaba despierto con pasar un día comiendo nada más que hígado graso de ganso, serví el polvo verde en un vaso para mi desayuno y me preparé para mi día siguiendo una dieta de algas. "¿Qué es eso?", pregunta escéptico mi compañero. La mezcla me recuerda al barro diluido con un color verde muy oscuro que corresponde al olor. El olor es como de comida para peces, pero al mismo tiempo no lo es. El tomillo y el miso mejoran el aroma. Sabe mejor de lo que huele y me recuerda a un tipo de sopa en polvo japonesa.

Foto: Martin Kaufmann

Foto de Martin Kaufmann.

Alrededor de las dos en punto, he terminado mi tercera porción. Los expertos dirían que necesito comer entre 15 y 20 Onemeals a lo largo del día para obtener suficientes calorías, pero eso no me parece realista. Un efecto secundario (o una ventaja, dependiendo si le preguntas a las papilas gustativas o al corazón) es que bebo mucho menos café, porque siempre tengo un vaso de líquido caliente conmigo. Por otro lado, siempre puedo notar la consistencia de las algas. La sensación en mi lengua es parecida a la que tuve cuando mastiqué hojas de coca, pero sin el efecto anestesiante o la euforia.

Para cuando llegué a la séptima porción, comencé a agregar mi propio estilo. Necesitaba algo para masticar, así que primero añadí una porción de macarrones y luego queso rallado. Le ofrece una gran transformación y la última Onemeal de la noche pasa sin problema.

Al día siguiente, Francis está ansioso por escuchar los detalles de mis experimentos agregando cosas como pasta a su producto. No debería sentirme culpable por mezclar las cosas. "Siempre estamos intentando cosas nuevas para encontrar el sabor y balance perfectos. Intentemos con maca", dice, y toma un poco de berros peruanos y moras secas. Claramente el objetivo de Onemeal no es simplemente servir como snack.

"A veces lo uso como especia", dice Christina. "Solo una cucharada de verduras sofritas encima. Una vez Francis preparó sopa de tomate y vertimos una cucharada de Onemeal, sabía fantástica".

Onemeal alger. Foto: Kristian Nielsen

Foto de Kristian Nielsen.

Francis revuelve la nueva mezcla de moras y agua de rosas. La solución morada sabe bien, pero adquirió una consistencia inconveniente. "Por supuesto, ¡debí haber usado agua caliente!", exclama Francis y toma un recipiente nuevo. Coloca el bol anterior a la pila de intentos fallidos, en medio de botellas miniatura de esencias y fragancias de todo tipo, así como matcha, wasabi y proteínas. "No puedes derramar esto", dice mientras añade una pizca de clorofila a su nueva invención. "Cuesta 5,000 coronas el kilo" (casi $750 dólares).

La dulzura de las moras, combinada con el vinagre, el chile y otros ingredientes trabajan bien juntos y crean un marcado sabor diferente del original a proteína de chícharos. Es el primer paso hacia la creación de un producto tipo postre que podrá satisfacer a quienes usualmente anhelan algo dulce para saciar el hambre.

Una de las cosas más difíciles acerca de comer Onemeal durante un día entero es que no hay nada que masticar. Debido a que el producto fue creado como snack, esta característica no es tan relevante para la mayoría de los consumidores, pero el equipo está consciente del problema. "Estamos considerando hacer piezas congeladas de tofu o verduras como parte de la mezcla", dice Christina, "para tener un poco de textura".

LEER MÁS: ¿Cuál es la comida del futuro?
Onemeal alger. Foto: Kristian Nielsen

Foto de Kristian Nielsen.

En la cocina, Francis continúa sus experimentos. En medio de una mezcla intensa con cada vez más wasabi, haciendo que sus ojos lloren, de pronto se le ocurre una idea y empieza a buscar por todos los estantes. Regresa con tahini y aceite de sésamo, inmediatamente comienza a mezclar miso, espirulina, jengibre, proteína de chícharos y clorofila. Empieza a cantar esa canción de Cruella de Vil (en francés) y añade el último ingrediente con un pequeño baile. Parece que ha logrado algo.

"¡Esto sabe realmente bien!", afirma Christina y tiene razón. La espesa dulzura de las semillas de sésamo y el vinagre cortante y discreto proporciona un buen contraste para las microalgas, lo cual me agrada. Es casi mejor que la original. Francis ve el potencial, pero su paladar Michelin entrenado siguen hacia delante y empieza a discutir la posibilidad de tostar el sésamo.

Cuando abandono la cocina, están trabajando en otra mezcla y yo aún tengo el sabor del miso y lemna en la boca. Si Francis y el equipo de Onemeal son confiables, debería acostumbrarme a eso. Las microalgas son parte de la dieta del futuro, nos guste o no.