Film

Filmaffinity Vs. IMDB; o España contra el cine

En IMDB todo el mundo puede votar, en Filmaffinity solo votan españoles cinéfilos: el choque está servido.

por Jorge Decarlini
14 Noviembre 2016, 4:00am

Hernán Piñera

Viernes noche. Una pareja reciente, de esas que se conocen más por fuera que por dentro, da un paso más en su relación compartiendo una agradable velada en el cine. Un dubitativo beso, a medio camino entre la mejilla y la boca, una sonrisa y qué guapos que estamos. Al enfrentarse a la cartelera, entre sus aversiones a determinados géneros y el horripilante diseño de según qué carteles, el debate se reduce a tres o cuatro opciones. Sin más elementos de juicio, recurren a Internet, que todo lo sabe y todo lo salva. Y ahí llega el cisma. Mientras uno enarbola su móvil con la aplicación de IMDB, otro blandirá su teléfono con la pantalla azul de Filmaffinity. Porque las valoraciones, claro, no coinciden. El horror, el horror. Cada uno defenderá su opción con uñas y dientes y, quién sabe, quizás hasta arranque una acalorada discusión que concluya con ambos consultando a sus respectivos amigos si hay planes para esa noche.

Pero esta terrible disyuntiva no se limita únicamente a las películas de estreno. Pongamos que esa pareja, en lugar de estar en la puerta del cine, ya está tan afianzada que tiene como mejor plan semanal parapetarse bajo una manta y elegir una película en Netflix o entre las almacenadas en su disco duro (nótese el eufemismo). Como si del piedra, papel o tijera se tratase, uno sacará Filmaffinity, otro sacará IMDB, y ya estará el lío formado de nuevo.

Huelga explicarlas pero, por si hubiese algún despistado en la sala, la virtud principal de IMDB reside en contar con una infinita base de datos. Cualquier duda cinematográfica que tu retorcido cerebro pueda concebir, cualquier apuesta freak sobre actores coreanos o directores húngaros, allí será resuelta. En cambio, Filmaffinity se ha hecho fuerte gracias a una nutrida comunidad cinéfila, donde cobran valor las críticas de los usuarios. ¿Dónde está el problema? Pues que en estos tiempos si no estás conmigo estás contra mí, y bastaría soltar a miembros de ambos bandos en un recinto cerrado, nombrar algunas películas escogidas, y ríete de un comité federal del PSOE.

El motivo de fricción no es otro que la nota numérica que ambas plataformas ofrecen de las películas, calculadas con los votos de los usuarios registrados (IMDB es estadounidense y sus votos internacionales, mientras que Filmaffinity es española). Esto, que puede parecer una pamplina, no lo es en absoluto. Gracias a un sesudo análisis de estos resultados, podemos determinar numerosas peculiaridades del cinéfilo patrio.


El cine es una cosa muy seria

El usuario de Filmaffinity viste batín, bebe brandy y su expresión facial sólo tiene dos registros: seriedad pétrea o disgustada mueca. Su religión sólo le permite reír viendo alguna de Billy Wilder o Charles Chaplin. ¿La comedia actual? Una mierda pinchada en un palo. Comparemos algunas calificaciones. Mientras que 'Resacón en Las Vegas' obtiene en IMDB un notable 7.8, en Filmaffinity sólo llega al 6.6. Siguiendo esta línea, 'Virgen a los cuarenta' tiene un 7.1 frente a un 5.5 o 'Infiltrados en clase' un 7.2 contra un 5.6. Siempre un punto o más de llamativa diferencia. Lo mismo ocurre con 'Hot Fuzz' (7.9 y 6.8) y 'Zombieland' (7.7 y 6.6).

Uno podría pensar que las comedias de Wes Anderson, sin duda más estéticas, recibirán un mejor trato por parte de la plataforma española. Pues se equivoca. Anderson toca la cima con un triste 7.3 ('Fantástico Sr. Fox') y un 7.2 ('Moonrise Kingdom' y 'El gran hotel Budapest'), notas que, ojo, coinciden con sus peores registros en IMDB, donde el director tejano cae con 'Life Aquatic' y 'Viaje a Darjeeling'. Le pasa hasta a Scorsese con su excepcional 'El rey de la comedia' que, pese a no encuadrarse en este género, lleva la palabra maldita en el título. Por tanto, le cascan una de las peores notas de su filmografía (6.6, frente al 7.8 de IMDB), y a otra cosa. En realidad, este mirar por encima del hombro a la comedia es algo intrínseco del cinéfilo español, como muestran los académicos, que no las nominan al Goya ni con sobornos de por medio. Menos mal que tenemos fama de graciosos, ¿eh?

Pero, si alguien quiere asquear profundamente a Filmaffinity, que miente la comedia disparatada. Sirvan como ejemplo las dos primeras de los hermanos Farrelly, que reciben en IMDB un 7.3 y un 6.9, respectivamente, mientras que aquí se le da un 5 raspado a ambas. Más de dos puntos de diferencia en 'Dos tontos muy tontos'. Cómo se te queda el cuerpo. Y de las comedias románticas mejor no hablamos, que no queremos que el usuario de Filmaffinity estrelle su vaso de brandy contra el televisor y manche la moqueta. Pero vamos, pueden hacerse una idea.

Un 6,8 en FilmAffinity es insultante

Aquí no disfruta ni dios

¿Dónde se ha visto pasarlo como un niño chico viendo una película? Prohibido también. Las películas de entretenimiento no pueden ser geniales, al menos a juicio de Filmaffinity. Basta con 'Parque Jurásico', cuya nota es de 7, frente al 8.1 en IMDB. O 'Atrápame si puedes', con un 7.3 en lugar del 8 o, el caso más flagrante, el 7 de 'Tiburón' ante el 8 en IMDB. Queda claro: Spielberg jamás será un genio porque hace películas para que la gente se lo pase bien. A menos, claro, que trate temas serios como, qué sé yo, el Holocausto. Ahí sí que se pueden alabar sus técnicas narrativas y darle un 8.7, lo que sitúa a 'La lista de Schindler' como la quinta mejor película de la historia para Filmaffinity. Aun así, en IMDB la puntuación es mayor (8.9).

Otro caso paradigmático es 'Regreso al futuro'. Ocurre con toda la trilogía, pero especialmente con la primera entrega. En IMDB recibe un justo 8.5, pero para Filmaffinity sólo llega al 7.5. Mayor diferencia se observa con 'Los cazafantasmas', que baja más de un punto, del 7.8 al 6.5, en función de la web consultada. Y, siguiendo con Bill Murray, la deliciosa 'Atrapado en el tiempo' también se queda en un 7.5 en Filmaffinity, mientras que supera el 8 en IMDB.

Existe la creencia de que en Filmaffinity únicamente se valora el cine clásico, pero es mentira. Guste o no, los ejemplos anteriores ya han alcanzado ese status en el séptimo arte, por lo que sería más preciso aseverar que Filmaffinity se rinde sólo ante determinados clásicos (los Kurosawa, Kubrick, Mankiewicz o Lubitsch, entre otros genios). Ojo, eso no quiere decir que en IMDB se les minusvalore, ya que los notas son similares o incluso mayores en muchos casos. Lo único que eso significa es lo que se detalla en el próximo epígrafe.

A un director... ¿se le respeta?

A estas alturas, podemos decirlo claramente: en IMDB hay mejores personas que en Filmaffinity. Los usuarios de la web española representan esa clase de personas que jamás ponen un 10. "Es que un diez es la perfección, y ninguna película es perfecta", arguyen. ¿Pero cómo que ninguna película es perfecta? Hay decenas, probablemente más de un centenar, de películas perfectas. Las que te hicieron reír, llorar, aguantarla respiración o suspirar, o incluso todo a la vez, hasta la extenuación. Reservar el diez para una película que está por llegar, como si de un advenimiento mesiánico se tratase, son ganas de vivir amargado. En IMDB también acogen con un corazón más puro a la clase media. A aquellas obras apañadas, con las que puedes pasar un rato agradable pero no te cambiarán la vida, y que son valoradas en torno al notable. Quizás demuestran empatía con el esfuerzo titánico que suele suponer levantar una película, sin minusvalorar o suspender desde su púlpito.

Lo mismo demuestran las notas más bajas que un director registra. Si alguien se ha ganado un nombre, en IMDB suelen respetárselo. En Filmaffinity no. Van al cuello. Volviendo a uno de los mejores cineastas de la historia, Scorsese tuvo un bajón tras 'Casino'. Cierto es que 'Kundun' no cuajó, pero IMDB le pone un 7, mientras que la plataforma española le casca un 6.2 ¡Un 6.2 a Scorsese, que hasta en Filmaffinity tiene cuatro películas por encima del 8! Y no sólo eso, sino que prorrogan la mala racha con un 6.3 para 'Al límite', un 6.7 para 'Gangs of New York' y un 6.3 a 'El aviador'. Obviemos la protagonizada por Nicolas Cage, pero las dos últimas son una puñalada en el costado en una calle oscura. Como muestra, el 7.5 que se llevan ambas en IMDB.

Otro buen ejemplo es David Fincher. En Filmaffinity puntúan como se merece (o casi) a 'Seven' (8.3) y 'El club de la lucha' (8.1). Pero, sorpresa, cuando se consultan dos de sus obras posteriores... el resultado es inconcebible. Películas con un 6, 6.7 y 6.9, siendo, además, las dos últimas dos maravillas llamadas 'Zodiac' y 'La red social'. Es un director que parece gustar en Filmaffinity, las películas son buenas pero, aun así, llega la estocada. En IMDB, sólo por comparar, ambas películas tienen un 7.7.


Trailer de 'Los santos inocentes', la única película española con un notable alto en Filmaffinity

Ese trozo de mierda llamado España

Y llegamos al cine patrio que, al contrario de lo que muchos aún se piensan, no es un género. Y, por tanto, es un apartado que daría para un artículo independiente. Ojo a esto: para los usuarios de Filmaffinity, desde 1990 hasta la actualidad, no hay ni una sola película que merezca una valoración superior al 7.7. Ni una. En IMDB, únicamente consultando la filmografía de Pedro Almodóvar, ya se encuentran dos ('Todo sobre mi madre' y 'Hable con ella'). Estas valoraciones no son, ni por asomo, casos aislados en la filmografía del manchego. Otro ejemplo. Para los votantes de Filmaffinity (recordemos, españoles), únicamente dos películas de Álex de la Iglesia merecen pasar del 6. Se trata de 'El día de la bestia', con un 7.1, y 'La comunidad', que registra un 6.9. En cambio, para IMDB únicamente uno de los doce largometrajes del director merecen menos que el 6, y raspando (su última película hasta la fecha, 'Mi gran noche'). Y lo mismo ocurre con otros directores modernos, si es que se puede llamar así a todo lo aparecido en las últimas tres décadas.

Regresa el supuesto respeto al cine clásico por parte de Filmaffinity. Hay una irrebatible infravaloración al cine español actual, ya que la película más reciente en su top 15 nacional data de 1984 ('Los santos inocentes'), pero eso ni siquiera significa que las joyas españolas de Berlanga, Buñuel o Bardem sean suficientemente valoradas. Si es que hasta 'Plácido' o 'Viridiana' tienen mejor nota en IMDB que en Filmaffinity.

Habrá quien diga que no hay que darle más vueltas y que, sencillamente, los usuarios españoles votan más bajo absolutamente todas las películas. Fin de la discusión. Pero no, basta darse una vuelta por algunas filmografías para desmentirlo. Incluso ocurre con dos maestros del séptimo arte. Las obras de Woody Allen tienen, en casi toda su dilatadísima carrera, mejores registros en Filmaffinity que en IMDB. Y lo mismo sucede con algunas películas (curiosamente, las más valoradas) de Clint Eastwood. Así que no es una máxima absoluta y, si el votante español no puntúa mejor a sus compatriotas es, sencilla y puramente, porque no quiere.

La cuarta mejor película de la historia... ¿de verdad?

Dame fans y llámame tonto

¿Significa esto que IMDB es el lugar perfecto para consultar las notas de las películas? Pues no, tampoco es eso. Algo que lo ejemplifica es el enorme poder que tienen en la web los seguidores de determinadas sagas. Sin ir más lejos, para los usuarios de IMDB, la trilogía de 'El señor de los anillos' se encuentra, al completo, dentro del top 15 de la historia del cine. En el undécimo, décimo quinto y octavo puesto, respectivamente. Otra muestra de la importancia de los fans en IMDB es la buena aceptación que tiene el cine de superhéroes, algo difícilmente entendible para el espectador neutral.

Y, si de superhéroes y fervorosos seguidores hablamos, nadie mejor para aunar ambos temas que Christopher Nolan. Para los miembros de IMDB, la trilogía de Batman alcanza tales cotas de genialidad que sitúan a 'El caballero oscuro' como... ¡la cuarta mejor película jamás hecha! Huelga decir que, en Filmaffinity, no aparece ni entre las 150 primeras. Pocos directores aglutinan una legión de seguidores desatados que defiendan sus obras a capa y espada. Echándole un vistazo a IMDB, queda claro que Nolan es uno de ellos, puesto que casi todas sus películas más allá de Batman se encuentran en el top 50 histórico ('Memento', 'El truco final', 'Origen' e 'Interstellar'). Algo similar, aunque en menor medida, le ocurre a Tarantino. Tras sus esplendorosas obras iniciales, fue a partir de 'Kill Bill' cuando se convirtió en un icono pop al que se le aplaude todo, como prueban sus puntuaciones. Si parece evidente que en Filmaffinity se sobrestima el pasado, es innegable que los votos de IMDB tienen cierta querencia a elevar la modernidad.

En definitiva, que en todos lados cuecen habas. Si te identificas con alguno de los dos perfiles, ya sabes en qué página debes registrarte. Pero si eres como la tierna pareja que lo único que quiere es decidir qué película ve en el cine, conviene seguir guiándose por recomendaciones personales, críticas, información especializada previa al estreno y trayectorias de directores, actores o guionistas. Eso, o ponerte el tráiler, siempre que pertenezcas a ese extraño grupo de personas a las que no le importa que le destripen todo lo que posteriormente va a pagar por ver. Y si la parejita lo que busca es disfrutar de una película en casa, que vaya a lo seguro y se ponga las de 'El padrino'. Sus revisionados nunca están de más y, atendiendo a los rankings de las mejores obras de la historia, es casi en la única cosa en la que IMDB y Filmaffinity se ponen de acuerdo.

Sigue al autor en Twitter en j_decarlini.